Aqui fanaticas y fanaticos de los Jonas Brothers en Venezuela y como en otros paises.. da click y unete al mundo de la diversion Jobromania
 
ÍndicePortalRegistrarseConectarse
¿Quieres participar en la nueva imagen del foro? Ingresa AQUI y deja tu comentario

Comparte | 
 

 Things will never be the same (nick y tu)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
Ir a la página : Precedente  1, 2, 3, 4  Siguiente
AutorMensaje
sweetbaby_majo
Gran forista y Jonatica
Gran forista y Jonatica


Cantidad de envíos : 6488
Edad : 24
Localización : Ecuador
Fecha de inscripción : 14/02/2011

MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Junio 26th 2011, 20:13

me encantaron los
capitulos voy a
esperar x los otros
capitulos =D
Volver arriba Ir abajo
JB.Forever
Forista!


Cantidad de envíos : 102
Edad : 19
Localización : chile
Fecha de inscripción : 24/06/2011

MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Junio 26th 2011, 21:01

bueno aqui van mas
capitulos y
creeo que subire
unos 4 mas
no estoy mu segura Mmm

Capítulo 8


La entretenida melodía del timbre anunciando la llegada de alguien me distrajo completamente de la lectura, me había perdido en ese libro, era extraordinario, provocaba en mi suspenso y un sinfín de extrañas emociones, ni siquiera me había percatado de que ya era tiempo de almorzar.
Bajé corriendo la escalera y abrí la puerta.
-Hola Nick – sonreí amistosa dándole el espacio necesario para que ingresara a mi hogar.
-Hola – besó mi mejilla con delicadeza.
-Lamento informarte que aún no he almorzado y mi estómago grita por saciarse pronto de comida, así que… tendremos que postergar el estudio unos minutos… ¿te molesta?
-Por supuesto que no tontita, no voy a quitarte el derecho de comer…, además yo también tengo un poco de hambre – dejó al descubierto levemente su adorable sonrisa y me apresuró a entrar pronto a la cocina.
-Perfecto, eso me favorece… ¿me ayudas a cocinar algo? – me estaba aprovechando de la situación…, pero Nick cocinaba delicioso y…, digamos que yo era bastante mala como cocinera…, cocinaba asqueroso, simplemente no sabía y Nick tenía el don de crear comidas exquisitamente apetitosas.
-No puedo decirle que no a mi BFF – parecía entusiasmado.
Nick sabía como dárselas de chef…, era algo que admiraba de él, para él un almuerzo no era ir a comprar un par de hamburguesas y listo, no, para Nicholas un almuerzo era algo a lo que se debía dedicar tiempo de preparación… y así lo hizo, preparó un delicioso almuerzo para dos, carne salteada con arroz primavera y una serie de frescas ensaladas… oh, y también en vez de gaseosa el mismo se dedicó a preparar una jugo natural de frutillas..., sabía que era mi fruta favorita y… lo adoraba, todas las cosas que hacía para complacerme, no existía en la tierra un amigo mejor que él.
Luego de comer nos enfocamos en estudiar esforzadamente matemática…, sabía que él las detestaba, por lo que hacía lo imposible para que no se le hicieran latosas mis explicaciones…, pero también, Nick ponía mucho de su parte, era muy aplicado, no era de esos chicos a los que les estas explicando y en su mirada parecieran que están perdidos en su tonto mundo de autos y chicas…, por el contrario, Nick no era así, siempre me prestaba atención, así que estudiar con él no era un problema, era más inteligente de lo que él mismo creía…, su único problema era frustrarse demasiado con cada ejercicio.
Eran las ocho con treinta y cinco minutos, ya era demasiado…, llevábamos más de 4 horas estudiando y en su rostro ya era evidente el estrés…, pobre, si seguíamos colapsaría…, ecuaciones algebraicas de tercer grado…, admito que esos ejercicios eran para hacer que tu cuaderno de matemáticas se suicidara.
-Ya es suficiente por hoy – musité comprensivamente, debía estar harto de tantos problemas.
-No, ___(tn), me estás prestando tu ayuda, sigamos estudiando…
-Nick, no voy a seguir torturándote…, además ya estudiamos bastante, y lo entendiste todo perfectamente bien.
-Eres muy considerada… - acercó su suave mano a mi mejilla y la acarició delicadamente.
-Solo me pongo en tu lugar, no soportaría estar tanto tiempo estudiando una materia que detesto.
-Entonces… ¿Qué panorama tenemos como siguiente actividad? – dijo enérgico poniéndose de pie.
-¿Panorama? – murmuré extrañada – solo íbamos a estudiar.
-No…, además ¿crees que me iré así nada más?, quiero divertirme, en casa me aburro mucho, siempre esta Joe molestando, Frankie haciendo ruido y conspirando en mi contra con Joe para hacerme bromas pesadas…, sabes que detesto las bromas, en cambio cuando estoy contigo todo está bien y en calma – sonrió.
-Bueno…, podríamos ver una película…, tengo golosinas y palomitas – dije amistosa.
-Perfecto, porque tanto estudio ya me dio mucha hambre.

Preparé las palomitas y me dirigí con una enorme bandeja llena de golosinas y apetitosos bocadillos a mi habitación. Nicholas se encontraba acostado sobre mi cama, la televisión ya estaba encendida y entre sus manos sostenía el control.
-Espero que podamos con esto – dije señalando toda la comida que llevaba solo para nosotros dos, era demasiada.
-Puse una película de terror – dijo esperando quejas de mi parte…
Ay Nick, sigues pensando que soy una pequeña que se aterroriza con las películas de terror.
-¿Enserio?, ¿cual? – dijo exagerando la emoción…, noté como mi reacción lo dejó sorprendido.
-Una… de…de zombies – musitó algo desconcertado - ¿pensé que me regañarías?
-Nick, las películas de terror, en especial las de zombies, son mis favoritas desde los once años, no me dan miedo – solté una suave risita ante su cómica expresión.
Me acomodé a su lado con la bandeja sobre mis piernas y cuando estuvimos perfectamente cómodos le puso “play” a la película.
Era la típica película apocalíptica, de un virus malévolo que se expandía mundialmente y convertía a las personas en caníbales viciosos, con el típico grupo de sobrevivientes que luchaban por encontrar un lugar donde pudieran estar a salvo…, era divertido, siempre se trataban de lo mismo pero algunas variaciones tenían y… digamos que esas variaciones la mayoría del tiempo eran bastante interesantes y de vez en cuando creaban mucha mas intriga y suspenso.
-___(tn) – susurró de repente.
-¿Qué pasa? – dije sin prestarle mucha atención, mi mente estaba totalmente metida en la película.
-Estem… mañana… ¿___(tn), me estás escuchando? – sonó molesto, y debía estarlo, ni siquiera lo estaba mirando.
-Si…, perdona, puedes pausarlo – puedo llegar a ser muy antipática y estresante cuando se trata de una película que me gusta.
Tomó el control y pulso el botón indicado para que la reproducción se detuviera.
-Mañana hay una fiesta, es para los chicos de preparatoria y… me gustaría que fueras – sonrió.
-¿Una fiesta?..., ¿Desde cuando quieres ir a una de esas fiestas? – fruncí el ceño.
-Meaghan me pidió que fuera.
-¿Y yo que tengo que ver ahí? – musité molesta, no me agradaba para nada la idea, yo era completamente sobrante en esa invitación.
-Bueno… es una fiesta para TODOS los chicos de preparatoria, tú estás en preparatoria si no me equivoco – dijo sarcástico – y eres mi amiga, me gustaría que fueras conmigo – sonrió simpático.
-Es que… no sé…, me van ha echar, sabes lo molestosos que son, a pesar de que vaya en el mismo grado que ellos… me discriminan por tener quince – dije triste, era penoso sentirse tan rechazada solo por ser menor.
-No te van a echar, no pueden hacerlo, además… ellos son así contigo simplemente porque te tienen envidia, vas tres años adelantada y eres mucho más inteligente que cualquiera de preparatoria…, ___(tn), eres genial, ellos son los imbéciles…, anda, será divertido, nunca hemos ido a una de esas fiestas, va a ser una nueva experiencia – sonrió con ternura.
-Tendría que preguntarle a mi mamá y también a mi papá – dije no muy convencida, insisto, la idea de que Meaghan también estuviera involucrada no me agradaba.
-Sabes que ellos siempre te dejan ira a cualquier lado cuando yo te acompaño.
-No estoy segura de que esta vez sean tan permisivos, ayer se molestaron mucho conmigo.
-¿Qué?, ¿por qué? – musitó sorprendido.
-Porque… llegué pasadas las diez – balbuceé aparentando despreocupación y comencé a jugar con mi cabello, sabía cual iba a ser su reacción.
-¡¿A las diez?! – wow, sonó histérico – ¿a donde demonios te llevó ese chico? – y enojado, estaba bastante molesto.
-Ay Nick, eran solo las diez, ya no te comportes como mis padres, no exageres tanto – dije irritada, odiaba que todos fueran así, en especial él.
-Bueno… pero de todos modos, seguramente te dejarán, ellos me adoran ¿no? – sonrió con aires de triunfador.
-Si, si, te adoran…, entonces no tengo opción, iré contigo – sonreí desganada y tomé el control para poder seguir viendo la película.
-Fantástico…, te quiero ___(tn) – me estrujó entre sus brazos con cariño.
-Si, también yo, ahora por favor déjame respirar – lo aparté de mí e intenté volver a focalizar todos mis sentidos en la pantalla del televisor.
No habría aceptado, nunca lo habría echo de no estar consiente de lo que podría pasarle a Nick si yo no estaba presente…, para su desgracia corría un grave riesgo de ser embriagado por su novia y… ya saben, la maldita prostituta haría lo que quisiera con él.
Era bastante probable que eso pasara y Nick no tenía idea…, pero yo conocía a Meaghan, sabía perfectamente la clase de chica que era, y también lo que anhelaba obtener de un hombre, aún más tratándose de Nick…, es que, ¡cielos!, era tan zorra, como podía ser así…, siempre pensé que solo los chicos tenían esa mentalidad…, hasta que la conocí…, hace aproximadamente un año que era novia de Nicholas, se dan cuenta de eso ¿no?, un año y ella aún no conseguía lo que quería, eso solo demostraba lo desinteresado que estaba Nick en el tema… y enserio lo admiraba por ello, porque a pesar de lo maduro que era para su edad, tenía a su lado a una chica perfecta de pies a cabeza y a la cual no tendría que rogarle ya que Meaghan se ofrecía voluntariamente…, y seguramente ya se había ofrecido anteriormente a otros chicos…, por la misma razón, Nick seguía siendo un niño inocente y el hecho de ser así desesperaba más a Meaghan por tenerlo.
La película llegó a su fin a eso de las once, mis padres ya habían llegado a casa pero no se preocuparon en ir a molestar a mi cuarto.
-Voy a preguntarles… ¿Okay? – dijo serio.
-Está bien
Salió de mi habitación y aguardé tranquila su regreso, ojalá aceptaran, tenía que ir con él, no permitiría que fuera solo a una de esas fiestas.

Capítulo 9


Demoró unos cuantos minutos, pero no lo suficiente como para hacerme pensar que las cosas no marchaban bien.
-Listo…, tienes permiso para ir con tu mejor amigo a una increíble fiesta – apareció muy animado por la puerta de mi cuarto.
-Wow, los convenciste, bravo.
-Te dije que me adoran – sonrió vencedor.
-¿A que hora dijeron que debía regresar? – aquí venía lo malo, apuesto que con el dolor de sus corazones a las ocho y media.
-Les pregunté pero tu papá dijo que bastaba con que llegaras “sana y salva a casa”, y tu mamá no tuvo problemas con eso – musitó con tranquilidad.
-No puedo creerlo… ¿Estás seguro de que eran mis padres? – me parecía imposible que mis padres fueran capaces de aceptar algo así.
-Sí…, ellos confían plenamente en mí, no tiene nada de extraño que aceptaran, saben que voy a cuidarte muy bien – acarició mi mejilla con cariño y me miró con ternura.
-Supongo que si – sonreí.
-Bueno, ya tengo que irme, mamá me va a regañar, sabes como es…
-Te acompaño hasta la puerta – salí junto a él de la habitación y caminamos hasta la entrada de mi casa.
-Mañana pasaré por ti a las ocho ¿De acuerdo?
-Okay…, nos vemos – dije acercándome para besar su mejilla.
-Nos vemos – llevó sus tibios labios a mi frente y depositó un tierno beso sobre mi piel.
Caminó hacia su deportivo y en segundos el automóvil se alejó de mi hogar.
Fui a saludar a mis padres, quienes se encontraban comiendo muy animados…, incluso me invitaron a comer con ellos, pero no, si llegaba a ingerir algo más vomitaría, había sido suficiente con la contundente merienda que consumí durante la película.
Dije a todos buenas noches y luego fui a mi habitación, estaba agotada, demasiado esfuerzo mental para un día Sábado. Cepillé con sumo detalle mis dientes para así dejar mi boca perfectamente limpia, había comido un montón de cosas dulces y no me agradaba mucho visitar al dentista por culpa de las caries. Me acomodé entre las suaves cobijas de mi cama y aquí mi parte favorita del día, caer en un profundo sueño, liberar mi mente de todas las tensiones posibles y solo tener placenteros sueños… o simplemente no pensar en nada.

Domingo, latosos domingos, tenía que estar todo el día con una falsa sonrisa de oreja a oreja, fingiendo que disfrutaba todo lo que hacía junto a mis padres…, lo intentaba, enserio, quería ser buena hija y divertirme junto a ellos, pero no podía, me aburría inevitablemente…, mis padres eran de esos que pensaban que todos sus añejos gustos son lo máximo, y no entienden que a los adolescentes no les agradan esas antigüedades, me estresan, no entienden, no logran comprender que los tiempos cambiaron…, lo único que quería era que Nick llegara pronto a salvarme de ese sufrimiento.
Eran las siete en punto y ya era hora de arreglarme, iría a una fiesta, quería lucir esplendida, que nadie fuese capaz de criticar mi presencia…, no era de esas chicas a las que le gusta llamar la atención, pero esta vez era necesario…, además que tan difícil podía ser, solo necesitaba las prendas adecuadas.
Tomé una refrescante ducha, me enfoqué específicamente en mi cabello, siempre lo llevaba laceo, tendía a ser muy liso, pero esta vez llevaría ondas. Con mi alisador me dediqué a formar perfectas ondas en todo mi cabello y cuando finalicé suspiré satisfecha al notar la gran diferencia que había logrado, me veía fantástica.
Busqué en mi armario el atuendo apropiado, no sería algo tan alejado de lo que yo era, quería lucir bien pero no era mi intención verme completamente diferente a como habitualmente vestía, conservaría mi sobriedad…, vestí jeans blancos ajustados, una simple polera azul con mangas que como detalle especial no cubría los hombros, se ajustaba perfectamente a mi talle y tenía un escote bastante prudente, sandalias negras con delicadas piedrecillas en tonos azules y como toque final accesorios, brazaletes en color plata, zarcillos largos resplandecientes y un collar que complementaba perfectamente el diseño de mi polera.
¿Maquillaje?, no solía ocupar mucho, base jamás, no quería tener un rostro artificial, además me gustaba conservara la naturalidad de mi piel, no me desesperaba tanto por una u otra espinilla, hacía peor ocupar correctores y bases, simplemente encrespé mis pestañas, apliqué un poco de sombra brillante en mis parpados, así resaltaba un poco mis ojos y delineé mis labios con un labial rojo oscuro (no rojo mujer de la vida, rojo vino) para que fueran el elemento más resaltante en mi rostro.
Como accesorio final a toda mi “producción” adorné mi ondulado cabello con una tierna cintita azul como cintillo, dejé que mi flequillo cayera por un costado de mi rostro y el resto de mi cabello quedó separado por la cinta.
-Hija – sentí tres suaves golpecitos en la puerta de mi habitación – Nick está aquí conmigo.
Me apresuré a abrir la puerta, ni siquiera había alcanzado a chequear completamente como lucía.
-Ho…la – me sentí algo intimidad ante su detenido análisis visual – Wow…, te ves… hermosa – musitó dulce.
-Gracias – sonreí tímida – tú también luces genial.
Vestía jeans oscuros ajustados… muy ajustados, zapatillas converse y una camisa a cuadros azul…, (amé la ropa que uso en el concierto) lucía espectacular, se veía… muy guapo, simplemente perfecto.
-Bien chicos, los dejo – dijo mi mamá, ya estaba sobrando, era mejor que se fuera por su propia voluntad o yo acabaría echándola.
-Chao mamá
-Adiós tía Emma – se despidió Nick muy respetuoso – la traeré sana y salva.
-Cuídense.
Mamá al fin se fue y Nick entró a mi habitación.
-¿Vas a ir así? – musitó serio cerrando la puerta.
-Si… ¿por qué? – fruncí el ceño.
-Es que… los chicos van a… te van a…, ¿no preferirías usar otra cosa? – parecía preocupado.
-No, Nick estoy bien así, ya no fastidies… podemos irnos – murmuré molesta, últimamente se estaba volviendo demasiado pesado, criticaba todo lo que hacía, como me vestía…, todo.
-Okay, okay, como quieras, pero no te enojes, solo era un comentario – me miró arrepentido.
-No estoy enojada…, es solo que…, me molesta que seas así, que me trates como a una niña – agaché mi rostro con tristeza.
- Solo intento cuidarte, eres muy importante para mí… - levantó mi rostro con su mano derecha para así poder mírame a los ojos - no me perdonaría que algo malo te pasara y sé que a veces soy muy reprendedor, pero es solo porque no quiero que te hagan daño – sonó tan dulce, lo adoré.
-Sabes que te agradezco que seas así pero… yo también puedo cuidarme ¿no crees?, solo mírame Nick, ¿acaso aún soy la pequeña ___(tn) con la que jugabas a las escondidas…? – ahora yo sostenía su rostro intentando hacer que entrara en razón.
-Tienes razón, creciste, pero sigues siendo mi pequeña amiga…, entiéndeme, me preocupa lo que te pueda llegar a pasar – acarició mi mejilla con delicadeza y besó mi frente.
-Bueno…, supongo que debo acostumbrarme a que mi mejor amigo sienta celos de cada chico que se me acerca – bromeé.
-Oye… ¿Qué cosas dices? – carcajeó pretendiendo hacerse el desentendido…, lamentablemente su mirada delataba nervios.
-Cálmate – reí – solo estoy bromeando…, ya vámonos.
-Si claro – sonrió… y lo noté, aún estaba nervioso.
Iríamos en su convertible…, ya no hallaba la hora de tener el mío, debía ser la mejor sensación del mundo manejar un automóvil así…, aunque ya lo había manejado, Nicholas me enseñó a manejar en vacaciones de verano…, pero no era lo mismo, no se podías sentir completamente la sensación sin tener tu propia licencia…, solo faltaba unos cuantos meses para poder conseguirla.
-En la fiesta… trata de no acercarte a tantos chicos ¿si? – dijo mirándome con reprensión pero sin despreocuparse del volante.
-Vas a seguir – rodeé los ojos.
-Está bien, ya me calló, es que no puedo evitarlo…, perdóname – me miró con ternura, su adorada carita de cachorro arrepentido, era encantador…, totalmente adorable.
-No te preocupes…, solo ya basta ¿si?, basta de tanta protección – musité con seriedad.
No tardamos en llegar al lugar de la fiesta, era un casa…, una enorme casa…, bueno… quizás desde mi perspectiva lo era, jamás había venido a una de estas fiestas y de una u otra forma… era emocionante.
Bajamos del automóvil y caminamos hacia la entrada de la residencia. Estaba calmada…, sí, no podían echarme y menos si estaba en compañía de Nicholas.
Por un momento mi mente se detuvo en blanco y a la vez un extraño pensamiento comenzó a apropiarse de cada rincón de mi cerebro, ¿estaba en el lugar indicado?... Recordé a Justin y su despedida, él quería que nos reuniéramos el fin de semana y yo no acepté, rechacé su propuesta con la excusa “tengo que estudiar”…, me sentía mal por él…, supuestamente debía estar junto a un escritorio, rodeada de libros y cuadernos, no a la entrada de una fiesta.
-Nick, espera – detuve su andar, y de pronto me sentí como una pequeña niña asustada.
-¿Qué pasa? – llevó algo de preocupación en su tono… y era de esperarlo, mi expresión no ayudaba mucho.
-No estoy segura de querer entrar ahí – dije casi susurrando…, no entendía que me sucedía…, tenía que entrar ahí, para estar con él…, para protegerlo de las garras de esa zorra.
-___(tn) vamos, ya estamos aquí… por favor, no quiero entrar sin ti…, anda, hazlo por mí – dijo suplicante y su expresión no fue más que el elemento faltante para convencerme completamente…, ¿acaso podía decirle que no a alguien tan adorable y tierno como él?
-Sabes que no podría decirte que no…, no cuando usas esas expresiones tan encantadoras… Okay – suspiré – pero prométeme que no vas a dejarme sola.
-Por supuesto que no – curvó sus labios en una comprensiva sonrisa.
Mis oídos colapsaron cuando entré a ese lugar…, murmullos, fuertes risas y más que todo, el elevado volumen de la música…, saldría de aquí con una terrible jaqueca, detestaba el ruido y esta clase de bullicio era de lo peor.

Me puse muy nerviosa y mis mejillas se tornaron completamente coloradas cuando me percaté de que todo el mundo tenía la vista fija sobre mí… y luego a unos cuantos metros de mí pude ver a Meaghan… con la expresión más enfurecida que había visto… Moriría.

listo Wink mas rato subire
2 o 3 cap mas
las quiero !!!
Volver arriba Ir abajo
sweetbaby_majo
Gran forista y Jonatica
Gran forista y Jonatica


Cantidad de envíos : 6488
Edad : 24
Localización : Ecuador
Fecha de inscripción : 14/02/2011

MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Junio 26th 2011, 21:20

me encantaron los 2
capitulo Nick tan tierno
y si claro se preocupa
xk rayita ni el mismo se
lo cree el sabe k esta
celoso jajaja pero no lo
admite bueno me encanto
el capitulo siguelaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa
Volver arriba Ir abajo
JB.Forever
Forista!


Cantidad de envíos : 102
Edad : 19
Localización : chile
Fecha de inscripción : 24/06/2011

MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Junio 26th 2011, 22:02

ok aqui los otros
2 cap

Capítulo 10


Okay…, admito que su asesina mirada me aterró un poco…, pero vamos, ¿qué podía hacerme?..., ¿lanzarse sobre mí y golpearme hasta acabar con mi existencia?..., no lo creo, no creo que ella quisiera que Nick viera su lado maligno…, mejor dicho su verdadera cara, por que Meaghan fingía ser “buena”…, así que por el momento estaba a salvo… a no ser de que intentara envenenarme durante la fiesta, era capaz de hacerlo.
-Hola Nick – la rubia altanera se lanzó exageradamente sobre él y lo besó…, obviamente de forma obscena, no podía hacerlo de otra manera.
-Hola preciosa – musitó mi amigo correspondiéndole perfectamente al beso.
No sabía que hacer, si irme y dejarlos solos… porque enserio no era agradable verla sobre él todo el tiempo… o simplemente podía aguardar a que Nick reaccionara y notara que seguía presente.
-____(tn) – dijo con su chillona voz fingiendo una sonrisa – cielos, no te había visto – si como no – me da… mucho gusto que estés aquí – sonrió con cinismo y en cuanto Nick se distrajo volvió a mirarme amenazante.
Me miraba seria…, con odio y unas inmensas ganas de matarme…, solo quería atacarme, pero la presencia de Nick se lo impedía.
-Nick…, podrías ir a buscar algo para beber – le sonrió con inocencia y se acercó a sus labios para besarlos pausadamente…, casi en cámara lenta, era casi imposible admitir que era ella…, pero sus intenciones eran claras, comenzaba a molestarme.
-Enseguida vuelvo – dijo riendo… ¿Qué le hacía gracia?
Se alejó entre la multitud y fue en ese instante cuando sentí el temor circular en una mayor dosis por mis venas.
-¿Quién te invitó? – murmuró con desagrado.
-Nick me pidió que lo acompañara – dije firme, no me dejaría intimidar.
-Nick ya tiene acompañante, así que puedes largarte – se cruzó de brazos y me miró con desprecio.
-No quiero – sonreí mostrándome desinteresada en su alboroto – la fiesta es para todos los de preparatoria..., y sabes que, soy de ese grado, tengo todo el derecho de estar aquí.
-Lárgate, no te quiero cerca de Nicholas – musitó furiosa, dejando al descubierto las ganas de matarme que tenía.
-No - carcajeé, me hacía gracia lo patética que era, di media vuelta y me marché con la frente en alto para ir donde Nick.
-Hey, ven aquí… - debí suponer que era una bruta, me detuvo tomando bruscamente mi brazo y apretándolo casi con la intención de quebrarlo.
-Suéltame – la miré seria e intenté quitar su mano de mi muñeca…, estoy convencida de que trataba de triturar mi hueso y dolía bastante.
-Si no te vas te juro que…
-¿Que?, ¿vas a matarme?..., por favor Meaghan, deberías intentar ocupar tu cerebro…, si es que tienes uno, y averiguar quien es la que está equivocada.
-¿Pasa algo? – apareció Nicholas con una extrañada sonrisa en los labios.
-No amor…, todo está perfecto – soltó mi brazo – es que… me llamó mucho la atención uno de los brazaletes que lleva ____(tn)… - volvió a tomar mi brazo, pero esta vez lo hizo con una delicadeza casi exagerada – es precioso, ¿dónde lo compraste? – que cínica era…, hasta podía ganar un premio Grammy por mejor cínica del año.
Rodeé los ojos, era muy buena actuando, lo admito, Nicholas era capaz de verme a mí como la mala de la historia en vez de a ella.
-Ten ___(tn) – dijo acercándome un vaso con refrescante bebida – y ten linda.
-Coca cola…, que… rico – noté la disconformidad en su voz, seguramente esperaba cerveza o algún licor… ¡alcohólica!
Pobre Nicholas, era un niño bueno y su novia era una completa… rebelde lanzada a la vida, para resumir el ser alcohólica, ramera… y todo lo que ella era.
La estrepitosa música como fondo acompañaba perfectamente el silencio entre nosotros…, esa alocada música bailable adolescente que hacía a todos enloquecer, sacaba el lado salvaje de todos los chicos que se disponían a moverse a su ritmo… y daba miedo.
Me sentía sobrante y… acorralada ante la perversa mirada que Meaghan sostenía en mí, podía irme…, pero si lo hacía… sería una completa cobarde.
-Ay, me encanta esta canción – exclamó con su molesta voz gritona - ¿vamos a bailar?
-Emm… - Nick me miró sin saber que hacer – es que quiero hacerle compañía a…
-Sin discutir, vamos – lo jaló de uno de sus brazos y lo arrastró entre toda la gente hasta llevarlo a un lugar alejado. Razones, mientras más lejos de mí mejor para ella.
Nick no se dignó a regresar… y sería muy patético ir tras él por lo que sin más opción me senté en un lugar aislada de todo mundo… Comenzaba a arrepentirme por haber venido ¿Qué demonios hacía yo aquí?
-Hola – me distrajo la coqueta voz de un muchacho.
-Hola Matt – sonreí sin ánimos, era uno de mis molestos compañeros.
-¿Quieres bailar? – sonrió amistoso.
Analicé la propuesta, tenía novio y… no sé, no sabía si bailar con Matt sería lo correcto…, era un galán de lo peor, lo sabía, la forma dulce en que trataba a las chicas era solo actuación…, pero por otro lado, me aburría, estar abandonada en ese rincón apartado no era una sensación muy gustosa.
-Claro – respondí sin seguir recapacitándolo…, vamos, no creo que esté pensando en drogarme o algo por el estilo.
Nos incorporamos con el resto de alocados adolescentes…, me traumaba con lo que veía a mí alrededor…, creo que las hormonas de todos estaban por las nubes.
Comenzamos a bailar al movido ritmo de la música… primera vez que lo hacía y debo admitir que era bastante divertido.
-Estás… – mordió su labio inferior – preciosa – sonrió galán.
-Gracias – dije algo perturbada por su actuar.
¿Dónde estaba Nick ahora?..., como me gustaría que apareciera haciendo una de sus escenas en este momento, que me salvara…, pero no, estaba muy arrinconado junto a su chica besándose con euforia.
-Eres muy bonita ¿sabes? – si, se creía todo un seductor - ¿tienes novio?
-Sí – respondí seria…, supongo que eso cambiaria algo.
-¿Está aquí?
-No… él… aún no está en preparatoria – musité sin ánimos…, extrañaba su compañía, quizás si Justin estuviera aquí no estaría pasando por esto.
-Entonces no hay de que preocuparse – dijo sonriente y noté como se acercaba más a mí cuerpo.
Por un momento pensé que iba a… hacer algo…, no sé, intentar besarme…, pero no hizo nada, solo se acercó un poco más y seguimos bailando al cadencioso ritmo de la música.
Nunca había hablado tan cercanamente con Matt y… era un chico muy simpático, además era mucho mejor estar concentrada en cada estupidez graciosa que me decía a estar observando a Nick y lo extraño que se estaba comportando…, no parecía él, simplemente no era él.

Capítulo 11


Algo estaba mal aquí…, Nick nunca se comportaba de ese modo… y menos en público, estaba totalmente enloquecido, la forma en que… besaba a Meaghan, como se dedicaba a repartir apasionados besos por su cuello…, me angustiaba.
Luego de un rato los comentarios que Matt hacía pasaron a ser solo murmullos, no podía dejar de observar como cada vez Nicholas se tornaba más descontrolado.
-¿Qué tanto miras? – dijo de pronto mi acompañante.
-Ah… nada, disculpa, solo me distraje un poco – musité nerviosa, quizás se dio cuenta de que observaba detenidamente cada cosa que Meaghan y Nicholas hacían.
-Te noto desconcentrada hace ya bastante rato.
-Perdona… es que ya estoy algo cansada…
-Si, creo que he sido algo desconsiderado, llevamos más de dos horas bailando… ¿Te parece si vamos a tomar algo?, así descansamos un poco – que amable era…, creo que cada vez me sorprendía más.
-Claro, necesito refrescar un poco mi garganta – sonreí.
Fuimos a buscar un poco de bebida…, el calor era insoportable, había tanta gente y demasiado ruido, añadiendo también la preocupación por Nicholas…, mi cabeza ya comenzaba a doler.
-Si quieres podríamos entrar a la casa… aquí hay mucho ruido.
-Me gustaría, gracias.
Okay, si que era un chico preocupado, y yo siempre lo había juzgado de mala forma…, que tonta era.
La casa como era de esperarse no estaba tan vacía…, la mayoría de las habitaciones estaban ocupadas, el único lugar libre de adolescentes que encontramos fue la cocina.
-Bueno, supongo que aquí tendremos que quedarnos – dijo no muy conforme.
-No está tan mal.
Tomé un vaso y lo llené de fresca agua…, podía servir de algo contra mi dolor de cabeza.
-Al fin solos – sentí como la puerta era cerrada y asegurada con… llave.
-¿Qué… haces? – balbuceé aterrada, niña tonta, nunca debí confiar en él.
-Quiero divertirme – sonrió seductor.
-No estoy interesada, lamento decepcionarte – dije seria.
-¿A no?..., vamos, no me digas que no te gustaría pasar un momento a solas conmigo…, es lo que todas quieren – estúpido galán egocéntrico.
-Pues te equivocaste de chica…, además ya te dije que tengo novio…, no me interesa divertirme contigo – sonreí con ironía.
-____(tn)…, por favor, ¿vas a rechazar una propuesta como esta?, no muchas chicas son tan afortunadas…, ¿o acaso te asusta que me acerque tanto a ti? - llevó sus manos a mi cintura y con un rápido movimiento me acopló a su cuerpo.
-Suéltame – lo miré desafiante.
-Anda – susurró sensual en mi oído – tu novio no se va a enterar y tu amigo Nick está muy entretenido junto a su novia, dudo que esté buscándote.
No tardó en refugiarse en mi cuello para inspirar mi aroma y hacerme sentir totalmente acorralada, comenzó a besar mi cuello con pasionales besos, que asco, tendría que usar desinfectante.
-Lástima que tengas tan poco cerebro como para no poder razonar la simple palabra NO - con toda la fuerza presente en mi organismo lo alejé de mí y para dejarlo completamente delirando de dolor le di una tremenda patada en la entrepierna…, ups…, debí dejarlo estéril.
Corrí hacia la puerta y huí de ese tipo asqueroso, que horror…, y yo que llegué a pensar que era bueno.
Ya no lo soportaba, no podía seguir en este lugar… ¿Y Nick?, ¡Cielos!, ese Nick, no podía creer que yo tendría que ir a buscarlo.
Caminé entre todos los chicos que bailaban descontroladamente con la pegajosa melodía que sonaba hasta que divisé a Nicholas, gracias a Dios no estaba con su chica.
-____(tn), ¿donde demonios estabas? – su voz sonaba extraña.
-Nick ya quiero irme.
-¿Irte?, no ___(tn), ni siquiera son las once – nuevamente una voz distorsionada que solo me llevaba a una respuesta.
-Por Dios, estás ebrio – maldición, esto era exactamente lo que no quería que pasara.
-¿Qué?..., no, como crees – carcajeó de una forma rara.
-Nos vamos inmediatamente – tomé su brazo, ahora comprendía por qué su comportamiento.
-¿Adonde crees que vas con MI NOVIO? – la conocida voz de su chica me detuvo…, maldita.
Giré y me encontré con su teñida novia sosteniendo un vaso con “bebida”.
Nick se alejó…, fue a sentarse, seguramente apenas podía mantenerse de pie.
-¿Qué le hiciste? – dije mirándola con odio.
-Eso a ti no te importa.
Le arrebaté el vaso de las manos y lo llevé a mi nariz para que mi sentido del olfato descubriera la presencia de algún elemento anormal en la bebida.
Tenía un aroma algo extraño, no podría decir con toda seguridad que era alcohol, pero se parecía bastante…, de todos modos, era casi imperceptible.
-¿Qué le estás dando? – musité con seriedad.
-Nada – dijo nerviosa y me quitó el vaso.
-Eres una maldita, lo quieres embriagar ¿no?
-No es de tu incumbencia.
-Eres patética ¿sabes?, lo único que quieres es obtener algo de él que jamás te daría si estuviera conciente.
-Cierra la boca, niña tonta, no sé para que te trajo, estás arruinando todo – murmuró molesta.
-No voy a dejar que le hagas esto – miré a Nick de reojo, estaba tendido sobre la silla y casi no podía mantenerse derecho, me partió el corazón verlo en ese estado.
-Sabes que con tan solo tronar mis dedos puedo hacer que te saquen de aquí y Nick ni siquiera lo notaría.
-¿A sí?... ¿Quiénes?, todos lo chicos con los que te has acostado, no eres más que una… zorra – musité con desprecio y una leve expresión de asco.
-Te lo advierto, sal de mi vista ahora mismo – me amenazó.
-No lo haré – sonreí.
Tomé el vaso que ella misma sostenía y lo derramé sobre su pecho.
-Límpiate linda - dije sarcástica.
-Te juro que me las vas a pagar – musitó indignada – ¡ay!, ¡te detesto! – chilló huecamente.
Dando grandes pasos se dirigió hacia la casa lo que me daría el tiempo suficiente para sacar a Nick de aquí, antes de que ella regresara.
-Nick, tenemos que irnos – lo ayudé a ponerse de pie, y fue bastante difícil porque todos su peso caía sobre mí.
-No…, ____(tn)… solo… un… rato más – hasta se le hacía complicado hablar, si que estaba mal.
Esquivé a todo imbécil que intentara detenerme, Nick de verdad no ayudaba mucho, parecía un muñeco de trapo que era arrastrado por mí. ¡Diablos!, ¿como demonios regresaríamos a casa si Nick ni siquiera podía ponerse de pie?, ¿cómo manejaría maldición?
Llegamos al vehículo y lo acomodé en el asiento del copiloto, no estaba ni en las más mínimas condiciones de conducir.
Rogaba al cielo que no me topara con ningún oficial en el camino…, sabía manejar perfectamente, pero no tenía licencia… y eso era una falta grave a la ley… Todo esto era culpa de la estúpida novia de Nick, de no haberlo emborrachado él podría estar conduciendo ahora a casa…, pero no podía, ya que estaba prácticamente inconsciente en el asiento.
Definitivamente no podía llevarlo a su casa, si su mamá lo veía en ese estado lo castigaría de por vida…, no quedaba más opción que llevarlo a mi hogar, seguramente mis padres ya estaban durmiendo y no notarían su presencia.
Meditar tanto sobre el asunto no era necesario, solo encendí el motor y conduje hasta mi casa de la forma más precavida posible, no quería llamar la atención de ninguna patrulla cercana.
-____(tn), te quiero – dejó caer su cabeza sobre mi hombro mientras yo intentaba concentrarme en el volante.
-También yo – respondí con dulzura, incluso ebrio era un encanto.
Estaba molesta con él… ¿Cómo podía ser tan ingenuo como para no darse cuenta de que su novia le estaba dando algo?..., pero aún así, seguía adorando lo dulce que era…, recordé el aroma que tenía la bebida y de inmediato supe que quizás él ni siquiera lo percibió…, quien sabe, quizás Meaghan no uso precisamente alcohol, pudo hasta haber utilizado una droga, y no sería extraño viniendo de parte de alguien como ella.
No tardé mucho en llegar, recordaba perfectamente el nombre de las calles por las cuales pasamos cuando íbamos en dirección a la fiesta, por lo que el regreso no fue difícil.
Estacioné el automóvil de Nicholas detrás del de mis padres…, Nicholas parecía seguir despierto…, y debía estarlo, porque yo no era lo suficientemente fuerte como para cargarlo hasta mi habitación, él tendría que hacer un mínimo esfuerzo si no quería quedarse toda la noche en ese asiento.
Abrí la puerta del copiloto y quité su cinturón de seguridad.
-Ayúdame sí – dije haciendo fuerza para lograr que se pusiera de pie.
Llevó su brazo derecho a mi cuello y se sujetó de mis hombros para levantarse.
Dejé al vehículo asegurado y caminé lentamente con Nick hacia la entrada de mi casa…, él, por ser un chico, por ser más alto y mayor que yo me superaba en peso, no era nada fácil caminar con él cuando todo su peso caía sobre mí.
Las luces estaban apagadas, eso me quitaba un peso de encima, no hubiera sido nada lindo que mis padres vieran a Nick así, irían inmediatamente con el rumor a su casa.
Subir las escaleras fue casi una hazaña, teníamos que ser silencioso y Nick ni siquiera era capaz de coordinar sus pies para subir cada escalón, tuve que arrastrarlo por la escalera…, gracias a él terminaría con un terrible dolor de espalda.
Entramos a mi habitación y ya agotada de tanto esfuerzo dejé a Nick cerca de mi cama para que cayera sobre ella, después de todo el acolchado no permitiría que se lastimara.
Estaba muerta, cuando has llevado a cuestas a alguien que te supera por más de diez kilos, es de esperarse que hasta enderezarse sea todo un reto.
Busqué en todo mi cuerpo el último recurso de fuerzas que pudiera encontrar y sustituí mi atuendo por un suave pijama lila, aseé mis dientes, quité la cinta que adornaba mi cabello y todos los otros accesorios.
Estaba lista para dejar que mi agotado organismo cayera sobre las suaves sabanas de mi cama cuando me percaté de que Nicholas seguía en una posición no muy cómoda sobre las cobijas. Me preocupé de quitar sus zapatillas y…, no sé, ¿sería un pecado despojarlo de sus jeans y su camisa?..., solo para que esté…, ya saben, más cómodo.
Okay…, no tenía nada de malo que le quitara unas cuantas prendas…, después de todo era para que durmiera mejor…, no creo que sea muy reconfortante dormir con jeans ajustados.
Comencé a desabotonar su camisa…, no sé por qué pero mis manos temblaban, inexplicablemente lo hacían…, bueno, cosa de mis manos. Sentí una especie de… alivio cuando me di cuenta de que llevaba una musculosa gris bajo su camisa…, o al menos lo fue hasta que la retiré completamente…, es que…, cielos, nunca me había fijado en los brazos de Nicholas…, no tenía idea de que fueran tan… fuertes y bien formados.
Y ahora su pantalón… Emm… ¿puedo saltarme esta parte?..., a veces desearía tener una varita mágica, de esa forma podría hacer que el pantalón cobrara vida y por su propia cuenta se deslizara por sus piernas…, pero como estaba en un mundo donde la magia no existe tuve que llevar mis manos al cierre y lo bajé…, sí, lo bajé…, es extraño saben…, porque a pesar de que tengo mi conciencia completamente limpia y jamás pensaría en hacer algo como lo que Meaghan tenía planeado hacer con Nicholas esta noche, de alguna extraña manera quitarle la ropa a mi amigo me hacía sentir…, no sé, mala…, pero… estoy segura de que él en mi posición estaría mucho más incómodo.
-____(tn)… – sus labios se movieron repentinamente y mi corazón casi brincó de mi pecho pensando en que podía despertarse y seguramente lo que pensaría de mí no sería muy bueno.
Lo deslicé por su piernas y como era de esperase no me encontré con algo que me hiciera sentir mejor…, es que, ¿por qué tenía que tener tan buen físico?, si fuera un flacucho sin gracia todo sería mucho más fácil y no me habría dejado en las condiciones que estaba en este preciso momento…, me quedé… sin aire, era escalofriantemente perfecto…, y mejor sería que lo tapara pronto con las sabanas antes de que mi mente comenzara a formular pensamientos no aptos para una chica de mi edad.
No fue buena idea quitarle los jeans, debí haberlo dejado así como estaba… Creo que mejor será que duerma en un saco de dormir… en el suelo…, ay, ¿pero que estoy pensando?, no hay nada de malo en que me acueste a su lado. Okay, solo acomódate entre las sabanas y acuéstate dándole la espalda.
Tomé mi almohada favorita y la amoldé para que fuera un completo deleite dejar mi cabeza reposar sobre ella, intenté olvidar que a mi lado dormía mi mejor amigo que… estaba totalmente ebrio… o drogado, y además hace pocos segundos había descubierto que tenía el cuerpo más perfecto que podría haber visto en mi vida…, sería una noche difícil para mí.
Por un momento mis sentidos se encontraron totalmente relajados, listos para caer en profundo sueño…, hasta que sentí como sus manos buscaban algo y se toparon con mi cuerpo, y créanme, mi corazón se detuvo en el momento en que acopló su fuerte torso con mi espalda.
Como pude, me volteé para encontrármelo de frente…, seguía dormido, sus brazos abrazaban mi cintura perfectamente…, no sería muy fácil conseguir el sueño en esta posición.
-____(tn)… – volvió a susurrar – te adoro – sus labios dibujaron una sonrisa…, ¿estaría soñando?, seguramente lo hacía… y al parecer yo estaba involucrada en el sueño.
Creo que nunca antes había estado tan cerca de Nicholas…, bueno, solo podría contar la vez… que me besó…, no debí recordar eso, no en este momento.
Esto me pasa por seguir las ideas tontas de mi cabeza, dormir en el suelo no habría sido tan malo…, cerré mis ojos con fuerza, primera vez en la vida que tenía que obligar a mi mente lograr conciliar el sueño.
La imagen de Justin apareció como un relámpago en mi cabeza, y ella me pedía ser analizada con sumo detalle. Era un chico muy guapo, sus ojos de un color miel, sus labios eran gruesos y podría decir que casi formaban un corazón, su cabello era liso y de un castaño muy claro…, en cuanto a su cuerpo…, no podría decir que la contextura muscular estuviera muy a su favor…, pero aún tenía dieciséis, probablemente el tiempo le ayudaría a perfeccionar su físico.
Abrí mis ojos y volví a encontrarme con el rostro dormido de mi mejor amigo, como no saber el color de su mirada, sus ojos era de un marrón intenso, Nicholas tenía en su ojos la respuesta a todos los que pensaban que no siempre es necesario tener los ojos de color verde o azul para tener una belleza encantadora en la mirada, porque realmente eran bellísimos con esa intensidad, sus labios…, por primera vez la forma de sus labios era completamente llamativa para mí…, nunca antes me había fijado de esta manera en él, su piel, sus perfectos rizos, el sonrosado color de sus labios resecos…, era hermoso y nunca lo había notado.
No tienen idea de las ganas que tenía de decir que el ganador en este análisis visual era mi novio…, pero no era así, lamentablemente mi mejor amigo resultaba ser el ganador por un elevado número de puntos… ¡Diablos!, si que estoy demente, aló ¿cerebro?, ¿estás funcionando bien?... ¿Qué me pasa?, no puedo estar comparándolos, son diferentes y punto.
Fin del asunto, para de pensar en cosas que no están bien y duérmete, evita pensar en todo lo que te incomoda y deja que todo el cansancio que ganaste sosteniendo a Nicholas desde que saliste de la fiesta te llevé a un profundo sueño…, si…, lo mejor será dormir. (Me quedé dormida ¿Okay?)

Lentamente abrí los ojos y de inmediato mi cuerpo entero se sobresaltó al encontrarme a…, cielos, ¿tengo que decirlo?..., estaba a menos de tres centímetros de sus labios, podía sentir su calmada respiración chocando suavemente con la piel de mi rostro… Mátame Dios…, fue lo primero que pensé, sus labios entreabiertos me llamaban, me pedían a gritos que se unieran a los míos…, y lo peor era que seguía sometido bajo un profundo sueño…, definitivamente el subconsciente de Nicholas planeaba sacarme de quicio.

y hasta aqui la maraton
espero que le haya gusta y
posiblemente suba 1
mas, no lose aun
lo pensare Mmm
Volver arriba Ir abajo
sweetbaby_majo
Gran forista y Jonatica
Gran forista y Jonatica


Cantidad de envíos : 6488
Edad : 24
Localización : Ecuador
Fecha de inscripción : 14/02/2011

MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Junio 26th 2011, 22:24

wow rayita si k se
paso con kitarle
el pantalon a Nick
jajaja yo lo hubiese dejado
asi jajaja y esa Bitch de
Meaghan como se le ocurre
emborrachar a Nick aish
la odio es una estupida pero
bueno me encanto la maraton
fuera bueno k subieras otro
capitulo asi leo lo k va a pasar
jajajaja tu escribes muy rapido
yo llevo creo k mas de una hora
ecribiendo un capitulo y ni sikiera
coy x la mitad Razz jajaja
siguelaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa
Volver arriba Ir abajo
JB.Forever
Forista!


Cantidad de envíos : 102
Edad : 19
Localización : chile
Fecha de inscripción : 24/06/2011

MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Junio 26th 2011, 22:45

si se que escribo rapido XD
es algo normal en mi asi que no
pienses que soy
anormal, porque varias
veces me lo han dicho¬¬
subire un cap mas Very Happy
Volver arriba Ir abajo
sweetbaby_majo
Gran forista y Jonatica
Gran forista y Jonatica


Cantidad de envíos : 6488
Edad : 24
Localización : Ecuador
Fecha de inscripción : 14/02/2011

MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Junio 26th 2011, 22:49

jajaja no pienso eso
jajaja nada k ver
eso es tener inspiracion
jajajaja y kien te lo ha
dicho
Volver arriba Ir abajo
JB.Forever
Forista!


Cantidad de envíos : 102
Edad : 19
Localización : chile
Fecha de inscripción : 24/06/2011

MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Junio 26th 2011, 23:00

aqui el cap

Capítulo 12

___(tn), tranquilízate, me dije a mi misma, solo estás algo… demasiado cerca de los labios de tu mejor amigo…, él está dormido, probablemente no tiene idea de que está tan cerca de ti, así que esto no es su culpa, y tampoco tuya…, no hay nadie a quien culpar, solo respira y aléjate cuidadosamente de él…, así, lentamente para no despertarlo.
Mi mente era buena consejera, una de las mejores debo decir, me auto ayudó y logré salir de mi cama sin la tremenda necesidad de volver a probar sus besos…, mágico ¿no?..., lo digo porque estar en esa situación, con alguien que te está confundiendo con su comportamiento, que además ya te dio a probar de sus labios descubriendo así que aun no puedes sacar el momento de tu mente… y te encantaría que se repitiera…, hacer lo que yo hice era un gran acto de valor.
Ducha…, necesita un baño, relajante y refrescante. Me encerré en el baño, me desvestí y regulé la temperatura del agua para que estuviera a una adecuada cuando tocara mi piel.
No lo entendía…, ¿por qué seguía sintiendo esto?, ya debía haberlo olvidado…, además, está Justin, no puedo estar tan confundida, yo no quiero a Nick de esa forma, lo quiero mucho pero como a un amigo, Justin es mi novio…, los únicos labios que debería desear son los suyos, tengo que amarlo…, tienes que enamorarte de él… ¿Qué tan difícil puede ser?
Estaba decidida, me enamoraría de Justin…, Okay, sé que suena estúpido… porque uno no se enamora queriendo enamorase, es algo que se da naturalmente dependiendo del tipo de amor que sientes por esa persona… y también la intensidad, pero sabía que podía amar a Justin, así como él lo hacía…, solo tenía que poner más corazón de mi parte, apreciar más su forma de ser conmigo…, terminaría amándolo, estoy segura.
Cuando finalicé mi reflexivo refrescamiento, sequé cada parte de mi cuerpo, busqué en un pequeño mueble que había dentro de mi baño ropa interior, y cubrí mi cuerpo con una delgada bata de seda blanca.
Salí del cuarto de baño para buscar en mi armario el atuendo para hoy… El potente sonido de la alarma de mi celular fue el único culpable de interrumpir el sueño de Nick justo en el momento en que yo desordenaba mi closet en busca de prendas.
Me quedé quieta y esperé a que por favor siguiera durmiendo, comenzó a moverse, levantó levemente su torso y pestañeó seguidamente…, había despertado y yo seguía parada como una tonta observando cada uno de sus movimientos…, es que… era tan lindo.
-¿___(tn)…? – se quedó mirándome con una tierna expresión de no entender que hacía aquí - ¿qué…?, ¿por qué estoy en tu habitación?
-Ah…, es que…, ayer estabas ebrio y yo tuve que conducir…, no quise llevarte a tu casa porque tu mamá se iba a enfadar…, estabas muy mal.
-¿Ebrio?..., es imposible, ___(tn)… no bebí ni una gota de alcohol – estaba confundido, y era de esperase, probablemente no recordaba nada de lo que había sucedido ayer.
-Bueno…, resulta que te dieron algo en la bebida – musité mirándolo a los ojos…, esperaba que se diera cuenta de quien había sido.
-¿Qué?... ¿Por qué?, ¿quien? – no, claro que no pensaría en su adorada novia.
-Fue Meaghan – murmuré con voz firme y esperé a encontrar alguna expresión en su rostro…, pero nada.
Se levantó de mi cama y me miró molesto.
-Nick… ¿acaso no me crees? – comenzaba a preocuparme la forma en que me miraba.
-No puedo creer que la estés culpando – se paró en frente de mí y me miró serio.
-Ah, ¿entonces no me crees? – dije intentando focalizar mi mirada desde su cuello hacia arriba, solo en su rostro…, no sería buena idea dejar que mis ojos se deleitaran de la perfección de sus torso… y sus piernas.
-Por supuesto que no, Meaghan no sería capaz de hacer algo así.
-¿Entonces quien piensas que fue?, ¿ah?... Te emborrachó Nicholas…, hasta diría que te drogó, acéptalo.
-Ella no lo haría – dijo negando con la cabeza – estás equivocada ___(tn)… debió ser alguien más
-¿A sí?, ¿Quién?... – que rabia me daba que no creyera en mí…, ¿como no entendía que su novia era una zafada?
-Pues…, no sé, alguien a quien no le agrado… supongo.
-Dudo que “no agradar” sea un motivo para dejarte casi inconciente…, dime Nick, ¿quién fue la única persona que te llevó bebida durante toda la fiesta? – ahora si, debía creerme.
-Fue Meaghan pero…, no, ¡ella no pudo haber sido! – elevó su tono de voz haciéndome saber lo enojado que estaba conmigo.
-Eres tan ciego… ¿cómo no te das cuenta de que esa tipa te quería tener totalmente fuera de sí para hacer lo que quisiera contigo? – exclamé…, sí, ya era hora de que se lo dijera de frente.
-No te atrevas a hablar así de ella – dijo furioso.
-Oh, claro que lo haré…, ¿crees que está satisfecha solo con el amor que le entregas?..., lamento informarte que NO Nick…, ella desde siempre lo único que ha buscado obtener de ti es… tú ya sabes que, no tengo que decirlo - me crucé de brazos y lo miré hosca.
-No, ¡eso no es verdad!
-¿A no?..., ¿nunca te has dado cuenta de la forma en que siempre trata de provocarte?... es una mujerzuela de lo peor…, no logro comprender como es que nunca lo has notado.
-Ya basta - tomó mi brazo con fuerza y en su mirada distinguí total ira en mi contra.
-Eres tan ingenuo Nick…, estás tan atolondradamente enamorado de ella que actúas como un tonto.
-Cállate – exclamó.
La verdad es que con tanta discusión ni siquiera me había dado cuenta de lo cerca que estábamos…, hablamos de unos cinco centímetros, había un fuerte contacto visual pero la situación transmitía enojo de parte de ambos…, aún así al cabo de unos segundos, cuando el silencio se apoderó de la habitación… solo podía oír su respiración y la mía… algo exaltadas por la disputa…, su mirada molesta seguía observando con sumo detalle la mía y… mi mente no paraba de rogar conseguir un parche para tapar ese perfecto par de labios que seguían confundiéndome.
Sentía que estaba a punto de volver a suceder…, es que… si él no me besaba yo terminaría haciéndolo…, ya no lo soportaba, quería volver a probar sus labios… y sabía que estaba mal pero… en este momento mi mente parecía anhelar lo mismo que mi cuerpo.
Mi corazón aumento el número de latidos por segundo en el momento en que tomó con amabas manos mi rostro y capturó mi labios de una forma locamente apasionada.
Sus extremidades bajaron por mi cintura y abrazaron mis curvas en su totalidad para mantener su cuerpo totalmente apegado al mío… ¡cielos!, no podía entender como sus besos despertaban tanto en mí y más aún cuando sus labios se disponían a moverse con más rapidez sobre los míos…, comenzaba a faltarme el aire.
No pude evitar llevar una de mis manos a los rizos de su nuca y enredar mi dedos en ellos para no permitir que se apartara… ¿Qué me pasa por Dios?, yo tengo novio, ¿qué demonios hago besando Nicholas?
Como dije…, nadie estaba interviniendo para hacerme recuperar la razón…, mi mente estaba sumergida en confusión y mi cuerpo…, bueno, mi cuerpo no planeaba alejarse de Nick…, aquí faltaba alguien… ¡Mi corazón!..., ¿dónde diablos estaba?..., al parecer de vacaciones en Hawai…, era el único que podría detenerme, pero aparentaba ser mudo en este momento.
No…, Nick no pensaba en apartarse de mí, comprendí inmediatamente eso por la forma en que cada vez mis labios parecían ser más adictivos para él…, mas en un momento se separó unos cuantos centímetros y contempló mis labios deseoso de seguir devorándolos, pensé que quizás se alejaría pero… no lo hizo, nuevamente con la vista fija en mis labios comenzó con un acercamiento torturador, mordió mi labio inferior logrando un total descontrol de mis hormonas y finalmente juntó sus labios con los míos para volver a besarme esta vez de una forma mucho más… intensa.
Por un instante olvidé completamente que éramos mejores amigos y llevé una de mis piernas a su cintura… No sé en que estaba pensando, solo lo hice…, y Nick respondió con deleitables caricias sobre la piel descubierta de mi extremidad… que en realidad era bastante porque mi bata no era muy larga que digamos… y definitivamente no cubría lo suficiente como para impedir el paso de las manos de Nicholas.
Esto era un tremendo engaño a Justin y yo no era capaz de razonar…, sería difícil enamorarme de él después de esto…, seguíamos entre besos y mortíferas caricias, todo lo que experimentaba me hacía estar fuera de este mundo… y no podía creer que no tuviera ni el más mínimo deseo de detenerlo.
Solo fueron necesarios tres golpes sobre la puerta de mi cuarto y la voz de una preocupada madre gritando mi nombre para que Nick se alejara completamente de mí, tomara la ropa perteneciente a él que reposaba sobre mi cama y se encerrará en el baño… Sentía haber despertado de un sueño.

Bueno y eso por hoy.
Hiva a subir uno mas
pero mi mama me esta
obligando a acostarme ¬¬

las quiero y espero
que les haya gustado el
cap Surprised
Volver arriba Ir abajo
JB.Forever
Forista!


Cantidad de envíos : 102
Edad : 19
Localización : chile
Fecha de inscripción : 24/06/2011

MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Junio 26th 2011, 23:03

muchas me lo han dicho,
incluso mi mejor amiga¬¬
aunque se que es de
cariño XD, pero igual molesta Razz

bueno me ire a hacer tuto y :

[b]Goodnight and Goodbye (amo es cancion juju )
Volver arriba Ir abajo
sweetbaby_majo
Gran forista y Jonatica
Gran forista y Jonatica


Cantidad de envíos : 6488
Edad : 24
Localización : Ecuador
Fecha de inscripción : 14/02/2011

MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Junio 26th 2011, 23:09

jajaja me encanto el capitulo
y tengo ganas de irte a buscarte
a tu casa para k escribas como
la dejas asi no es justo tu mama
es mala okno pero bueno a mi
tambien me gusta goodnight and goodbye
jajajaja siguelaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa
Volver arriba Ir abajo
JB.Forever
Forista!


Cantidad de envíos : 102
Edad : 19
Localización : chile
Fecha de inscripción : 24/06/2011

MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Junio 27th 2011, 17:01

mil perdones enserio,
hoy no voy a poder subir cap
tengo que estudiar y hacer un
maldito trabajo de
matematica ¬¬ Bravo! ,
pero lo bueno es
que esta es la ultima semana
de esfuerzo ya que se acaban todas las pruebas
semestrales Baila
vere si mañana en la mañana
subo cap antes
de irme al cole Very Happy
las quiero I love you
Volver arriba Ir abajo
sweetbaby_majo
Gran forista y Jonatica
Gran forista y Jonatica


Cantidad de envíos : 6488
Edad : 24
Localización : Ecuador
Fecha de inscripción : 14/02/2011

MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Junio 27th 2011, 17:43

oki aki espero no te preocupes
k te vaya bien =D
Volver arriba Ir abajo
K2Mrpresidentedanger
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1289
Localización : ConMi Sepsi! novio Kevo y mis cuñadithos Nicky y Joe ;) :baba:
Fecha de inscripción : 28/06/2010

MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Junio 27th 2011, 18:35

me perdi de mucho
ame todos los kapz pero este ultimo lo ameadore mucho!! Smile
sigueLa!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!1
Volver arriba Ir abajo
JB_jonas.brothers
Forista!


Cantidad de envíos : 115
Edad : 18
Localización : CHILE
Fecha de inscripción : 14/06/2011

MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Junio 27th 2011, 21:04

amiga pasa por mi nueva novela porfa http://jbvenezuela.activoforo.com/t9827-when-i-look-at-you-nick-y-tu y siguela o si no voy a tu casa y te pego xd sjaksjkajskajks
Volver arriba Ir abajo
sweetbaby_majo
Gran forista y Jonatica
Gran forista y Jonatica


Cantidad de envíos : 6488
Edad : 24
Localización : Ecuador
Fecha de inscripción : 14/02/2011

MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Junio 28th 2011, 16:41

siguelaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa
Volver arriba Ir abajo
JB.Forever
Forista!


Cantidad de envíos : 102
Edad : 19
Localización : chile
Fecha de inscripción : 24/06/2011

MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Junio 28th 2011, 16:48

chicas lo siento por no subir novela estoy haciendo un trabajo enorme pero les prometo subirles capitulo apenas pueda las quiero Smile
Volver arriba Ir abajo
sweetbaby_majo
Gran forista y Jonatica
Gran forista y Jonatica


Cantidad de envíos : 6488
Edad : 24
Localización : Ecuador
Fecha de inscripción : 14/02/2011

MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Junio 28th 2011, 16:49

oki no te preocupes
cuando puedas subes =D
Volver arriba Ir abajo
JB.Forever
Forista!


Cantidad de envíos : 102
Edad : 19
Localización : chile
Fecha de inscripción : 24/06/2011

MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Junio 30th 2011, 16:10

si hoy se
acabaron todas
las pruebas cheers
y por lo de los
caps, no se
preocupen chicas
que hoy les subire
varios caps Baila

Capítulo 13


Estaba en trance…, y se sentía todo muy raro porque mi mamá golpeaba cada vez más seguido la puerta y yo seguía parada observando a la nada…, todos mis sentidos parecían haber abandonado mi cuerpo y extrañamente permanecía totalmente quieta…, teniendo en cuenta que mi madre esperaba una respuesta de mi parte.
Cuando finalmente mis sentidos decidieron reaccionar… algo inquietados por la escandalosa voz de mi madre que cada vez parecía más desesperada por querer entrar a mi cuarto, quité el seguro y giré la manilla.
-____(tn)… Por Dios, ¿por qué no abrías? – dijo preocupada.
-Lo siento mamá, yo… - intenté excusarme pero nada se me ocurría.
-¿Podrías explicarme que hace el convertible de Nicholas estacionado afuera de nuestra casa?... Denise me acaba de llamar, estaba histérica, dijo que Nick anoche no llegó a la casa – me miró sería.
-Ah…, estem… es que anoche… se nos hizo tarde y… Nick estaba muy… muy cansado, me vino a dejar y… yo le dije que si quería podía pasar la noche aquí… para que... no fuera a tener un accidente, porque… ya sabes, podía quedarse dormido y chocar…, durmió aquí así que puedes decirle a tía Denise que no se preocupe, él está bien – sonreí nerviosa, la expresión de mi mamá no era la más alentadora.
-¿Y por qué ahora mismo no lo veo? – musitó chequeando mi habitación con la mirada.
-Porque está… en el baño – señalé la puerta – hace poco despertó.
Nicholas salió justo en el momento en que necesitaba de su presencia.
-Hola - saludó a mi madre.
-Oh…, bueno, me alegra que ambos estén bien… Nick, Denise está muy molesta, debiste haberle avisado – miró seriamente a mi amigo.
-Lo sé, es que lo olvidé completamente…, yo le explicaré a mi mamá, no tiene que preocuparse – sonrió… y me sorprendió lo calmado que estaba.
-Entonces… ¿quieres desayunar?... – se dirigió a Nick – ya que mi hija aún no está lista.
-Claro – respondió sin ningún problema.
Se alejó junto a mi madre… ¡¿Qué?!..., ¿Cómo se iba así nada más?... Teníamos que hablar, sobre… todo lo que estaba pasando…, sobre lo que pasó hace unos minutos…, ¿por qué me dejaba así?..., es como si fuera un plan malvado de su parte confundirme.
Me vestí y de inmediato bajé, entré a la cocina y solo encontré a mis padres tomando desayuno.
-¿Y Nick? – pregunté desconcertada, se supone que estaría aquí.
-Dijo que tenía un asunto urgente y se fue – respondió mi mamá.
¡¿SE FUE?!...
-Pero va a pasar a buscarme para ir al colegio ¿cierto? – dije abrumada, temía que la respuesta fuera no.
-No cariño, dijo que no podría pasar por ti…, pero te iremos a dejar, no te preocupes – sonrió mi padre, y realmente no podía creer que de verdad me había dicho eso.
-Hija…, ¿qué tienes? – dijo mi mamá.
-Ah…, nada, no es nada – desperté de los pensamientos que inquietaban mi mente…, ya entendía el por qué de su repentina retirada.
-Bien…, siéntate ____(tn), aún tienes tiempo para desayunar – dijo amable mi madre.
Me senté al lado de mi familia para tomar un contundente desayuno… Aún no podía creerlo, se fue… y obviamente lo hizo para evadirme. ¿Cómo podía ser así?... Claro, no le costaba nada besarme y acariciar mi piel… pero cuando se trataba de explicar las cosas, se iba para evitar cualquier incómoda conversación…, y seguramente en algún momento del día aparecería fingiendo que nada pasó, yo no le importaba, si fuera por el contrario no me dejaría así de confundida sin dar ninguna explicación…, necesitaba saber por qué hacía esto, qué era lo que él sentía…, tenía una complicación de sentimientos que no me llevaban a ninguna respuesta y él era el único que podía ayudarme a conseguir una…, esta vez no se lo iba a perdonar tan fácilmente, porque todo esto era su culpa, él comenzó con el embrollo, antes de que empezara con su cruel jueguito yo tenía mi mente totalmente tranquila, en perfectas condiciones, solo había un nombre en ella y ese era Justin…, pero Nick tenía que trastornar todo…, tonto… Si así quería que fueran las cosas entonces le seguiría el juego.
Volví a sentirme como una pequeña mimada cuando mis padres me dejaron en la entrada de la escuela y me sermonearon con los típicos consejos que siempre te dan, “cuídate”, “luego de clases vete directo a casa”, “ten cuidado con los chicos malos”…, en fin, cosas que ya sabía.
No pensaba en hablarle a Nick, ni siquiera en mirarlo…, si quería evitarme bien por él, yo por mi parte pretendería no conocerlo, Nick no existía para mí en estos momentos.
Cuando entré al salón de la primera clase no pude evitar mirarlo, estaba con su novia, muy juntitos y felices…, al parecer lo que le había dicho en la mañana le había entrado por un oído y le salió por el otro…, sentí una enorme presión sobre mi pecho, ¿eran ganas de llorar?..., creo que sí porque… me dolía tanto que no hubiera creído en mí… Pero pronto vendría mi venganza.
En el momento en que sus ojos decidieron mirarme aparté mi vista y me apresuré a sentarme en el otro extremo de la sala. Noté como sus ojos mi siguieron por un instante pero luego se detuvieron para volver a posarse sobre su chica.
Era deprimente estar sin él… lo extrañaba, su risa, sus simpáticos comentarios, era mi mejor amigo y siempre estábamos juntos, éramos inseparables… o lo fuimos.
Busqué a mi novio en el descanso…, tenía que enamorarme de él ¿no?, además su compañía me hacía falta…, mucha falta. Lo esperé afuera del salón de clases donde supuestamente estaba.
-Hola hermosa – dijo alegre.
-Hola… – musité intentando formar una sonrisa con mis labios.
-Oye… ¿estás bien?... pareces preocupada – no sé como es que siempre se daba cuenta de mis sentimientos… tenía como un sexto sentido.
-No…, estoy perfectamente bien…, algo sofocada nada más, aquí hay demasiada gente – no le iba a transmitir mi tristeza.
-Entonces vamos al patio – tomó mi mano y caminamos por los pasillos hacia uno de los pequeños patios que tenía la institución.
Nos sentamos en una banca y dejé reposar mi cabeza sobre su hombro mientras el acariciaba mi cabello con cariño.
-Desearía que estuviéramos en el mismo grado – suspiré – y así poder estar juntos en clases.
-A mí también me encantaría…, pero no tengo el conocimiento suficiente para pasar a preparatoria – dijo apenado, y me conmovió lo mucho que parecía importarle.
Hubo un tranquilo silencio entre nosotros por un momento y como distracción me dispuse a apreciar detalladamente como el viento mecía las ramas del gran árbol que había frente a nosotros.
-¿Justin?... ¿qué piensas de mí? – pregunté curiosa y levanté mi cabeza para clavar mi mirada en sus ojos…, sabía que él estaba enamorado de mí pero… no tenía idea de cómo me veía para él, que pensaba sobre mí, sobre mi forma de ser… quizás habían aspectos de mí que no le agradaban… y realmente quería saberlo.
-¿Por qué lo preguntas? – me miró con ternura.
-Es que… quiero saberlo.
-Bueno… - sonrió – pienso que eres totalmente encantadora, eres muy inteligente y carismática…, eres tierna, talentosa…
-¿Talentosa? – ¿yo?, ¿qué talento podría tener?, qué yo sepa ninguno.
-Te oí cantar una vez, estabas en este jardín con tu amigo Nick…, él estaba tocando la guitarra y ambos cantaban junto a la melodía…, recuerdo perfectamente tu voz y era… bellísima.
-Estábamos practicando una canción para cantarle a su mamá porque estaba de cumpleaños – carcajeé recordando el momento, pero mi felicidad no duró mucho…, sentía angustia al pensar que quizás instantes así junto a Nicholas podrían no volver a repetirse.
-Lindo regalo…, seguramente a la madre de Nick le encantó…, bueno, sigo… Emm, ¿en que me quedé? – hizo una expresión de pensador – ah, en tierna y talentosa…, también eres muy madura en relación a la edad que tienes, mis compañeras de clase son muy diferentes a ti y… como no decirlo, eres hermosa… perfecta – elevó su mano hasta posarla sobre la tibia piel de mi mejilla para acariciarla.
Posé mi mano sobre la suya en mi mejilla y le sonreí afectuosa.
Mi vista se desvió solo unos centímetros hacía el lado y pude apreciar a una parejita de enamorados caminando por el patio muy acaramelados… Nick junto a su novia…, y al parecer, por la confianza con la que Nicholas se movía por el patio, aún no notaba mi presencia junto a la de Justin.
Sonreía con extrema felicidad…, o al menos lo hizo hasta que sus ojos se toparon con los míos y descubrieron a mi compañía…, de inmediato su expresión cambió totalmente.
Solo lo miré indiferente y sin pensarlo dos veces capturé los labios de mi novio con delicadeza. Sin que fuera tan notorio me encargué de analizar cada una de las expresiones de Nicholas y debo decir que parecía enfurecerse cada vez más a medida que Justin me acercaba a su cuerpo y disfrutaba de mis labios aumentando la velocidad, volviendo cada beso mucho más apasionado.
Justin llevó una de sus manos a mis piernas para proporcionarle delicadas caricias, solo a la piel que no estaba cubierta por mi vestido y precisamente en el momento en que sus manos tocaron mi piel, descubrí en el rostro de Nicholas que anhelaba con todo su ser lanzarse sobre Justin y… asesinarlo.
No podía estar disfrutando más mi venganza.

Capítulo 14


Nunca pensé que volver a besar a Justin fuera a sentirse tan bien… Y todo gracias a Nick, que con su cara de “ya suéltala” me hacía morir de la risa… en mi interior obviamente, no podía estar besando a Justin y a la vez riendo… sería raro y pensaría que soy una demente…, además Nicholas se daría cuenta de mis intenciones.
Okay…, al mismo tiempo de estar fascinada con el estado en que había dejado a Nick admito que los besos de Justin eran súper placenteros y los disfrutaba un montón, lo suficiente para no desear que se detuviera…, sin embargo , como el aire ya comenzaba a faltarnos a ambos y… también temía que Nick fuera a perder la paciencia, lo que no sería nada bueno para el bienestar de mi novio, me alejé de él, pero… lo hice de tal forma que dejé a Nick totalmente perplejo y a Justin hiper-ventilando.
Fue simple, solo me aparté unos milímetros de sus dulces labios y cuando pensó que iba a alejarme completamente, tomé su rostro y mordí su labio inferior de la manera más sensual que encontré en mí… No pudo haber salido mejor.
-Wow… ¿Qué fue eso? – musitó Justin con la voz algo temblorosa.
-Mi agradecimiento…, por pensar cosas tan lindas de mí – sonreí confiada… creo que por primera vez yo era la que intimidaba a un chico con la mirada.
-Entonces voy a elogiarte a cada instante – depositó un beso rápido sobre mis labios.
Solo sonreí ante su comentario y volví a fijar mis ojos sobre mi amigo… sin interés por supuesto, solo lo miraría indiferente. Meaghan estaba furiosa, su maquillada cara lo demostraba sin ninguna reserva, había notado la terrible forma en que le molestaba a Nick que yo tuviera novio y la chica solo atinaba a tirar de su brazo para alejarlo pronto del lugar…, y Nicholas… él si que estaba molesto, enfurecido, podría apostar que en su mente el único pensamiento presente era querer apartarme de Justin y seguramente dejarme encerrada en una torre para que él nunca más fuera a tocarme… Realmente comenzaba a preocuparme su expresión, parecía estar en shock, no reaccionaba, ni siquiera a la chillona voz de su chica que hace rato le rogaba por abandonar el patio…, era escalofriante la forma en que nos observaba… y agradecía al cielo que Justin aún no se percatara de la presencia de Nick porque… sus gestos levantarían sospechas.
Abracé a Justin con cariño y me refugié en uno de sus hombros, mientras él quedó muy satisfecho cerca de mi cuello inspirando el delicioso aroma de mi perfume… Nos mantuvimos así por un momento, el que resultó suficiente para que Nick se diera por vencido…, lo observé desde mi posición, solo suspiró algo abatido, llevó una de sus manos a su nuca y tiró de algunos de sus rizos como si estuviera molesto consigo mismo, contempló el adorable cuadro que formábamos Justin y yo por última vez… y se alejó, está vez con una notoria tristeza impresa en sus facciones…, sentí ganas de correr tras él pero no lo hice…, esto era su culpa y no tenía derecho a reclamarme nada…, porque seguíamos siendo solo amigos.
El transcurso de la jornada fue exactamente como intuía que sería, en los descansos solo estuve con mi tierno novio, que hacía de todo para animarme y sacar sonrisas de mis labios, pero las clases, las que compartía con Nicholas, no fueron muy agradables, no me senté en ningún momento junto a él como frecuentemente lo hacía y a cada instante me sentía acorralada ante su insistente mirada, pero cuando me decidía a fijar mis ojos sobre los suyos él solo apartaba la vista… y enserio comenzaba a hartarme de su jueguito.
Era muy probable que hoy tuviera que irme caminando a casa o quizás en autobús, ya que el chico que siempre me llevaba esta vez dudo que pensara en hacerlo…, fantástico, no tenía idea de cual era el autobús que me dejaba cerca de mi casa… ¡Quiero tener dieciséis!
Que bien, tendría que decirles a mis padres que me contrataran un chofer privado para que me fuera a dejar y a buscar… Alto, ¿qué cosa tan tonta estoy diciendo?, tengo un novio que tiene un vehiculo espectacular y estoy pensando en un chofer…, tonta, solo se lo pediré a Justin, seguramente es lo que más quiere hacer desde que acepté ser su novia.
Luego de clases fui a mi casillero a dejar un par de cuadernos que no me harían mucha falta en casa.
-Ya te vas – apareció muy animado detrás de mi puerta, Justin.
-Emm… sí, solo estaba guardando unas cosas.
-Estaba pensando en que quizás… hoy podía llevarte a tu casa – sonrió nervioso – claro, solo si tu quieres.
Creo que cada vez quiero más a este chico, es tan lindo…, ni siquiera tuve que preguntarle.
-Eso sería…
-Yo me encargo Justin – mis palabras fueron interrumpidas por la grave voz de Nick que surgió de la nada…, estaba al lado mío mirando seriamente a Justin, no sé en que momento apareció.
Tomó de mi brazo y comenzó a tirar de él para alejarme de Justin.
-Nick suéltame – dije molesta, parecía ver cada vez a mi novio más lejano, Nick prácticamente me estaba arrastrando por los pasillos.
No me respondió, ni siquiera me miró… nada.
-Suéltame – exclamé ya muy enfadada, no quería dejar a Justin así.
Sin recibir ninguna respuesta de su parte, tomé su mano que apretaba intensamente mi brazo y con mucha fuerza la aparté.
-No quiero irme contigo – lo miré seria – eres libre de irte junto a tu novia o con quien quieras – le di la espalda y con la frente en alto me devolví a donde me esperaba mi novio.
Justin estaba apoyado en mi casillero algo triste… pero cuando me vio, dibujo con sus voluminosos labios una tierna sonrisa.
-Vámonos – le dije sonriente.
Como era de esperase, Justin me preguntó que sucedía entre Nick y yo, por qué estábamos “peleados”, y le dije que solo era un tonto mal entendido, que habíamos estado discutiendo últimamente por cosas sin importancia…, que estábamos molestos y por el momento ni siquiera queríamos hablarnos…, no mencioné nada que pudiera sonar raro viniendo de parte de dos mejores amigos…, aunque en realidad, mi respuesta si fue extraña, porque Nick y yo jamás discutíamos por cosas estúpidas, y nunca habíamos estado tan distanciados solo por una tonta discusión, pero Justin no conocía la clase de amistad que teníamos por lo que no sospechaba nada.
Me despedí de él cuando llegamos a casa, besé sus labios y bajé del auto para ingresar a mi hogar.
Debí suponer que la ausencia de Nick me volvería loca…, no sabía que hacer sola, necesitaba de su compañía, él siempre tenía un plan de diversión…, nada sería lo mismo si no volvíamos a ser mejores amigos y no podría soportar mucho tiempo más sin su presencia.

La semana pasaba lentamente, mis padres tuvieron la loca idea de ir todas las mañanas a dejarme, dijeron; “ay cariño, se siente tan bien llevarte al colegio que de ahora en adelante lo haremos nosotros, para quitarle un peso de encima a Nicholas”…, bravo, mi vida no podía ser mejor, tenía que soportar a mis padres todas las mañanas, y afortunadamente en la tardé… Justin me traía, mis padres creían que Nick lo hacía pero mi novio se daba el trabajo de traerme.
Mi situación con Nicholas seguía pésima, no nos hablábamos… y ya no lo soportaba, anhelaba tanto que todo volviera ser como era…, estaba dispuesta a borrar de mi mente todo lo que había sucedido, fingir que nunca paso…, solo quería volver a ser su adorada mejor amiga, pero él tenía que dar el primer paso al perdón, no yo… y de todos modos esperaba una explicación de su parte a todo esto.
Era jueves por la noche, me encontraba sentada sobre mí cama con la laptop encendida…, escuchaba música relajadamente, la verdad es que estudiar no hacía falta en este momento.
-___(tn)… - me distrajo la sutil voz de mi madre al entrar a mi cuarto.
-Ah, hola – bajé el volumen de la música - ¿acabas de llegar?
-Si…, vengo de la casa Jonas, estábamos terminando de planificar un asunto importante con Denise y Paul.
-¿Qué cosa? – pregunté interesada.
-¿Cómo que qué cosa?..., la fiesta de Kevin, mañana está de cumpleaños, fuiste a comprar un regalo ¿cierto?
-Ups…, lo olvidé mamá, perdona, es que últimamente tengo muchas cosas en la cabeza y algunas se esfuman de mi mente por momentos… bueno, ¿y que hay con la fiesta de Kev? – sonreí.
-La haremos aquí…, para que sea mejor la sorpresa, porque si la hacemos en casa de Denise, sospechará – parecía muy animada con la idea.
-Mamá, no estoy de ánimos para una fiesta…, saludaré a Kevin, lo prometo, pero no me quedaré.
Okay…, admito que la razón específicamente no era “no tener ánimos”, más bien era no querer enfrentar a Nicholas porque todos se darían cuenta de la tensión que había entre nosotros y no quería que hubiera más personas involucradas en el asunto.
-A no, tú te quedas, no puedes ser tan desconsiderada con Kevin, sabes que te quiere mucho, no le va a agradar que no estés…, además, será divertido hija, vendrán los chicos, Denise, Paul, Danielle… obviamente, también Sarah y Meaghan… vas divertirte mucho con las chicas.
-Si claro, especialmente con Meaghan, es que me cae TAN bien – dije sarcástica.
-Ay, pero con Danielle y Sarah te llevas muy bien… - suspiré – ____(tn), por favor, no seas tan malhumorada, sería descortés que no estuvieras presente - creo que comenzaba a perder la paciencia, a mi madre no le agradaba rogar.
El hecho de que Meaghan también estuviera presente no ayudaba mucho a que mi respuesta fuera sí…, es que… ¡no!, no soportaba verlos juntos en la escuela, ¿y tendría que soportarlos en mi propia casa?..., por favor, no soy la mujer maravilla como para ponerle caritas felices a todo el mundo.
-Mamá no…, adoro a Kev, enserio, pero de verdad no quiero – dije agobiada, empezaba a molestarme el tema.
-Pues que lástima hija, porque tendrás que hacerlo aunque no quieras – dijo sería y sonrió con ironía – y ahora mismo iras a comprar un regalo – si que sonó autoritaria.
-¡¿Qué?! – como podía hacerme esto, mi propia madre…
-Ya no discutas, y buscarás algo bonito que ponerte – me reprochó molesta.
-Bien… estaré, ¿estás feliz?...- exclamé, y en aquel momento una loca idea cruzó por mi mente – pero tengo una condición, ya que todos vendrán con sus novias…, yo vendré con mi novio – mordí mi lengua al finalizar esa frase…, tonta, había olvido un pequeño detalle, mi madre no tenía idea de que tenía novio… y definitivamente esta no era la mejor forma de decírselo.

listo en un rato
subire mas caps Very Happy
Volver arriba Ir abajo
JB.Forever
Forista!


Cantidad de envíos : 102
Edad : 19
Localización : chile
Fecha de inscripción : 24/06/2011

MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Junio 30th 2011, 16:34

Capítulo 15


Tonta, estúpida, imbécil…, era una completa tarada. ¿En que demonios estaba pensando?
¡Rayos!, mi mamá parecía estar en shock, me miraba con grandes ojos y estaba segura de que pronto sus labios pronunciarían un millón de palabras gruñonas.
Solo me tomó de un brazo con fuerza y me arrastró por los pasillos de mi hogar en dirección al estudio de mi padre…, me matarían.
-Andrew… esta niñita me acaba de decir que tiene novio – me soltó con brusquedad.
Vaya, mi propia madre me delataba.
-A sí – musitó con su seria mirada mi padre, dejando de lado el periódico que leía hace unos segundos.
-Ay… no pueden ponerse tan antipáticos por algo tan común como eso, o sea, ya tengo quince… - me excusé nerviosa.
-Pienso ___(tn), que pudiste habernos contado antes, no crees que hubiera sido buena idea – mi padre, siempre con sus expresiones sarcásticas.
-No pensé que fuera necesario, creo que tengo edad suficiente para tomar algunas decisiones por mi cuenta…, aunque se que a ustedes les encanta manipular mi vida como si fuera un títere…, bueno, no lo soy, y tener novio es mi elección – sonreí, la verdad es que poco me importarían sus regaños.
-____(tn), no es que queramos manipular tu vida, sabes que nos preocupa mucho tu seguridad, todo lo que haces… - dijo mi madre con tranquilidad, hasta parecía que ya se le había quitado el enojo.
-Pues no lo hagan, no se preocupen tanto por mí, sé cuidarme y sé lo que hago, ustedes me han enseñado bien… deberían confiar en las decisiones que tomo ¿no creen?, saben que no elegiría a un chico peligroso como novio, es alguien con clase, descuiden – era el tipo de respuesta que esperaban.
-Tienes razón hija – musitó comprensivo mi padre – hemos sido muy poco tolerantes con darte libertades y todo lo que una jovencita de tu edad necesita de vez en cuando, pero debes saber que una muchachita como tú, joven y linda, corre tantos peligros en el mundo y nosotros solo queremos resguardarte de todo eso – sonaba igual que Nick, siempre tan protector.
-Pueden hacerlo, pero no alejándome de todo lo que naturalmente tengo que vivir, soy una adolescente papá, y quiero pasar esta etapa de mi vida como cualquier chica de mi edad.
-Lo harás, de eso no te preocupes – sonrió cariñoso y me abrazó.
-Emm…, Andrew, ____(tn) quiere invitar a su novio a la fiesta de Kevin – otra vez, mi mamá diciendo cosas que yo debería decir.
-Ah…, pues sería bastante bueno, así conoceríamos al muchacho, quiero saber que clase de chico es – sonó muy serio, y sentí pena por Justin, papá sería duro con él.
-Les va a encantar – sonreí – es un chico encantador, su nombre es Justin Bieber.
-Bien, mañana entonces conoceré al afortunado novio de mi hija, Justin Bieber – carcajeó y sentí alivio al pensar que su seriedad debió ser solo actuación.
-Ahora mismo lo llamaré para que le avise a su madre… ya regreso.
Dejé el estudio de mi padre y fui a mi cuarto, tomé mi celular y marqué el número de Justin, estaba segura de que le encantaría la invitación.
-Hola – contestó.
-Justin… hola, oye ¿tienes planes para mañana en la tarde?
-Emm no…, no, ninguno, ¿por qué?
-Porque mañana es la fiesta de cumpleaños de un amigo y me encantaría que me acompañaras, ¿te gustaría? – dije entusiasmada.
-Si – respondió alegre – claro, sería un placer ir contigo, solo espera un momento para preguntarle a mi mamá ¿okay? – escuché sus voces algo lejanas y luego como volvía a aclarase la suya – tengo la autorización de mi mamá así que SI, puedo ir – río.
-Perfecto, mañana te digo a que hora es y todo ¿si?
-Claro…, te quiero hermosa.
-Yo igual, un beso – mandé con mis labios el sonido de un afectuoso beso – adiós.
-Nos vemos – corté la llamada cuando finalizó su despedida.
Bien, ahora solo tenía que decirle a mis padres que me llevaran a alguna tienda, si es que había alguna abierta a esta hora, y así encontrar el regalo perfecto para mi querido Kevin.
-Papá, ¿podrías llevarme a alguna tienda?... aún no compro un regalo para Kev – musité suplicante en cuanto volví a entrar a su estudio.
-¿A esta hora…?, no creo que encontremos alguna tienda abierta.
-Por favor, debe haber alguna.
Papá se dio el trabajo de recorrer New Jersey buscando tiendas…, afortunadamente el recorrido no fue en vano, encontramos tres tiendas abiertas y en la tercera encontré el regalo adecuado para Kev, estaba segura de que le encantaría… y también, compré un lindo vestido con un par de zapatos negros de taco muy alto que usaría en la fiesta de mañana, tenía muchos pero este conjunto era perfecto para la ocasión, y los zapatos… okay, nunca ocupaba tacos, pero eran tan lindos, eran muy Demi Lovato y me encantaron, al igual que el vestido.
Regresamos a casa y no esperé más para irme a dormir, después de todo, mañana era viernes y tenía que estudiar como todos los días.

Mamá estaba muy atareada con la decoración, la sala donde acostumbrábamos hacer las fiestas estaba repleta de guirnaldas y coloridos globos, se veía todo muy alegre.
Justin vendría a las ocho, a esa hora “empezaba la fiesta”, ya que traerían a Kevin un poco antes y quería que todos estuvieran presentes cuando presentara a mi novio…, oh si, eso si que le iba a gustar a Nick.
Me puse mi vestido nuevo y mis altos zapatos…, hice unas cuantas ondas en mi cabello para que luciera con más estilo, apliqué rimel a mis pestañas, un labial color fresa y listo… era la doble oficial de Demi Lovato para volver a repetir las fotografías del álbum Here We Go Again…, enserio, el vestuario era muy parecido… y me veía tan bien…, ni siquiera Meaghan podía superar esto.

Escuché el timbre sonar y luego la voz de mi madre pidiendo que yo fuera a abrir.
Abrí la puerta y frente a mi aparecieron Denise, Paul y Frankie.
-___(tn), por Dios linda…, luces espectacular – musitó Denise visualizando mi atuendo de arriba a bajo.
-Gracias tía Denise - ella no es mi tía ¿si?, es que no me gustaría llamarla señora Denise y tampoco Denise, por que sería muy irrespetuoso de mi parte pues ella era adulta y yo aún una jovencita, según mis padres, además llamarla tía no estaba tan mal, era como una segunda madre para mí, a pesar de que no teníamos ninguna relación sanguínea.
-Definitivamente hoy vas a dejar a todos sin habla – dijo Paul muy sonriente.
-Emma ya tiene todo decorado…, queríamos ayudar – musitó Denise haciendo una divertida mueca de tristeza.
-Puede ayudarla en la cocina, no es su fuerte – carcajeé y la conduje hasta el lugar – bien los dejo.
Volví a mi habitación… no me quedaría con ellos, quien sabe, quizás a mi madre se le ocurría que le ayudara a preparar algo y yo era muy torpe en la cocina como para pensar en esa posibilidad.
Practiqué las lecciones de guitarra que nos había dado el profesor Langsdorf el jueves… ya saben, para pasar el tiempo y toda mi concentración musical fue interrumpida nuevamente por el sonido del timbre y la molestosa voz de mi madre.
Abrí la puerta y ahí estaban… ¡Cielos!, es que hacían tan linda pareja, Joe y Sarah.
-Hola ___(tn) – Joe se acercó a besar mi mejilla.
-¿Qué tal Joe? – dije sonriente.
-Ah, todo bien, ya sabes, haciéndole la vida imposible a Nick – rió travieso.
-Hola Sarah, hace tiempo no te veía, me alegra que vinieras – la abracé y besé su mejilla.
-También me da gusto verte… te ves fantástica ____(tn), ¿donde conseguiste ese vestido…? te ves idéntica a Demi – dijo algo exaltada, Sarah era fan – Joe, luce genial ¿no es así?
-Si, te ves muy linda ____(tn), Nick va a dejar a Meaghan cuanto te vea – supongo que eso fue broma.
-Já Já Já, que gracioso eres Joseph – reí irónicamente.
-____(tn), tienes que darme el nombre de la tienda.
-Claro, luego de la fiesta te lo doy – sonreí y los invité a pasar a la sala de estar.
Me quedé junto a ellos conversando, hace tiempo que no hablaba con Sarah…, y Joe, es que él era un encanto, enserio, era tan bromista y siempre me hacía mucho reír.
Recuerdo cuando tuve esa obsesión de amor pasajera por él, tenía doce años y él dieciocho…, es triste, lo sé, estar enamorada de alguien que te supera por seis años…, pero cuando eres pequeña no razonas esas cosas, Joe era tan lindo, estaba enamorada de su cara y de su simpatía…, pero fue una cosa de niña, era pequeña e ilusa en ese tiempo, ahora lo quería mucho, pero como a un buen amigo, como hermano, no sentía ningún tipo de loca obsesión por él…, es algo a lo que se le conoce como “madurar”…, además él tenía a Sarah, y ella era encantadora, no se parecía en nada a Meaghan, era el tipo de chica perfecta para un Jonas… al igual que Danielle…, Nicholas era el único que había elegido mal…, y enserio me sorprendía, Nick era el más serio, el más reservado y estaba con una chica que era todo lo contrario…, como digo, era un tonto.
Eran las siete y media y el timbre volvió a sonar, ya todo estaba listo, solo faltaban Nick…, su novia fea, Danielle, Kevin… y por supuesto, mi novio Justin.
Me apresuré a abrir la puerta y me topé con la fría mirada de Nicholas acompañado de la mujerzuela.
-Pasen – musité apartando la mirada y dándoles espacio para entrar – Sarah y Joe están en la sala de estar – musité fría.
-¿Tú no vienes? – dijo Meaghan al ver que no caminaba junto a ellos en esa dirección.
-No, tengo que… verificar si todo está listo, pero vayan, no se preocupen – los alenté.
Suspiró aliviada, seguramente no quería que estuviera tan cerca de su chico, menos cuando Nick parecía estar totalmente desconcertado al mírame.
Subí corriendo a mi habitación y me encerré en ella… Vamos ____(tn), relájate, esto no te puede importar tanto, los has visto juntos desde hace muchísimo tiempo y esta es solo otra ocasión de lo que siempre ves…, que no te importe…, que no te importe. Mi mente, como siempre… Los consejos de mi mente me ayudaban a recuperar la paz de mi mundo, o por lo menos algo de ella.
Fui a la sala donde haríamos la fiesta, la más grande de la casa…, había una gran mesa repleta de exquisitos alimentos, la divertida decoración que mi madre preparó hacía lucir el lugar totalmente acogedor y perfecto para llevar la fiesta a cabo…, ah, y los obsequios, una gran cantidad de ellos reposaban sobre una mesita…, todo parecía estar en su lugar para la celebración del Jonas Mayor… Kevin.
Tía Denise recibió una llamada…, la esperada llamada de Danielle diciendo que ya estaba cerca, apagamos las luces de la sala y nos escondimos…, no apagamos las luces de toda la casa obviamente, si lo hacíamos, Kevin notaria inmediatamente que dentro de mi hogar lo esperaba un fiesta sorpresa, por lo que para que fuera más creíble, mamá no se escondió con nosotros ya que ella sería la actriz que dejaría a Kevin entrar, y fingiendo que no tenía idea del por qué su presencia lo conduciría hasta la gran sala y ahí… ¡SORPRESA!
El timbre sonó y mamá fue a abrir…, bueno, ya saben lo que pasó después.
Todos se arrojaron sobre Kevin para saludarlo, fue como, abrazo familiar amistoso, porque nosotros no éramos familia pero nos conocíamos desde hace mucho tiempo…, éramos como familia de todos modos.
-Feliz cumpleaños Kev – dije abrazándolo con fuerza mientras depositaba millones de besos en su mejilla.
-Oh…, ____(tn) – me estrujó entre sus brazos y casi me levantó del piso.
-Espero que te diviertas mucho hoy, hicimos todo esto para ti – sonreí y él besó mi frente con cariño.
Me alejé de él pues los demás también querían saludarlo.
Saludé a Danielle que miraba emocionada la felicidad de su esposo.
Nuevamente el timbre…, corrí emocionada a ver quien era…, aunque ya lo sabía. ¡Justin!
Abrí la puerta y me encontré con mi novio perfectamente arreglado para la ocasión.
-Wow… - musitó ido - ¿estoy en el cielo?
-¿Que dices? – reí ante su expresión.
-Estoy viendo a un ángel – su tierna carita de baboso estaba en progreso, y yo moría de risa.
-Ya entra – lo jalé de un brazo para que cruzara pronto el marco de la puerta.
Se aferró de mi cintura y me acercó a su cuerpo para besar mis labios con algo de locura…, no tuve problema en hacerlo, cuando estuviéramos frente a mis padres no podríamos hacerlo muy seguido.
Caminamos tomados de la mano hasta la gran sala, donde la fiesta ya había empezado, me tomé la libertad de bajarle un poco el volumen a la música para obtener la completa atención de todos.
Justin se paró al lado mío, estaba nervioso, todos lo miraban con ojos curiosos…, bueno, excepto Nick…, él quería matarlo.
-Quiero presentarles a alguien – musité confiada – él es Justin, mi novio.
-Hola – sonrió con algo de timidez, sin embargo ya comenzaba a relajarse.
-____(tn)…, no sabía que tenías novio… Nick no me lo comentó – musitó tía Denise algo desconcertada.
-Debió olvidarlo – sonreí tranquila.
-Justin, bienvenido – dijo mi padre de pronto, había olvidado que él era el más interesado en conocerlo.
Todos se acercaron a saludarlo…, menos Nick y Meaghan…, estaba feliz, al parecer Justin le agrada a CASI todos.
La música volvió a su volumen normal y la fiesta comenzó para no acabar, mis padres se robaron a Justin, desapareció…, seguramente lo estaban interrogando… y no, no podía interferir, sentía pena por él pero esa parte era necesaria.
-Tú novio es súper adorable – apareció Sarah de pronto a mi lado.
-Sí… es muy tierno – suspiré.
-Y dime ¿cuándo lo conociste? – sonrió traviesa.
-Hace un mes más o menos, en el taller de música, es de secundaria, estamos en grados diferentes, solo compartimos ese taller – la parte mala de historia.
-Que lástima…, se ve muy enamorado, te mira como si tú fueras prácticamente todo para él.
-Sí…, creo que me quiere mucho – musité no muy animada, otra parte mala de la historia, yo no lo quería de la misma forma.
-Oye… Nick no parece muy fascinado con la idea, ¿te diste cuenta de cómo lo miraba?..., no sé, por un momento pensé que quería matarlo – dijo haciendo un gesto con la cabeza, como si lo que acababa de decir fuera totalmente absurdo.
-No… pff, ¿Nick queriendo matar a Justin…?, ¿por qué lo haría? – ojalá no sospechara nada, aunque Sarah siempre se percataba de todo.
-Creo que está celoso – rió.
-¿Celoso?..., no lo creo, no tiene ningún motivo para estarlo.
-No lo sé…, él te quiere mucho, siempre que voy a su casa y está…, porque enserio Nick pasa más tiempo contigo que con cualquier persona, incluso más que con su noviecita vulgar, bueno, cuando él está en su casa lo único que hace es hablar de ti…, de verdad, nunca para…, él te adora ____(tn), y pienso que no quiere que te alejes de él por Justin.
-Claro, debe ser eso - ¿soné convincente?..., al parecer si. Sarah estaba un poquito equivocada… En primer lugar, Nick ya no pasaba tiempo conmigo y en segundo… no estaba segura de por qué exactamente Nicholas odiaba tanto a Justin, e intuía que no era algo que involucrara solo nuestra amistad.
-Bien, te dejo, Joe está esperándome – besó mi mejilla y se alejó.
Justin regresó con una sonrisa en los labios…, quizás mis padres no lo trataron tan mal.
Lo invité a bailar para que se integrara a la fiesta.
-¿Qué tanto hacías con mis padres? – musité con curiosidad.
-Solo hablamos…, querían saber algunas cosas sobre mí – sonrió.
-¿Qué cosas? – husmeé interesada.
-Cosas – respondió reservado.
-Okay…, solo quiero que sepas que me enteraré de todos modos, les sacaré como pueda la información a mis padres – murmuré con aires de vencedora – y bien, ¿estás disfrutando la fiesta? – pregunté amistosa.
-Si, aunque acabo de integrarme – carcajeó.
-Mis padres son un caso perdido – reí – los regañaré, no saldrán impunes de el sufrimiento que debieron hacerte pasar.
-Descuida, no sufrí.
-Sabes que, mis padres aún no vienen… - dije en un tono sutil pero… algo insinuante.
-¿Y? – me alentó a continuar.
-Y pienso que podríamos aprovechar el instante – susurré cerca de su oído.
Enserio esta no era yo, pero las ganas de que Nick notara lo feliz que era con Justin me comían por dentro y no podía evitarlo.
Capturó mi labio inferior con delicadeza y dio inicio a un placentero beso, se dedicaba a devorar mis labios con sumo cuidado, y me encantaba como cada vez su boca se expandía para hacer del beso algo más emocionante.
Se alejó de mí depositando cortos besos sobre mis labios.
Mordí mi labio inferior y lo miré sonriente, quería transmitirle lo que me hacía sentir…, cariño.
Miré a mi alrededor y no encontré a Nicholas por ninguna parte… ¿Dónde demonios estaba?
Lo peor pasó por mi mente, quizás Nick ya no soportaba vernos juntos y se fugó del lugar…, porque Meaghan seguía presente…, quien sabe, pudo haber tomado su auto y ahora estaba en camino a cometer alguna clase de locura… Nick, Nick, Nick, ¡¿donde estás?!
-Justin, ¿me esperas un momento?, es que… quiero ir al baño – sonreí inocente.
-Claro.
Fui corriendo hasta mi habitación en busca de mi celular, entré, cerré la puerta y encendí la luz…, estaba angustiada, por lo que cada parte de mi cuerpo parecía no funcionar bien y no podía hallar a mi torpe celular, mis manos se movían con descoordinación en cuanto desordenaba cajones en busca del aparato y de pronto todo mi cuerpo se paralizó… al sentir la calmada respiración de alguien detrás de mí.
-¿Qué tanto buscas? – susurró sobre la piel de mi cuello esa voz que tanto anhelaba escuchar.
Me volteé para enfrentarlo, sus manos se aferraban a mi cadera impidiéndome realizar cualquier movimiento, incluso el escape..., y su cuerpo parecía querer estar cada vez más cerca del mío… ¡Cielos!, no quería volver a caer ante sus encantos…, no de nuevo.


Capítulo 16

-Pensé… qué… qué… te habías ido – vacilé nerviosa ante su fuerte contacto visual y la deseosa forma en la que contemplaba mis labios.
-No me iría si antes hablar contigo… - susurró muy cerca de mis labios.
Me alejé algo preocupada apartando sus manos de mi cadera… ¿Qué se supone que estaba haciendo?
-Disculpa pero tengo que irme, Justin me está esperando – dije nerviosa y fui hacia la puerta para huir de él.
Velozmente se acercó a mí y detuvo mi avance.
-No…, vas a quedarte aquí conmigo – esta vez no sonó sensual ni nada, la verdad es que estaba bastante serio.
Fantástico, comenzaba a sentir más cariño por Justin y Nick tenía que aparecer a complicar todo de nuevo…, ¿por qué lo hacía?, ¿por qué jugaba de esta forma tan cruel conmigo?
-¿Por qué tendría que hacerlo?..., me has ignorado toda la semana, el lunes te fuiste sin darme ninguna explicación… Me confundes Nick… no logró entender que esperas de mí – un doloroso nudo comenzó a formarse en mi garganta…, esto me afectaba demasiado.
-Es solo que no quiero verte con él – musitó con serenidad.
-¿Por qué…?, Nick, ¿qué hay de malo en eso?, tengo todo el derecho a tener un novio… así como tú tienes a Meaghan…, ¿qué quieres que haga?..., ¿qué termine con él solo porque a ti no te agrada vernos juntos?..., no puedes pedirme que haga eso…, no tienes ninguna autoridad sobre mí… - expresé molesta, ¿acaso quería seguir discutiendo sobre el tema de Justin?
-____(tn), por favor… - tomó mi mano con delicadeza - ¿no entiendes?..., es que no soporto que te toque – musitó con la vista clavada en mis ojos.
Me quedé perpleja mirándolo… negando con la cabeza…, Nick no hacía más que seguir confundiéndome.
-¿Qué estás diciendo? – por Dios, ¿es que acaso estaba loco?..., ¿como podía decir eso?
-No puedo evitar querer ahorcarlo cada vez que te… besa…, que te pone las manos encima…, ni él, ni nadie tiene permitido a hacerlo.
-¿Y tú si? – lo miré fijamente – dime, ¿acaso tú si puedes?..., porque si bien recuerdo tú te has auto permitido besarme y… acariciarme en dos ocasiones, ¿o me equivoco? – ahá, di en el punto, y esperaba que aclarara toda mi confusión.
-____(tn)…, yo… no sé en que estaba pensando, es que… ahí estabas tú, tan linda como siempre y reclamándome por ser tan torpe…, solo podía pensar en lo mucho que anhelaba probar tus labios – sonrió tierno – y no pude evitarlo…, sé que estuvo mal…
-Claro que estuvo mal – lo interrumpí – porque al parecer se te olvidó que somos mejores amigos desde ¡toda la vida! – exclamé.
-Oye, tú no pusiste mucha resistencia que digamos – rió culpándome.
-Bueno…, yo… yo… - fantástico, no encontraba con que argumento oponerme – yo estaba confundida, no sabía que hacer – me crucé de brazos.
-¿A sí? – rió – yo creo que también deseabas besarme – sonrió seductor… ¿Okay?... ¿Este era Nick?
-¿Yo?… ¿querer besarte a ti?..., pff, por favor, no seas ridículo, te quiero como a un amigo, y los amigos no se besan en la boca…, al parecer tú no tienes eso muy claro – murmuré irónica y sonreí.
-Perdona… no quería confundirte, y menos complicar nuestra amistad – si sonó arrepentido, pero… estaba intentando comprarme con una de sus tiernas caritas de niño bueno…, y yo aún no tenía la respuesta que quería.
-Pero lo hiciste Nick, me confundiste y me dejaste sin ninguna explicación…, ¡fuiste cobarde maldición! – okay, creo que necesitaba calmarme un poco – disculpa…, te estoy gritando demasiado…
-Si… – parecía estar medio traumado…, quizás estaba siendo muy dura con él.
-Pero te lo mereces…, huiste de mí como si yo hubiera sido la culpable de todo, me evitaste Nick, me dejaste sola…, ¿tienes idea de lo que fue pasar toda una semana sin ti? – sonreí con melancolía y solo tragó saliva afligido – sabes lo mucho que te quiero y estás conciente de que no resisto estar sin ti, sin tu compañía… te necesito a mi lado Nick, como el buen amigo que siempre has sido – susurré intentando controlar el nudo en mi garganta que cada vez me estaba haciendo más difícil hablar.
-Fui un inútil, lo sé…, deberías odiarme por todo lo que te hice.
-Nick..., necesito que me digas algo y quiero que seas sincero…, tú no eras así… de un instante a otro cambiaste tanto… ¿Qué te está pasando? – clavé mi mirada en sus ojos para percibir lo honesto que debía ser al responderme.
-Yo… no lo sé… te juro que tampoco entiendo que es lo que me pasa – murmuró apenado.
-Bueno…, cuando lo descubras me avisas – me alejé molesta, esperaba una mejor respuesta.
-Por favor ____(tn) – tomo mi mentón para que mi mirada no volviera a escapársele – no vayas más con él, por favor, hazlo por todo el cariño que me tienes – imploró con los ojos llorosos, ¿tanto le afectaba?
-Nick… él es mi novio, no puedo dejarlo así como así – barrí con mi pulgar una lágrima que se deslizaba por su suave piel – tú tienes a Meaghan, dime… ¿te gustaría que te rogara que nunca más volvieras a acercarte a ella?, porque según recuerdo ni siquiera me creíste cuando te dije lo que ella había echo en la fiesta.
-Sí lo hice, solo estoy con ella para… darte celos – sonrió.
-Vaya, ni siquiera me lo imaginaba, eres bueno actuando – sonreí, eso era un alivió - pero… no voy a dejar a Justin, siento que él es… el chico indicado Nick…, tú y yo somos amigos…, y no quiero perder algo tan valioso como lo que nosotros tenemos…
-Pero…
-Pero nada Nick, no sabes lo que se siente pensar que podría perderte solo por un indebido mal entendido, por algo que nunca deberíamos haber echo… Te adoro Nick, eres la persona a la que más quiero en esta vida y te necesito a mi lado, necesito tu amistad, tus consejos, todo lo que siempre me has dado con tanto cariño…, hasta hace unos días podría haber dicho que éramos los mejores amigos del mundo y es lo que debemos seguir siendo, amigos inseparables…, un amistad como la nuestra no puede romperse por culpa de sentimientos confusos, ni siquiera aunque ambos los sintamos…, ellos podrían poner en peligro todo el cariño que nos tenemos... y no soportaría alejarme de ti… porque simplemente no podría vivir con tu ausencia.
-Creo que… si tienes algo de razón – carcajeó dolido – sé que quizás si supiera lo que realmente siento por ti y te lo dijera, posiblemente tu respuesta sería diferente – sonrió entre su tristeza – pero, supongo que debe ser así.
-Sí Nick, así debe ser – musité con dulzura secando sus lágrimas – entonces ¿mejores amigos por siempre?
-Por siempre y siempre – sonrió. Acercó sus labios hasta mi frente, depositó un cálido beso y luego me refugió entre sus brazos con cariño – te quiero tanto ____(Tn) – me estrujó con más fuerza entre sus fuertes brazos.
-Igual yo Nick – acaricié su espalda.
-¿Puedo pedirte algo antes de que volvamos a ser mejores amigos por siempre? – me miró nervioso al alejarse unos cuantos centímetros de mí.
-¿De que se trata? – sonreí calmada.
-Es que… me gustaría poder… besarte por última vez – susurró tímido y me miró apenado.
Ah… genial, que buena forma de volver a ser mejores amigos por siempre ¿no creen?

listo despues del
live chat de nick baba
subire mas Very Happy
Volver arriba Ir abajo
sweetbaby_majo
Gran forista y Jonatica
Gran forista y Jonatica


Cantidad de envíos : 6488
Edad : 24
Localización : Ecuador
Fecha de inscripción : 14/02/2011

MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Junio 30th 2011, 18:46

awwwwwwwwww k
lindo me encanto
y wow Nick le pidio
a rayita si la podia
besar x ultima vez
awww Enamorada me
encanto el capitulo
y xk rayos la dejas asi
ahhh? kieres matarme
acaso si eres mala
siguelaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa
Volver arriba Ir abajo
JB.Forever
Forista!


Cantidad de envíos : 102
Edad : 19
Localización : chile
Fecha de inscripción : 24/06/2011

MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Junio 30th 2011, 18:53

ajjaj esque me
encanta la intriga ^^
estoy escribiendo cap
asi que en un ratito
subo unos 2 mas Wink
Volver arriba Ir abajo
sweetbaby_majo
Gran forista y Jonatica
Gran forista y Jonatica


Cantidad de envíos : 6488
Edad : 24
Localización : Ecuador
Fecha de inscripción : 14/02/2011

MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Junio 30th 2011, 19:01

oki aki espero con
muuuucho gusto
e impaciencia jajaja
siguelaaaaaaaaaaaaaaaaaaa
Volver arriba Ir abajo
@Nescc JB!♥
Forista!


Cantidad de envíos : 91
Edad : 19
Fecha de inscripción : 10/07/2010

MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Julio 1st 2011, 15:32

HOLAAA! Soy nueva lectoraa study
Me encanta tu novee! debes seguirla yaa porfa
Volver arriba Ir abajo
sweetbaby_majo
Gran forista y Jonatica
Gran forista y Jonatica


Cantidad de envíos : 6488
Edad : 24
Localización : Ecuador
Fecha de inscripción : 14/02/2011

MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Julio 2nd 2011, 15:40

siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!











siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!











siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!











siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!











siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!











siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!











siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
Volver arriba Ir abajo
sweetbaby_majo
Gran forista y Jonatica
Gran forista y Jonatica


Cantidad de envíos : 6488
Edad : 24
Localización : Ecuador
Fecha de inscripción : 14/02/2011

MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Julio 2nd 2011, 15:40

siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!











siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!











siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!











siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!











siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!











siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!











siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
siguelaaaaaaa!!!!!
Volver arriba Ir abajo
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Things will never be the same (nick y tu)   Hoy a las 20:00

Volver arriba Ir abajo
 
Things will never be the same (nick y tu)
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 2 de 4.Ir a la página : Precedente  1, 2, 3, 4  Siguiente
 Temas similares
-
» Miley Cyrus... Detalles 7 things
» The Pretty Things, 22 Junio en Boosters Club
» Setup The Strokes: Nick Valensi y Albert Hammond Jr.
» Zach Jones - Things Were Better (2012) no es powerpop pero que bien suena
» HA MUERTO NICK CURRAN

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Jonas Brothers Venezuela Foro Oficial :: Webnovelas/Fics :: Jonas Brothers: Fan ficts :: DE TODO UN POCO-
Cambiar a: