Aqui fanaticas y fanaticos de los Jonas Brothers en Venezuela y como en otros paises.. da click y unete al mundo de la diversion Jobromania
 
ÍndicePortalRegistrarseConectarse
¿Quieres participar en la nueva imagen del foro? Ingresa AQUI y deja tu comentario

Comparte | 
 

 Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
Ir a la página : 1, 2, 3, 4  Siguiente
AutorMensaje
lovelife.
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1089
Edad : 18
Localización : Todas partes.
Fecha de inscripción : 28/03/2011

MensajeTema: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Mayo 4th 2011, 07:43

Bueno soy Cristina...y esta nove me encantó!! Se las voy a dejar aqui pero como Nick y tu =D Es tipo Harry Potter...asi que bueno... =) espero que les gustee aqui va el primer cap
Cuando este entre ('') es pensamiento ok?

-TITULO: Porque me amaste...
-FECHA DE CREACIÓN: 4 de Mayo de 2011
-AUTOR(A): CristinaJonatica♥ (es adaptada, pero no recuerdo la autora real. Ustedes saben que es adaptada.)
-TIPO DE NOVELA: De todo un poco...
-MENSAJE PARA LOS LECTORES: Bueno, ya está terminada por lo que ningún mensaje.

Chapter 1 ''Reencuentro''

Nicholas había partido hacia muchos años, escapando de la realidad que le pintaba el mundo mágico. Asqueado de ser una celebridad sin pedirlo, se refugio en el anónimo mundo muggle, allí podría hacer una vida "normal". Pero además de escapar de su fama, había huido para no tener que sufrir. Años amándola como a nada en el mundo y todo para que, para que ella, la hermosa y colosal Selena Gómez, le rompiera el corazón de la manera más bestial, dejándolo humillado y destrozado.

Ocho años habían pasado de su partida, y esa tarde, caminando por una calle del Londres muggle, pensaba que así acabaría otro día de asquerosa rutina. De trabajar en una lujosa oficina, de bienes raíces, donde seguía amasando una considerable fortuna. Y todo para que, para no tener con quien compartirla, para estar completamente solo. Porque Nicholas Jonas, el famoso niño que vivió, había decidido que ninguna mujer lo volvería a tratar, como lo había hecho Selena. Nunca más tendría una pareja y mucho menos se enamoraría.

"Camino a través de esta calle vacía
En el boulevard de los sueños rotos
Donde la ciudad duerme
y yo no soy el único, y camino solo…"


Se sintió hastiado… pasó por un comercio, y se quedó mirando la vidriera. Desde dentro una mujer lo miraba sensualmente, tratando de seducirlo. El sonrió, pero falsamente. Sabía lo que ella quería, "siempre desean eso" solía pensar, y él se había convertido en un hombre de encuentros casuales. Sólo una noche y adiós, sin llamadas, sin compromisos. A lo sumo tenía una mujer sólo un mes y luego la botaba. Una distinta cada mes, nunca las repetía. No quería problemas. Decidió no seguirle el juego y continuó caminando. Hoy no quería eso, hoy deseaba estar solo.

"Mi sombra es la única que camina a mi lado.
Mi corazón vulnerable es lo único que está latiendo
A veces deseo que alguien allá afuera me encontrase.
Pero hasta ese momento, camino solo."


De pronto ensimismado en sus pensamientos no vio por donde caminaba y tropezó con una persona. Era una muchacha, bonita y no muy alta. Ella, no había atinado a mirar por donde caminaba.

- Yo… disculpe usted – dijo ella colorada y lo miró a los ojos - No sé en qué estaba pensando… - lo miró nuevamente, él estaba algo fastidiado. Esa muchacha lo miraba insistentemente.

- Descuide, yo también lo siento… no me fije… - De pronto la muchacha levantó la mano y sin pedir permiso, movió el pelo que tapaba la frente de Nicholas, encontrando su característica cicatriz en forma de rayo, y sonrió.

- ¿Nick? – lo miró. Él estaba algo molesto, alguien en su seguro mundo muggle, lo había reconocido. Retiró la mano de la muchacha de su cara. – Nick eres tú! Nicholas Potter! – y se abalanzó dándole un fuerte abrazo. Nicholas no pudo hacer nada, ni siquiera la abrazó.

- Disculpe… - dijo luego que la muchacha se separara – ¿La conozco?

- ¿Vamos, no te acuerdas de mí? – dijo torciendo los ojos – ¿Es que el cabello castaño, las pecas en la cara no te dan una pista de quién puedo ser? – la miró detenidamente, no podía ser… ella era muy pequeña e insignificante… no podía estar frente a…

- ¿_____ Weasley? – ella asintió, volvió a sonreír y se abalanzó nuevamente hacia la humanidad de Nicholas.

- ¡Vaya creo que me has reconocido! – sonrió. – ¿Qué haces por aquí? Digo es que hace años que no te vemos… yo… Joe estará contento, cuando le cuente que te he encontrado... ¡mira lo que son las casualidades! – él se puso serio.

- Escúchame, ______ – la miró – yo, estoy bien así. Me fui del mundo mágico porque no tengo nada más que hacer ahí – ella torció los ojos – Yo no quiero tener nada que ver, con eso. Así que… te pido por favor, aquí nos saludamos y no nos vemos más…

- ¡Vamos, Nick! – dijo escéptica – ¿Es qué tanto puedes cambiar? – le tomó las manos. Nicholas se sentía algo intimidado por aquella muchacha decidida a entablar un diálogo, que él quería terminar rápido. – Tanto al punto, de olvidar a quienes más te quieren¿A quienes en ocho años te han extrañado?

- Eso no me interesa…

"Lee entre líneas que carajo está mal y todo está correcto
Chequea mis signos vitales
Para saber si aún sigo vivo y camino solo."


- ¿Qué haces? – dijo cambiando de tema…

- Yo… trabajo en bienes raíces…

- ¡Veo que te va bien! – e hizo una fugaz mirada de arriba abajo a la lujosa vestimenta del joven.

- No me quejo… ¿y tú?

- Trabajo en el ministerio de magia, en el Departamento de Relaciones Muggles – sonrió – tengo un buen cargo y sueldo, por lo que me decidí y dejé la madriguera (tu casa). Vivo sola en un departamento, por aquí cerca.

- Bueno, debo irme… – le dio la mano. Ella se acercó y le dio un beso en la mejilla.

- Adiós Nicki… - lo saludó y luego reaccionó - ¡Espera! - sacó un pedazo de pergamino y escribió algo – Este es el número de mi teléfono móvil – Nicholas la miró sorprendido – Sí¡tengo que estar al tanto de la tecnología muggle, Nick! – le guiñó el ojo, divertida – Llámame si quieres charlar… - y se marchó. Nicholas la miró irse y desaparecer doblando en la esquina. Miró el papel y tuvo deseos de romperlo. No quería noticias del mundo mágico, no ahora que estaba tan nostálgico. Sacudió sus pensamientos y sin saber por qué, guardó el papel en el bolsillo. Y siguió su camino.

"Camino solo... Camino solo…"

______ llegó a su casa y se sentó en una espaciosa butaca, pensando en lo que había pasado hace unos momentos. Se había encontrado cara a cara, con él. Con la persona que jamás pudo olvidar… con la persona que había amado y que con profundo dolor veía de lejos amando a Selena. Pero estaba cambiado. Tenía la mirada dura, de alguien que había sufrido, de alguien a quien una malvada le rompiera el corazón. Hasta sus palabras eran frías, carentes de sentimientos. El antiguo Nicholas le hubiera preguntado acerca de Joe Y Demi, pero éste no. Se levantó del sillón para hacer algo de comer, totalmente convencida de que esa era la primera y la última vez que lo vería, después de Hogwarts. Porque, si cómo él dijo el pequeño trozo de pergamino con su número telefónico debería descansar ya, en el primer cubo de basura que Nicholas encontrara en esa calle.

La semana siguiente, ______ fue a trabajar al Ministerio como lo hacia siempre. Se cuidó de no mencionar su sorpresivo encuentro con Nicholas, a sus familiares y amigos. No quería darles falsas esperanzas. Después de todo Nicholas no había dado señales de vida, por lo que las sospechas de ______ acerca del triste destino del pergamino, parecían tener fuerza. Los pasillos de su departamento, estaban en el cuarto piso. Caminó rápidamente. Estaba harta de los cumplidos de los magos jóvenes. Varias veces había rechazado a estos. No tenía apuro en casarse. Tenía una vida normal. Había tenido varios novios, uno en particular más serio que otros, con el que había intentado una convivencia, frustrante la mayoría del tiempo en que duró, pero ahora no se encontraba con ánimos de entablar una nueva relación. Llegó a su oficina, que compartía con su amiga y desde hace dos años cuñada Demetria Lovato Weasley. Sonrió al verla y dejó su capa en un perchero, cerca de la puerta.

- ¡Buenos días señorita Weasley! – dijo Demi con cierto tono de sarcasmo – ¡Me alegro que se haya dignado en venir!

- ¡Disculpe usted, señora Weasley! – y las dos reían – es que parece usted que se ha olvidado… – Demi la miró – Hoy era el desayuno con el secretario del primer ministro muggle. – se acercó y le dio un beso en la mejilla – Pensé que ir desde mi casa sería lo apropiado¿no te molesta?

- Lo siento ______, es que realmente lo había olvidado. ¿Y, cómo resultó?

- ¡Como siempre! – dijo bufando – antes de empezar a darle los detalles del encuentro entre los dos ministros, el muy estúpido me pidió que le hiciera un par de trucos de magia a su hijito – Demi rió – Todo estuvo bien, hasta que cansada convertí al crío en un sillón.

- ¿Qué hizo el secretario?

- Al principio rió, luego al ver que pasaba el tiempo y yo no volvía al chico a su estado original… se alarmó.

- ¡Eso está mal, ______! Yo… estas cosas agrietan las relaciones entre los dos mundos…

- Está bien, al final lo hice, el mocoso estaba encantado y luego…

- Entonces¿para cuándo la reunión?

- Quedó en avisarme, por teléfono… ¡el muy imbécil!

- Esperemos que ese pequeño incidente no alargue la cita – Dijo Demi y siguió con su tarea. ______ se quitó su chaqueta quedando con una blusa y una falda de jean y botas marrones. Vestía elegantemente y se veía sensual con ese atuendo, razón por la que varios magos que trabajaban en el ministerio querían conquistarla.

A media mañana, estando enfrascada leyendo algunos pergaminos para enviar a los gobernantes muggles, sonó el teléfono celular. Demi sonrió complacida, según ella era el secretario confirmando la cita de los ministros. ______ observó el número de quien la llamaba. No era conocido. Rápidamente atendió.

- Si, habla _______ Weasley¿quién habla? – silencio, la persona que estaba del otro lado parecía estar pensándolo bien – ¿Hola?¿Hay alguien? Digo¿no es temprano para molestar?

- ¿_____? – la voz de Nicholas pareció helar la sangre de la castaña – no cuelgues, yo… soy… Nicholas – ella trató de emitir sonido pero no pudo, al ver su cara de asombro, Demi se preocupó.

- ¿_____?¿Quién te habla? No es el idiota de Dean otra vez¿verdad?

- ¿Es Demi? – preguntó nervioso Nicholas.

- Si, ella trabaja conmigo – dijo ______ – si quieres…

- No, por favor, yo no quiero… ¡no digas mi nombre! – suplicó Nicholas

- Okay… Jerry – sonrió _____ a Demi y ésta preguntó a señas quién era. ______ no dijo nada – Pensé que no me llamarías…

- Yo… estuve… ocupado, he tenido que viajar – dijo con la más fría voz.

- ¿Y para qué llamaste? – Preguntó ______.

- Quisiera saber si puedes almorzar conmigo, hoy… Hay un restaurante… - ______ se levantó y salió al pasillo conciente de los oídos de Demi, que trataban de averiguar con quien hablaba. – si quieres…

- Bien, pasa por mí.

- Yo no iré al ministerio – dijo cortante – sabes que no quiero saber nada de ese mundo…

- Está bien¿nos encontramos en Battersea Park?

- ¿Por qué ahí?

- Es donde usualmente almuerzo – Nicholas pareció pensar la opción.

- Está bien – dijo luego – ¿A las 12:30 te parece?

- Te esperaré en la entrada de la cafetería, cerca del zoológico….

- Nos vemos, _____…- colgó el teléfono y se metió en la oficina.

- ¿Y bien?

- Quedamos en almorzar

- ¿Quién es ese misterioso Jerry?

- Nadie que te interese…


Bueno aqui el primer cap...diganme si la sigo =) y por si no leyeron arriba (antes del cap) esta nove
ESTA BASADA EN HARRY POTTER osea....con magia, Hogwarts.....y todo eso
Well....comenten para saber si la sigoo =) Bay


Última edición por CristinaJonatica♥ el Febrero 23rd 2012, 09:27, editado 3 veces
Volver arriba Ir abajo
Luu_Nick_16
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1151
Edad : 24
Fecha de inscripción : 09/12/2010

MensajeTema: Re: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Mayo 4th 2011, 08:34

A mi me encaaanto"!!
Volver arriba Ir abajo
Luu_Nick_16
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1151
Edad : 24
Fecha de inscripción : 09/12/2010

MensajeTema: Re: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Mayo 4th 2011, 08:36

Sigueeela!!
Volver arriba Ir abajo
Luu_Nick_16
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1151
Edad : 24
Fecha de inscripción : 09/12/2010

MensajeTema: Re: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Mayo 4th 2011, 08:37

Si lees mi nove pásate y si quierees promociona la novee Razz
Volver arriba Ir abajo
lovelife.
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1089
Edad : 18
Localización : Todas partes.
Fecha de inscripción : 28/03/2011

MensajeTema: Re: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Mayo 5th 2011, 08:56

Que bien que te haya gustado!! =) aqui el cap 2 que te gustee =)

Chapter 2 ''Almorzando con _______ Weasley''

______ dejó de trabajar a las 12 y rápidamente salió de su oficina para ir a su cita. Realmente no sabía que intenciones tenía Nicholas al invitarla a almorzar, así, sin razón aparente, pero a ella le pareció estupendo pensar que él, aunque muy en su interior y aun despotricando cosas contra el mundo mágico, lo extrañaba. Sino ¿por qué molestarse en guardar su número de teléfono y llamarla? "pobre Nick", se encontraba pensando cuando caminaba por el parque casi llegando a las puertas del zoo, donde se encontraba la cafetería, "de seguro está tan solo…" Llegó antes del horario convenido y se sentó en una banca, a esperarlo. Los ocasionales transeúntes la miraban raro. Casi todos tenían ropas cómodas y ella se arrepintió de ponerse falda. Aunque no era tan corta, dejaba ver algo sus piernas delgadas. El tiempo no era el ideal, pero al menos no llovía, sacó un par de pergaminos que tenía que revisar, y espero. A las 12:35 hrs., apareció Nicholas. Ella, aun leyendo, no se dio cuenta de que él estaba parado frente a la banca. Estaba de traje y corbata. Le sentaba bien el color azul marino, y la camisa era de un celeste fuerte. Su marca personal, el cabello castaño oscuro algo despeinado y sus ojos que la miraban, con una expresión vacía, sin brillo en esos hermosos ojos cafés. Ni siquiera sonrió… ______ pensó que él lo tenía prohibido.

- ¡Hola Nick! – dijo ella. Él se sentó en la banca, y estiró la mano. ______ abrió los ojos y estaba a punto de reír, pero para no molestarlo estiró la mano y lo saludó.

- Hola _____, lamento el retraso – _____ se dio cuenta de la hora – una reunión se alargó…

- No hay problemas – se levantó - vamos a pedir algo y comeremos por ahí…

- Espera… - dijo – no pensarás comer por ahí… ¡tirados en el pasto! – y arqueó una ceja. _____ rió con ganas.

- ¿Qué? ¿Es demasiado vulgar para ti? – lo miró – siempre como por ahí, sentada en el césped y observando a la gente. Se me hace realmente aburrido sentarme a una mesa en un restaurante…

- ¿Es porque estás sola? – la miró a los ojos.

- Sí, me molesta… - dijo seria – Supongo que tú siempre estarás acompañado…

- No siempre, pero disfruto de una buena comida – miró hacia la cafetería – dudo que tengan algo realmente sano…

- Bueno no lo sabremos, si no lo probamos – Se encaminó hacia el negocio. Era pequeño pero bastante agradable. – Buenos días ¿puede decirnos la especialidad de la casa?

- Bueno, mi marido es experto en comida china – Nicholas hizo una mueca de fastidio.

- No, no me parece buena idea ¿no tiene algo más sustancioso? – preguntó ____.

- Podemos hacerles pescado frito con papas…

- ¡Eso me parece perfecto! – sonrió _____ – Prepárenos dos raciones para llevar y… - miró a Nicholas – ¿qué vas a beber?

- Agua – ella sonrió.

- Una botella de agua, y una gaseosa cola – Se sentaron y esperaron a que les entregaran su orden. Cuando vino la señora, les dio el paquete y Nicholas pagó. Salieron y ______ comenzó a caminar seguida de Nicholas, que no tenía idea de cómo se le ocurrió salir a almorzar con ella. A simple vista se veía que sería un total fracaso.- Creo que aquí es el lugar indicado. – Se sentó en una gran banca, cerca de un frondoso árbol. Desde allí se podía ver un pequeño lago con barcas, donde la gente paseaba. Otros hacían deportes, o leían, tirados en el verde césped.- Me encanta este lugar…

- ¿Vienes siempre? – preguntó Nicholas algo molesto. ______ se dio cuenta que él se encontraba algo incómodo debido a su atuendo.

- ¡Desestructúrate un poco Nicholas! – rió – ¡Quítate el saco y la corbata! – El la miró, algo serio.

- No creo…

- Vamos… ¡No estás en una reunión importante! – volvió a reír. Nicholas se quitó el saco y desajustó la corbata. ______ se acercó y la desanudó guardándola en un bolsillo del saco. Inmediatamente tomó su ración y comenzó a atacar el pescado –¡Soberbio! – Nicholas tomó de mala gana la vianda desechable y comenzó a comer.

- Nada mal – dijo – aunque me hubiera gustado tener una mesa y sillas – se agachó rápido, pues las patatas casi le manchan la camisa.

- ¡Ey!, parece que no aprecias lo bueno de ser magos… ¡Mensa! – dijo ______ y de la nada apareció una mesa. Luego otro movimiento de varita hizo aparecer dos sillas – ¡Su orden señor! – y rió ante la mueca de fastidio de Nicholas – ¡Vamos… a que te pareció excelente! – No contestó y siguió comiendo.

- ¿Qué son esos papeles que leías? – dijo al cabo de un rato de profundo silencio.

- Pensé que no te interesaba nada del mundo mágico – dijo _____ mirándolo fijamente.

- No es que me interese, es solo que… no sé qué hablar contigo…

- Está bien – dijo y se limpió la boca para tomar un sorbo de gaseosa – Son pergaminos, documentos de futuros encuentros con el primer ministro muggle, tú sabes, en la oficina estoy encargada de las relaciones entre los dos ministerios.

- ¿Y Demetria? – Preguntó.

- Ella se encarga de regular y crear leyes de convivencia entre los dos mundos – rió – Dejó el rollo de la P.E.D.D.O, cuando llegó al ministerio. Se dio cuenta que era una causa perdida. Más cuando perdió a su secretario… – lo miró – realmente te extraña. – Él pareció hundirse en la vianda y no dijo nada. ______ continuó hablando. – Joe – él la miró – Está en la oficina de aurores, es muy bueno, pero no tiene un buen compañero… tú sabes, siempre pensó que ustedes dos...

- ¡Ya basta! – ______ se sobresaltó – no quiero que me cuentes nada de ellos, no…

- Entonces ¿para qué me querías ver? – Nicholas se quedó helado. Realmente no tenía un motivo, no sabía que responderle a esos ojos castaños que lo fulminaban. – Sabes yo… creo que es porque en un lugar, en el fondo de tu ser… extrañas a todos…

- No digas bobadas – bufó – yo, solo quería algo de compañía.

- ¿Algo de compañía? – rió – ¿Es que acaso el gran empresario de bienes raíces, Nicholas Jonas, no tiene una larga lista de bellezas que le haga compañía?

- ¡Veo que has estado investigando! – arqueó una ceja.

- Bueno… me pareció raro verte ese día – Suspiró – así que tengo mis contactos. Trabajar en relaciones muggles puede ser muy conveniente algunas veces…

- ¿Qué más has averiguado? – inquirió.

- Que tienes mujeres… una al mes, distintas, no quieres compromisos, ni relaciones largas… si tú quieres que sea una de tus chicas mensuales…

- No mal interpretes mi invitación – dijo serio – esta no sería en todo caso la cita perfecta – ella lo miró sin entender – digo, comer comida barata, sentado en un parque, no es lo ideal para conquistar a una mujer…

- Y entonces ¿para qué me llamaste? Sabes que yo no podría hablar de otra cosa que no sea del mundo mágico…

- ¡Está bien, quieres contar, cuenta! – bufó nuevamente – yo sólo me sentaré y no diré nada.

- Perfecto…- _______ comenzó un relato pormenorizado acerca de lo pasado en su familia durante los ocho años en que no vieron a Nicholas. De cómo Bill cansado de lidiar con los celos por Fleur, la había dejado y comenzado una relación con una muchacha que trabajaba en Gringotts. De Charlie y su nuevo empleo en el colegio Hogwarts, como profesor de Cuidado Criaturas Mágicas. De los gemelos y su rápida y exitosa expansión por todo el mundo con sus "Sortilegios Weasley" y hasta de Percy, quien pidiendo perdón, regresó a casa como el hijo pródigo y sus padres lo perdonaron… se casó con su antigua novia y vive cerca de la Madriguera. De Joe y Demi, que cansada de esperar que él se lanzara, lo encerró una noche en su departamento y le hizo ver… que estaban hechos el uno para el otro. En este punto a ______ le pareció que Nicholas hizo el intento de sonreír, pero quedó en eso. Era raro para ella verlo ahí, sentado en esa silla, sin expresión alguna… sin ganas de reír o de llorar, parco, sin vida.

- ¿Y tú? – ella se sobresaltó.

- ¿Qué de mí? – se levantó, y recogió sus cosas. Él hizo lo mismo. ______ sacó su varita – ¡Evanesco! – y las sillas con la mesa desaparecieron.

- ¿Qué hay de tu vida?

- Lo que te dije… trabajo en el ministerio…vivo sola…

- ¿No tienes algún novio, o pretendiente?

- ¡Claro que tengo pretendientes! – rió – pero son todos aburridos. Y novios, he tenido varios… con uno he logrado convivir, pero terminó siendo un desastre… ¿y tú? – _____ puso el dedo en la llaga.

- No tengo nada que decir...

- ¡Vamos, Nick! – se paró en frente impidiéndole caminar – Apuesto a que tienes una fila esperando por ti. – Y le guiñó un ojo. Nicholas se sintió por segunda vez intimidado por la castaña.- por lo menos, tener una chica
al mes, me lo corrobora.

- Nada especial – dijo sin sentimientos – no tengo ganas de formar parejas. Es algo estúpido. Para qué hacerlo si al final… – se calló, recordando a Selena y la manera en que lo engañó con…

- No todas son como esa bruja… - dijo ______ pareciendo adivinar el pensamiento de Nicholas – ¿Sabes algo de ella?

- No, ni quiero saberlo. – dijo más serio que nunca. ______ pudo observar como sus ojos cafés se oscurecían.

- Yo si sé – él la miró – Da lástima… Ella después de que te dejó, creyó que estar al lado de Malfoy le traería buenos dividendos – Nicholas se puso pálido, no le era grato recordarla. ______ no pareció notarlo, porque continuó hablando – Pero cuando atraparon a Malfoy y le confiscaron sus bienes, ella quedó en la calle. Consciente de su reputación, nadie le dio empleo…

- ¿Y qué hace ahora?

- Se prostituye en…- Nicholas se estremeció – ¿Te interesa saberlo? ¿Crees qué puedes rescatarla?

- No tengo la más mínima intención de hacerlo – dijo – Creo que se ha hecho tarde. ¿No tienes que trabajar?

- No. La entrevista con el secretario del primer ministro muggle dio sus frutos, así que me dieron la tarde libre – Sonrió.

- Tu trabajo debe ser extraordinario – dijo.

- Si, pero no voy a hablarte del mundo mágico, no cuando no quieres oír ni la palabra magia.

- Si, es cierto. Yo en cambio, tengo que irme – Le dio la mano, a lo que ______ sonrió, se acercó y le plantó un beso en la mejilla.- Nos vemos…

- Dame tu número así …

- Será mejor que no – dijo parco – yo te llamaré – y diciendo esto se puso el saco y caminó por la senda para desaparecer de la vista de la muchacha. ______ se quedó sonriendo. A fin de cuentas, él la había llamado para saber del mundo mágico. Él aunque se negaba a admitirlo, lo extrañaba horrores, y ella iba a ser la causante de la vuelta del niño que vivió. No sabía cómo iba a hacerlo, pero ya se le ocurriría una muy buena idea.

Nicholas llegó a su oficina y se sentó en su silla. Se restregó frenéticamente los ojos tratando de poner en claro sus pensamientos. Había tenido el estúpido impulso de llamarla, y sin ningún motivo invitarla a almorzar. Su secretaria lo interrumpía con un papel para firmar. Cuando ésta se marchó, continuó recordando. Ella estaba feliz, contenta con su mundo y él parecía un muerto en vida. Ella tenía unas ganas envidiables de vivir y él cada vez que abría los ojos a la mañana rogaba por una muerte dolorosa. Porque a pesar de haber elegido esa vida, la odiaba. Al final de la jornada terminó dándole la razón a la castaña(tú). La única razón de llamarla, era porque a pesar de haber sufrido horrores, y desengaños amorosos, extrañaba el mundo mágico. Extrañaba las navidades en casa de los Weasley, extrañaba sus amigos y todas las aventuras que estar allí implicaban. Sus ojos se nublaron. A pesar de aceptarlo, se juró que no volvería a verla. Que la puerta de entrada al mundo mágico que ______ representaba, debía cerrarla y perderla de nuevo. No quería volver a sufrir. Ya no más.


Bueno aqui el capi 2 bsss
Volver arriba Ir abajo
Luu_Nick_16
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1151
Edad : 24
Fecha de inscripción : 09/12/2010

MensajeTema: Re: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Mayo 5th 2011, 10:46

Ohhh. Me encaanta. Erreees de la mejoreeeeeeeeeeees Very Happy
Volver arriba Ir abajo
lovelife.
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1089
Edad : 18
Localización : Todas partes.
Fecha de inscripción : 28/03/2011

MensajeTema: Re: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Mayo 6th 2011, 14:19

Chapter 3 ''Segunda cita''

Los días pasaron y aunque ______ pensaba la manera de encontrarlo, no podía. A Nicholas nuevamente lo había tragado la tierra. Ni siquiera había podido localizar su número en el celular, porque él, muy inteligentemente lo había bloqueado para que nadie conociera su número. Fastidiada, volvió a su tarea habitual.

En una de esas mañanas, ella estaba en una reunión importante. Su jefe, les explicaba los pormenores de la junta entre los Ministros y las normas que tendría que llevar a cabo ______, porque ella era el nexo, para que esto fuera un rotundo éxito. El celular de ella, comenzó a emitir un sonido, cada un minuto. Ella no podía atender, porque estaba prestando atención a lo que su jefe le indicaba.

- Bien – decía el jefe – el señor Ministro desea que por favor ______ no realices hechizos a las personas – Todos rieron, ella solo asintió colorada. Sonido de celular – Además, deberías vestir de traje, con falda, tu sabes, algo formal. ¡No se te ocurra ir como una rockera! – todos rieron – la última secretaria que tuvimos fue vestida de punch…

- ¡Punk! – corrigió _______ – no se preocupe, sé como debo vestirme, mi cuñada, aquí presente es hija de muggles. Ella será mi asesora de vestuario – El celular volvió a emitir un sonido. ______ trató de no darle importancia, pero todos ya estaban algo fastidiados de escucharlo.

- Si, señor – respondió Demetria – yo le diré lo apropiado – carraspeó – conozco de protocolo muggle… – nuevamente el celular.

- ¡WEASLEY, ATIENDE EL MALDITO TELEFONO! - gritó el jefe

- Lo siento, señor Harrington – bufó, buscando su teléfono – ¡es que tengo un mensaje de texto! – Lo tomó y lo leyó. "¿Misma hora, hoy? Jerry". ______ sonrió y salió un segundo al pasillo, para responder. "Misma hora, mismo lugar. Ropa cómoda, ___" mandó el mensaje, y al rato le llegó la respuesta. "okay, aunque fastidiado. J.". Entró con una sonrisa a la oficina. Demetria la miró preguntándole, y ella sólo se encogió de hombros. Cuando la reunión terminó, la morena la alcanzó en el pasillo.

- ¡Espera, ______! – dijo. La castaña se dio vuelta y la miró sonriendo – ¿no me dirás quién te envió los mensajes?

- Sí, fue un amigo que conocí… trabaja en el Londres muggle…- Demetria sonrió.

- ¿El misterioso Jerry?¿Un nuevo pretendiente? – la miró, ella sonrió – ¿Es muggle?¿Sabe que eres bruja?

- Sí lo sabe, y aunque le fastidia un poco, creo que cederá…

- ¿Y, qué decía el mensaje?

- Que almorzáramos juntos…- Demetria hizo un bufido alegre

- ¡Wow¿Va en serio la cuestión? – ______ la miró.

- ¡No¡Sólo es un amigo! – y se puso roja – bueno… no puedo mentir, está hermoso, más alto, más atlético ya no queda rastro de aquel Ni… - se calló.

- Pero entonces… ¡ya lo conocías! – Demetria la miró fijamente

- No trates de utilizar legeremancia conmigo, cuñada… – sonrió – Sí, lo conocí hace un par de años – mintió – estaba en el Ministerio muggle… en ese entonces se parecía a un… hámster – rieron – y ahora, no me molestes, debo ir a casa y luego encontrarme con él. – Le dio un beso.

- ¡Adiós y suerte!– Mientras su compañera se marchaba, Demetria dudó. Conociéndola, y aún viéndola tan entusiasmada, pensó que nunca se quitaría el estigma de Nicholas de sus hombros.

Nicholas fue el primero en llegar esta vez. El mensaje de llevar ropa cómoda, lo había intrigado, pero conciente de los lugares a los que seguro ella lo llevaría a almorzar, decidió ponerse unos jeans y una remera, color negro. Le incomodaba estar con ropa casual. Casi siempre parecía un hombre mayor por sus trajes. Se sentó a esperarla en la misma banca. Mirando hacia el zoo, de pronto sintió un leve plop, y al dar vuelta la cara, casi se murió del susto… Ella se había aparecido a su lado, riendo de la cara de Nicholas. El la miró con reproche.

- ¿Cómo puedes, aparecerte a esta hora del día, y con esa soltura?

- Ay, Nick – todavía riéndose – ¡Si vieras tu cara!- Le dio un beso, él, algo parco, lo devolvió – Mira, la gente está demasiado ocupada en su vida para fijarse en los demás.

- ¡Aun así, deberías ser más precavida! – dijo molesto.

- Creo que lo que te molesta es que tú te reprimes hacerlo… - él la miró sin entender – Te mueres por hacer magia!

- Estás equivocada…

- Apuesto a que después de nuestro primer almuerzo, te fuiste directo a buscar la varita… - él miro para otro lado, la castaña había acertado, pero no iba a darle la razón.

- ¿Ya pensaste qué comer?

- Tengo ganas de comer Hot Dogs– Nicholas arqueó la ceja – Vamos¿no estás aburrido de esa pose "que asco" de Malfoy?

- No me compares con…

- ¡Pues tienes la misma actitud que ese idiota! – dijo ofuscada – Podrías ser algo más… Nick de Hogwarts…

- Ese Nick murió… – dijo, y se levantó – ¿Quieres comer hot dogs? – ella asintió – ¿Dónde?¿Ahí? – Dijo señalando a la cafetería que visitaron la cita anterior.

- No – sonrió ella levantándose del banco – Vamos por el sendero, hay un señor con un carrito que vende los mejores hot dogs del lugar… y me atrevo a decir que los únicos – y rió. Nicholas no dijo nada. ______ prácticamente se colgó del brazo de Nicholas. Era demasiado alto para ella, y Nicholas caminaba demasiado erguido. Llegaron al lugar donde ______ pidió tres hot dogs con mostaza, acompañados de papas fritas y una gaseosa de cola. Nicholas pidió dos hot dogs y a regañadientes una gaseosa, dietética. Caminaron hasta un sitio cerca del lago. ______ se sentó en el pasto.

- Aquí, vas a comer… ¿en el suelo? – dijo escéptico.

- ¡No me pedirás mesa y sillas! – bufó _____ – Hoy comeremos aquí – A regañadientes, él se sentó.- Debo decirte que me sorprendió verte con esas fachas. - Lo miró de arriba a abajo y Nicholas se sonrojó. – ¡Pareces más joven!

- Si, y tú¿vas a trabajar al ministerio vestida de esa manera? – Ella llevaba unas bermudas de jeans, y una musculosa color negro que resaltaba su blanca piel. Acompañaba el atuendo con unas zapatillas de lona, y el cabello recogido en una coleta.

- ¡No! Fui a casa a cambiarme – mordió su almuerzo – pienso pasar toda la tarde en el parque – lo miró.- ¡Espero que me acompañes!

- Yo…

- Vamos Nicki, siempre he venido cada vez que me lo pides… ¿Acaso no puedes complacerme por una vez? – lo miró, él sólo se dedicó a comer y no dijo nada. - Cierto…

- ¿Qué? – dijo al fin.

- ¡Estás dentro del sarcófago! – él la miró – Muerto en vida. No te interesan las cosas bonitas del mundo…

- No empieces…

- ¿Qué no empiece? Pero¿para qué me invitas, entonces? No te entiendo. Me dices que quieres almorzar y vienes aquí y no dices nada, no ríes… parezco una idiota, riendo sola. Tú sólo te quedas con cara de lechuza, mirándome como si no me entendieras… no es justo…

- Lo siento, así soy…

- No, así no eres. Tú eras más alegre. Tú eras como mi hermano Joe, no tan idiota, pero eras divertido.

- ¡Ese Nick murió! – dijo con voz dolida – Ese Nick fue asesinado, por una maldita mujer, que…- respiraba entrecortadamente, prefirió morder el hot dog y atragantarse con todo lo que tenía para decir pero no dijo.

- De todas maneras… ¡eres un imbécil! – él la miró – realmente te creí más inteligente Nicholas… Le estás dando a Selena la importancia que no se merece… - lo miró a los ojos. El nuevamente se vio abrumado por los de ella. – diciendo que renuncias a vivir por ella, haciéndote pasar por un insensible, porque ella te engañó. ¡Cielos! Deberías agradecer que te dejara. Mejor temprano que tarde… quién sabe lo que podría hacerte después… mírala...

- Yo no quiero hablar de ella – dijo parco.

- ¡Pero te rehúsas a vivir por su causa¡Eres patético! – él la miró con sus ojos aguados – Mira, ella creyó ser la mujer más avispada del mundo, porque te dejó por Malfoy. ¿A dónde la llevó esa actitud? Yo te lo diré… la llevó a vender su cuerpo por monedas, porque nadie …

- ¡Ya basta! Te invité a almorzar para hablar cosas… diferentes… - Ella se quedó callada y decidió comer su hot dog. El miraba hacia el lago, donde algunas parejas se paseaban en pequeños botes. Ella tenía toda la razón. El estaba dándole una importancia a su antigua novia que no se merecía. Pero así y todo aun dolía. Giró la cabeza para mirarla, ella había terminado de comer y puso sus manos hacia atrás. Su cara se vio iluminada por el sol del mediodía. Los rayos se reflejaban en la melena castaña dándole un aura especial.

- Me encanta tomar sol después de comer – sonrió, aún con los ojos cerrados. – Te parecerá estúpido venir a comer aquí, todos los días – lo miró. El no contestó – Pero es que los días lindos no son muchos, así que los aprovecho.

- Tienes razón – la miró – yo… me la paso en la oficina, rara vez salgo a comer afuera. Siempre pido algo y como mientras trabajo.

- ¡Saltándote la rutina! – rió. Y sucedió el milagro. En la boca de Nicholas pareció aparecer una sonrisa – ¡Vaya¡Veo que si¡Y dos veces en el día!

- No te alteres – dijo - yo… tienes razón… y ¿qué hay con tu trabajo?¿Estabas ocupada cuando te mandé el mensaje?

- ¡Claro! – bufó – ¡El encuentro de los ministros tiene al ministerio con los pelos de punta! Joe es el encargado de la seguridad, y me atosiga a cada rato para que le dé los itinerarios, y los horarios. ¡Está tan perfeccionista!

- ¿Joe?¿Estamos hablando de Joe?¿Mi amigo de Hogwarts, perfeccionista? – preguntó incrédulo. _____ lanzó una carcajada que algunos transeúntes se dieron vuelta para verla.

- Si, aunque no lo creas…

Pasaron toda la tarde platicando de muchas cosas. Después de tomar sol, decidieron caminar por la orilla del Támesis, y más tarde se aventuraron a entrar al zoológico. ______ era la más divertida. Nicholas sólo la acompañaba. Cuando ya se hacía de noche, y algunos farolitos del sendero se encendían, Nicholas decidió que ya era tiempo de despedirse.

- Pasé una buena tarde ______ – ella se sorprendió.

- Yo también – y le sonrió – Nick me voy…- Le dio un beso en la mejilla – Bueno, ya sabes mi número, si quieres llamarme, para almorzar de nuevo…

- Está bien – ella ya se marchaba… - ¡______!

- ¿Si, Nick?

- Yo… me preguntaba… si... tienes algo qué hacer el sábado – ella lo miró extrañada – Es que tengo una fiesta, de negocios… muy importante, y tengo que llevar pareja – ella rió.

- ¿No hay chica de mayo?

- ¿Eh?

- Tienes una chica cada mes… - sonrió – ¿No tienes una chica de mayo?

- No – la miró – quisiera ir con una amiga¿qué dices? – ella pareció pensarlo, pero luego asintió.

- ¡Está bien!¿A qué hora?¿Dónde nos encontramos…?

- Pasaré a buscarte, si me das la dirección de tu casa – ella se acercó y le dio una tarjeta de presentación.

- Entonces hasta el sábado…

- _______, es vestido de cóctel – ella sonrió.

- De cóctel, entonces¡Hasta el sábado Nick!– y moviendo su mano desapareció. Nicholas luego de analizar sus palabras, suspiró profundamente y no supo por qué, pero ya se estaba arrepintiendo de invitarla.

El resto de los días que quedaban hasta la fiesta fueron bastante agitados para ambos. Nicholas no volvió a reunirse con _______ a causa de un viaje de negocios surgido de imprevisto, y ______ con lo ocupada que estaba por la reunión cumbre de los Ministros, ni siquiera chequeaba los mensajes que le podían llegar de su amigo. Cuando por fin terminó la jornada, el viernes por la noche, recordó que tenía una cita con ______ y cayó en cuenta de que no había tenido noticias de él en cuatro días. Pareció que Nicholas estaba pensando lo mismo, pues nada mas pensar su nombre, el sonido de su celular, la sobresaltó. Tenía un mensaje: "Recuerda, sábado a las 6:30 pm. ¡De cóctel! Jerry." Ella sonrió. Y luego se le vino el alma al piso. ¡No tenía que ponerse! Rápidamente, utilizando los polvos flu, le preguntó a su cuñada qué vestido usar para la fiesta.

- Vente para casa, ahora – dijo Demetria – ¡Tengo varias prendas que pueden servirte! – sin pensarlo, se lanzó por la chimenea y llegó rápidamente.

- ¡______, eres despistada! – dijo Joe gruñendo.

- Si, hola Joe – bufó sacudiéndose las cenizas – ¿Demi?

- En nuestro cuarto, allí te espera – dijo sonriendo. ______ subió las escaleras de dos en dos y llegó a la habitación de su hermano. Ahí estaba Demetria, metida en el clóset, sacando cuanta prenda encontraba y murmurando por lo bajo.

- ¡Demi! – dijo ______ sorprendida – ¿qué diablos haces?

- ¡Debería matarte _______! – bufó su cuñada – ¡Por qué no me dijiste que lo necesitabas, con tiempo! El vestido que tenía pensado, está arruinado, ahora no se qué de…

- ¡Oh no! – dijo _______ sosteniendo un vestido blanco muy bonito, que tenía manchas de humedad y signos de haber sido roído – ¿Esto me ibas a prestar? – Preguntó arqueando la ceja.

- ¿Era de cóctel no?… - la miró – la invitación…

- Si… pero… ¡esto es para un cóctel en un convento! – rió – Quiero causar una buena impresión - Se puso roja – una muy buena, si me entiendes…

- ¡Vaya¡Cómo que estás entusiasmada! – rió su amiga. Se metió en el clóset nuevamente y luego pegó un grito de triunfo – ¡Si¡Sabía que te encontraría! – _______ se asomó a verla. Tenía un montón de suéteres en la cabeza y en la mano un vestido negro.

- ¡Déjame ayudarte, mujer! – le tendió la mano y la sacó de la incómoda posición en la que se encontraba. Luego miró el vestido. Era demasiado simple – no creo, es…

- ¡Es perfecto! – dijo Demetria – Anda pruébatelo. – ______ de mala gana, fue al baño y regresó al minuto. Demetria abrió los ojos y aplaudió sonriente - sabía que te quedaría perfecto. ______ ese es el vestido que usé, la noche que salí con tu hermano… ¡y luego lo atrapé! – ______ hizo cara de asco.

- Supongo que te lo habrás quitado para hacer… - la miró. Demetria reía roja.

- ¡Claro¡Si no, Joe lo hubiera destrozado!

- ¡Ya cállate Demi! – dijo roja _____ – No sé, es demasiado… ¡simple!

- ¡Sí! Porque lo espectacular de este vestido es que es tan simple que te hará resaltar a ti – ______ la miró sin entender – ¡El joven verá tus impresionantes curvas! Y no estará cegado por la belleza del vestido – ______ se miró al espejo. En verdad Demetria tenía razón. Se veía muy bien. Su cuñada se acercó por detrás y levantó su largo pelo castaño – Mira, recógete el cabello, él podrá ver tu cuello… - Demetria miró la nuca con los ojos bien abiertos…- ¿Qué diablos te tatuaste ______?– Esta le bajó la mano, dejando caer su cabello.

- Yo… nada… fue una estupidez… - casi no podía hablar.

- Pero es… es…

- ¡Sí! Sé lo que es, y déjame decirte que estoy arrepentida… – sus ojos se aguaron – por qué crees que Dean… hizo… – no quería recordar.

- Pero, tienes que decirle… a Jerry… si piensas en él como algo serio…

- ¡Yo no pienso en él como algo serio! – Demetria torció los ojos – ¡Es verdad! Sólo somos amigos¡vamos a la fiesta como amigos!

- Si¿y por eso quieres causar una muy buena impresión? – _______ se puso roja. Se miró al espejo y no contestó.

- Creo que lo dejaré suelto.

- Así todo esa estupidez que te hiciste – sonrió su amiga – sigo pensando que el pelo recogido te queda mejor. Además el vestido te tapa eso… Anda hazme caso y tendrás un rotundo éxito.

Nicholas estaba algo nervioso. No sabía por qué la había invitado. Se preguntó qué poder estúpido le había hecho decir esa frase. Pero ya era tarde para ponerse a pensar y arrepentirse. Estaba parado frente al edificio donde vivía ______ y con el dedo apretando el portero eléctrico. ______ contestó rápidamente.

- ¿Si?

- Soy yo – dijo parco.

- Ah¿Quieres subir? – preguntó ______.

- No, mejor te espero aquí.

- Está bien, enseguida bajo – Nicholas pasó su mano por el cabello. Pensó que se veía estúpido. Con las mujeres que había salido cualquier truco de seducción le resultaría efectivo, pero tratándose de ______… con ella no quería trucos, tenerla sería volver al pasado. A ese mundo al que estaba empecinado en no volver. Miró hacia la calle. Estaba en un vecindario de clase media. La calle tenía la concurrencia de un sábado por la tarde, cuando todos salen a divertirse. La puerta del edificio se abrió. El se dio vuelta y quedó pasmado.
Volver arriba Ir abajo
Luu_Nick_16
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1151
Edad : 24
Fecha de inscripción : 09/12/2010

MensajeTema: Re: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Mayo 7th 2011, 02:41

Oooooh. me encaanta enserioo Smile Esta noveeela es defereeente. Meencaanta!
Volver arriba Ir abajo
lovelife.
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1089
Edad : 18
Localización : Todas partes.
Fecha de inscripción : 28/03/2011

MensajeTema: Re: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Mayo 11th 2011, 15:59

Chapter 4 ''La fiesta''

No podía emitir palabra alguna. Frente a él estaba su eventual compañera. Pero totalmente diferente a como la había visto los últimos días. _______ sólo sonrió y bajó los escalones que la separaban del joven. Nicholas seguía mirándola. Estaba muy hermosa, pensó. Tenía puesto un vestido negro con espalda descubierta, y un amplio escote al frente que mostraba mucha piel. Se ceñía en la cintura y dejaba caer una amplia falda tableada, que llegaba a las rodillas mostrando unas delgadas piernas. Unos zapatos de tacón dorados, y cartera al tono completaban el atuendo. El cabello estaba recogido en un simple retorcido, que dejaba ver su rostro y los hombros. Estaba maquillada suavemente, lo que hacía verse, según pensamiento de Nicholas, muy, pero muy, pero muy…

- ¿No es esto de cóctel? – dijo _______ y él pareció despertar – Demi me dijo que esto se usa para cóctel…

- No, está bien… – se acomodó los anteojos – sólo que… te ves bien. –dijo y se acercó a darle un beso en la mejilla. ______ sonrió.

- Gracias, tu tampoco estás nada mal – Nicholas tenía un traje negro, con camisa celeste, y una corbata a rayas. Zapatos negros y su inconfundible cabello alborotado, lo había aplastado cuidadosamente con gel. – aunque…- ______ se acercó y con los dedos hizo un rápido movimiento dejándolo como siempre – ¡Así estás mucho mejor! – Nicholas bufó – ¡más sexy! – y rió. Después de un momento él sonrió.

- Bueno será mejor que nos vayamos… tomaremos un taxi.

- ¿No tienes carro? – dijo escéptica.

- No, nunca me gustó manejar…

- ¡Vamos!¿Me vas a decir que en ocho años viviendo como muggle, nunca tuviste un mísero carro?

- No a todos les gusta manejar…

- Apuesto a que tú prefieres las escobas…- Nicholas no dijo nada y la condujo al taxi que los esperaba.

La fiesta se llevaba a cabo en un exclusivo salón, del hotel Hyat de Londres. Estaba adornado para la ocasión. Cuando Nicholas llegó todos se dieron vuelta para mirarlo. ______ tembló un poco al ser ella también blanco de las miradas. Pero Nicholas le tomó la mano, la miró y caminaron ante los curiosos ojos. Un mozo se acercó a su encuentro y les ofreció una copa. Nicholas tomó dos de champagne y le ofreció una a _______. Ella estaba contenta y algo nerviosa, por lo que decidió aceptarla pero no tomar mucho, pues no quería terminar tirada en el suelo, y causando sensación, conciente del efecto que producía en ella, esa bebida muggle. Después se dirigieron hacia un grupo de hombres algo mayores.

- ¡Nicholas! Muchacho – dijo uno de bigotes. Era alto y desgarbado. A su lado una mujer más joven, de aspecto vulgar, miraba a Nicholas y a _______ insistentemente. – ¡Que alegría! Pensé que no vendrías.

- Ya lo ve, Andrew – serio. El hombre miró a ______.

- Nicholas, Nicholas.. – dijo la mujer, con una voz melosa – ¡Hace tiempo que no te veo! Creo que después que dejaste a mi prima, ella se desilusionará porque estás acompañado – dijo mirando a ______. Esta sonrió.

- Vamos Betty – dijo el amigo de Nicholas – No creo… tu prima… bueno¿No vas a presentarnos a tu compañera?

- Disculpen –la tomó de la mano – Ella es _______ Weasley… una amiga – La mujer lanzó una sonrisa burlona. ______ se sintió fastidiada. – ______, ellos son mi socio Andrew Mac Cormac – ella le tendió la mano – y su esposa Betty – la saludó cordialmente.

- ¡Mucho gusto! – sólo dijo ______ y bebió un sorbo de la champaña.

- Disculpa un minuto _______ – dijo Andrew – te voy a quitar un momento a tu compañero. Ven Nicholas aquí está el señor Fawlish, muy interesado en nuestro nuevo proyecto…- Nicholas miró a ______ y esta le sonrió, mirándolo irse. Volteó y se dio con que aquella detestable mujer la miraba de arriba abajo. Ella le sonrió

- ¡Vaya¡Así que por ti, dejó Nicholas a mi prima¿Eres modelo?

- ¿Modelo¿Yo¡No! Trabajo en… el ministerio.

- Ah – dijo la mujer – ¡debe ser un trabajo realmente aburrido! – ______ la miró seria – mira aquí viene Emma – ______ se dio vuelta y vio a una espectacular morena que se paró al lado de la otra mujer y bebía una copa.

- ¡Betty! – suspiró – ¡él esta aquí! – sonrió – ¡es ahora o nunca! Hoy me lo llevo a la cama de nuevo – Betty rió, y ______ sintió sus orejas calientes.

- ¡Emma¿De quién hablas?

- ¡De Nicholas! – la miró – de quién crees… - miró hacia ______ viendo los ojos insistentes de su prima que la señalaban – ¡Oh, lo siento! – dijo un tanto avergonzada – Yo…

- No te preocupes – dijo ______ sonriendo.

- Bueno es que tú sabes… ¡hombres! – dijo tratando de aliviar su nerviosismo.

- Emma – dijo Betty – ella es ______ Weasley.

- Emma Jones – dijo la mujer tendiéndole la mano a ______. Esta sonrió y le devolvió el saludo.

- Querida prima, Nicholas esta acompañado esta noche…

- ¿Qué? – dijo volviendo la cara hacia Betty, con ojos saltones – dime quien es…

- Si hablas de Nicholas Jonas, está conmigo – dijo ______. Y rozó suavemente su muslo, acariciando la varita. Esa mujer era muy alta, y si quería golpearla estaba preparada para defenderse…

- Así que eres la chica de mayo… – se acercó la mujer con los dientes apretados.

- Supongo que tú eres… ¿abril? – sonrió ______ – No, te equivocas.- Las dos mujeres se quedaron mudas – no soy la chica mayo. Conozco a Nicholas desde los diez años. Hemos ido al colegio, juntos. Es amigo de mi hermano.

- ¿Así que lo conoces desde pequeño? – dijo Emma más interesada ahora en ______ – Me puedes dar información útil…

- Mira, lo que puedo decirte es que con esos…- Nicholas la tomó por la cintura, rozándole algo la piel de la espalda, y sorprendiéndola.

- Disculpa _______ – ella lo miró y sonrió – ¿te importaría bailar conmigo? - Ella asintió. - Hola Emma, Betty si nos disculpan – Nicholas aun tomándola de la cintura la llevó a la pista. Puso su mano derecha en su cintura y con la otra le tomó la mano – ¿Te estaban molestando esas víboras? – le dijo casi al oído.

- La tal Emma, casi me saca los ojos cuando le dije que estaba contigo – rió – ¿Era la chica abril?

- Sí – dijo escuetamente.

- ¡Wow! – él la apretó a su cuerpo. ______ se tensó – ¿Por qué la dejaste?

- Es… después que… me di cuenta que es igual a…

- Entiendo – la miró.- No necesitas completar la frase.- Ella puso sus manos alrededor de su cuello.

- _____… gracias por acompañarme.

- Ni lo digas… - bufó – viendo la clase de mujeres con las que te relaciones¡la agradecida debo ser yo! – y rió.

- ¿Por qué? – él se separo un poco para mirarla a los ojos.

- ¿Por qué¡Nicholas! Mira esa Emma – ambos se fijaron en la mujer – alta, morena¡es despampanante! – Nicholas sonrió – Si así era ella¡me imagino las otras! Y ahora estás aquí, bailando con…

- ¡No digas que no eres hermosa! – ella se sonrojó – Hasta el viejo verde de Fawlish notó lo bonita que eres…

- Vamos, lo dices para levantar mi autoestima… – sonrió la muchacha – sigue haciéndolo¡porque funciona! – Nicholas lanzó una carcajada.

- Eres… gracias por todo – le besó la frente y continuó bailando.

Después de estar tres horas en la fiesta, Nicholas decidió que era tiempo de marcharse. Saludó a todos sus socios y los empresarios amigos y tomando del brazo a _______ salieron del salón. Cuando llegaron a la calle, ______ se dio cuenta que no había llevado abrigo adecuado, y aunque estaban en primavera, Londres no dejaba de tener noches frías. Se llevó instintivamente las manos a los brazos, como dándose calor, mientras aguardaban un taxi. Nicholas pareció darse cuenta, porque inmediatamente se quitó el saco. La ayudó a ponérselo, y rió mas cuando a ______ le sobraba más de un cuarto de manga. _______ le sacó la lengua y sin que nadie la viera, tomó la varita de su pierna, y le hizo un hechizo encogedor. A los pocos segundos Nicholas miraba como su traje Armani, era seriamente arruinado.

- ¡No te quejes! – le dijo _______ – cuando lleguemos a casa terminaré el hechizo ¡y tendrás tu costoso saco como nuevo! – El le acomodó el cuello del saco – Gracias¿cómo sabias que tenia frío?

- Tienes erizada la piel del escote– Sonrió, mientras ella se sonrojaba – supuse que era por el frío. - Miró hacia la calle por si venia un taxi.

- Nick ¿caminamos un rato? – él la miró – es muy temprano para irme a dormir. – El asintió y se pusieron en marcha. Miraron los escaparates de las tiendas, que a esa hora se encontraban cerradas. ______ suspiró por un par de botas de color negro, que tenían un precio muggle para ella exorbitante. Luego pararon a comer un hot dog en un barcito abierto. – ¿cuántas? – preguntó ______ sacando a Nicholas de su silencio.

- ¿Cuántas que? – preguntó.

- ¿Cuántas han sido? Tus conquistas…

- No te hagas un…

- ¿Una por mes? – él asintió - ¿Por qué?

- No quiero compromisos – dijo parco – no los necesito. – ¿y tú? – ______ pareció pensar.

- No muchos… tuve unos cuantos novios sin importancia… y luego Dean… no soy mujer especial para los hombres… - no dijo más nada.

- Vamos¡todos estaban mirándote en la fiesta! – rió Nicholas.

- Deja de reírte¿quieres? – dijo fingiendo enfado – ¡y mira quien habla! Todas en la fiesta hablaban de tu nuevo look – rió – ¿Cómo decían en el baño de damas…¡Sexy salvaje! – Nicholas la miró y lanzó nuevamente una carcajada – Cielos Jonas dos de esas sonrisas en la noche es demasiado para mi corazón… - El sonrió.

Pasearon aproximadamente una hora hasta que llegaron a una plaza, con una gran fuente al centro. –

- ¡Me encanta esta plaza! – dijo ______ sonriendo.

- Yo no tengo un lugar favorito – dijo Nicholas con las manos en los bolsillos – sólo …

- ¿Sólo eras feliz en un campo de Quidditch? – preguntó _____. Este miró al suelo y no dijo nada… - ¡Vamos Nicki! Te conozco demasiado, sé que en el único lugar donde alcanzabas la felicidad era jugando al Quidditch, no puedes negarlo. Es más – él la miró –te apuesto lo que quieras, que sé que es lo primero que harías si te decidieras a volver… y más, sé qué te haría volver…

- Anda, deja de decir bobadas…

- ¿Tienes miedo a ser tan transparente conmigo, Jonas? - nuevamente esa sensación de ser intimidado por ella, lo invadió cuando la vio.- Veo que aun usas el truco de la oclumancia – rió. El se puso rojo – Pero está bien, cierra los ojos, trataré de adivinar… - Nicholas cerró los ojos. Quería probarla, saber cuán transparente era, y cuanto esa castaña lo conocía. De pronto sintió un zumbido en los oídos y al querer abrir los ojos no pudo hacerlo. A los pocos minutos. El ensordecedor sonido desapareció, pero aún no podía despegar los ojos.

- No puedo…

- Tranquilo, Jonas – escuchó su risa, tan contagiosa – Te hice un hechizo mufliato, por eso el zumbido…

- ¿Y por qué no puedo abrir los ojos? – dijo fastidiado.

- ¡Para que no hicieras trampa! – le pegó en la frente con la palma de la mano – Sabía que cuando escucharas el ruido en tus oídos abrirías los ojos y harías trampa.

- ¡Bueno ya déjame abrirlos! –Ella hizo el contrahechizo.

- Pero no los abras, sólo cuando cuente hasta tres… 1, 2, 3¡taram! - Nicholas abrió lentamente los ojos y su corazón casi estalló de la emoción… ahí delante de él, se encontraba… - ¿te conozco o no? – dijo ella sonriendo.

- Mi saeta de fuego… - Nicholas tomó la escoba con las manos temblorosas – ______ yo…

- ¿Acerté o no? – él asintió aun mirando a su mayor reliquia. Cómo no iba a acertar. Era lo que mas anhelaba, sentir el frío de la brisa en su cara cada vez que volaba en su escoba… Ella tenía en su mano una tremenda escoba. Nicholas la miró – sí, la mía es una nueva versión de saeta… - se la mostró - "Saeta de hielo". Es más rápida que la de fuego…

- Lo dudo… - dijo Nicholas acariciando su vieja escoba.

- ¿Quieres probar? –le dijo mirándolo a los ojos. El, cuando se dio cuenta de las palabras, ella estaba subiéndose a su escoba – Alcánzame si puedes… - y dando una patada al piso con su zapato de tacón, se elevó en el aire – Vamos¿es qué te has olvidado como volar?- Nicholas la miró y sonrió. Se subió a su escoba, pateó el suelo y se elevó. Al principio le costó un poco, pero luego, al sentir la brisa fresca de la noche sobre su piel, le imprimió mayor velocidad y la alcanzó a los pocos metros. Era raro, hasta hace poco, menos de dos semanas, sentía que su vida no podía encontrar una brújula, con la cual guiarse y continuar. Ahora su brújula estaba a su lado, montada en una escoba, y se veía bastante bien.

_______ decidió acelerar un poco más y Nicholas la siguió. Ella reía divertida. Nicholas después se lanzó en picada hacia el suelo, y pudo realizar sin problemas el amago de Wronsky. Instantes después se elevaba hacia donde estaba ______ que aplaudía, con una gran sonrisa en la cara. La noche estaba oscura, y no había nadie en la calle, por lo que el peligro de ser vistos, era nulo. Estuvieron volando, al menos, una hora. Momento en el que _____ le hizo entender que ya era hora de ir a su casa. Bajaron cerca de un callejón a metros del edificio de ______. Permanecieron en silencio hasta llegar a la puerta de entrada. El portero los miró raro. Los dos estaban elegantemente vestidos, despeinados y con sendas escobas en la mano. ______ sonrió, y miró a Nicholas a los ojos. El tenía los suyos vidriosos. ______ pensó que era a causa del aire fresco y del paseo. Pero aun así, verlos brillantes, era como ver que ______ lentamente salía del coma.

- He pasado una noche agradable ______ – dijo – Gracias.

- Bueno, sólo lo hice porque eres un buen amigo – Se acercó lentamente. Nicholas tenía sentimientos encontrados. Por un lado quería marcharse, no quería arruinar la magnifica noche que había pasado. Pero por otro lado, ella se le hacía tremendamente irresistible. ______ se quitó el saco y lo volvió a su talla original. Nicholas se lo puso.

- Bueno… yo me voy – dijo y se acercó a darle un beso. ______ lo tomó del cuello y lo sorprendió dándole un tremendo beso en los labios. Al principio trató de zafarse, pero ella era demasiado insistente. Sólo atinó a poner sus manos en la cadera de ______ y devolverle el beso. Al cabo de unos instantes, que parecieron varios minutos, se separaron. Nicholas tomó aire. Parecía atontado y ______ sonreía, algo colorada.

- Buenas noches Nicholas – Dijo como en un susurro. Nicholas la miró, la tomó de la cintura y volvió a besarla, esta vez fue más efusivo. La apretó contra su cuerpo y ella se colgó de su cuello. Cuando se separaron respiraban entrecortadamente – Quieres… ¿quieres subir? – Preguntó nerviosa. El asintió. Subieron los escalones y traspasaron el lobby. Una vez en el elevador, retomaron la sesión de besos y caricias que cada vez eran más subidas de tono. Nicholas había perdido el control. La noche había sido un fracaso para él. Todo lo que había planeado, ella lo estaba tirando por la borda. Se había decidido tratarla como una buena amiga y ahora, una vez llegados al piso donde tenía el departamento _______, sólo deseaba que la castaña abriera la puerta rápidamente así la hacia suya. _____ de los nervios no podía encontrar la llave para abrir la puerta. De pronto sintió la cálida mano de Nicholas deslizarse por su pierna y levantar la falda del vestido. Ella lo miró con sus ojos castaños encendidos. El sonrió y lentamente rozando la piel de su muslo le sacó la varita. _______ sonrió. El, con un leve movimiento pronunció "Alohomora" y haciendo clic, la puerta se abrió. Ni siquiera llegaron a la habitación. Estaba desesperado por sentir a la joven… la pasión los derrumbó en el sofá de la sala. Una hora después decidieron seguir el encuentro en la habitación. _______ estaba plena. Su deseo más profundo, el que albergó durante toda su vida se había hecho realidad. Ella se entregaba a la pasión y Nicholas Jonas, su único, su gran amor, aquel que llegó a pensar imposible, la convertía en la mujer más feliz del planeta. Había sido suya. El estaba ahí, a su lado en la cama, tratando de recuperar la respiración. Luego su sueño se vino al suelo. El se levantó rápidamente y se vistió.

- Me voy – dijo serio.

- ¿No te quedas a dormir? – dijo ella y se reprendió por sonar tan idiota.

- Nunca duermo en casa de una mujer _______, no después de… - se puso la camisa y saltando en un pie terminó de ponerse los zapatos. ______ trató de no darle importancia al asunto. Si ese era su juego, lo jugaría sin remordimientos.

- Nick – éste la miró desde la puerta – No te preocupes por cerrar la puerta de entrada – Nicholas quedó atónito. Ella, aún recostada en la cama, se dio vuelta como para dormir – se cierra mágicamente – él masculló un adiós, y se fue. _____ sonrió y se quedó dormida.

Nicholas salió rápidamente del apartamento y mientras esperaba el elevador, se apoyó contra la pared y se restregó los ojos. "¡eres un idiota! Te propones no pensar en ella como mujer, y lo primero que haces, es acostarte con ella" Suspiró, "diablos es… perfecta. No te atrevas a enamorarte, no puedes, está prohibido…" el elevador llegó y él subió "No volverás a verla nunca más, Jonas. Aunque te mueras de las ganas… Otra mujer no volverá a jugar contigo".
Volver arriba Ir abajo
Luu_Nick_16
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1151
Edad : 24
Fecha de inscripción : 09/12/2010

MensajeTema: Re: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Mayo 12th 2011, 10:32

Diooos. Sabees que casi muero con este capítulo.. POR DIOS! Pásate por mis novelas y dí que tienes esta novela. Por favooor es perfecta!
Volver arriba Ir abajo
lovelife.
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1089
Edad : 18
Localización : Todas partes.
Fecha de inscripción : 28/03/2011

MensajeTema: Re: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Mayo 12th 2011, 15:29

Gracias Luu_Nick_16... =) jiji cuando pueda la ''promocionaré'' en mi otra nove y en las tuyas como dices =) Que bien que te guste (no es mía pero me encantó tanto que la quise adaptar..) Bueno GRACIAS POR LEERLA!!
PD: Amo ''Deseos al anochecer'' Es genial!! Todavía no me ha dado tiempo a leer la otra nove que tienes...Pero seguramente que en verano, que tendré tiempo, la leeré =) bsss tqm <3
ATTE: Criss
Volver arriba Ir abajo
Luu_Nick_16
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1151
Edad : 24
Fecha de inscripción : 09/12/2010

MensajeTema: Re: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Mayo 13th 2011, 09:47

Oooh, de verás graciaaas cariññus! <33
Y síguela ahora mismo vooy a promocionaarte x)

maaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaas Very Happy
maaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaas Very Happy
maaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaas Very Happy
maaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaas Very Happy

Leaan la novelaa de estaa mejeer (: http://jbvenezuela.activoforo.com/t9438-porque-me-amastenick-y-tu-un-poco-hot-adaptacion#323250
Volver arriba Ir abajo
florjudith
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1596
Edad : 20
Fecha de inscripción : 30/10/2010

MensajeTema: Re: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Mayo 31st 2011, 17:41

siiiiiguela me encantooooooooooo
PRIMERA LECTORA Very Happy


siguela siguela siguela siguela please
siguela siguela siguela siguela please
siguela siguela siguela siguela please
siguela siguela siguela siguela please
siguela siguela siguela siguela please
siguela siguela siguela siguela pleasesiguela siguela siguela siguela please
siguela siguela siguela siguela please
siguela siguela siguela siguela please
siguela siguela siguela siguela please
siguela siguela siguela siguela please
siguela siguela siguela siguela pleasesiguela siguela siguela siguela please
siguela siguela siguela siguela please
siguela siguela siguela siguela please
siguela siguela siguela siguela please
siguela siguela siguela siguela please
siguela siguela siguela siguela please



pasen

http://jbvenezuela.activoforo.com/t8259-lo-mejor-que-me-paso-despues-del-conciertonick-y-tu

http://jbvenezuela.activoforo.com/t9236-nick-jonas-y-tu#309648
Volver arriba Ir abajo
konstanza vargas
Nuev@


Cantidad de envíos : 35
Edad : 18
Fecha de inscripción : 23/05/2011

MensajeTema: Re: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Junio 1st 2011, 18:08

POR FAVOR SIGUELA ESTA GENIAL!!!!!!!!!!!!!!
LA AME!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
Volver arriba Ir abajo
Luu_Nick_16
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1151
Edad : 24
Fecha de inscripción : 09/12/2010

MensajeTema: Re: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Junio 2nd 2011, 02:27

Promocionenla!!
Para tener más lectoraas!!
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33

maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
Volver arriba Ir abajo
lovelife.
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1089
Edad : 18
Localización : Todas partes.
Fecha de inscripción : 28/03/2011

MensajeTema: Re: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Junio 6th 2011, 16:09

Capitulo 5 ''La chica de mayo''

Nicholas se perdió nuevamente en el mundo muggle, cuestión que puso algo de cabeza a ______. Sin embargo, después de la magnifica noche del sábado, ella estaba radiante.

Estar a su lado, haber sentido su piel... había hecho que se situara en una nube muy alta, de la cual no quería bajar.

Pero desafortunadamente, el correr de los días y la falta de noticias de su amado, la hicieron bajar abruptamente de aquella nube. Y aquella expresión radiante, con la cual saludó a Demetria el lunes al llegar al trabajo, para el jueves era sombría, oscura y llena de tristeza.

_______ se preguntaba qué había hecho mal. Para ella había sido perfecto, pero quizá para él, quien estaba acostumbrado a mujeres sofisticadas le había resultado una porquería. Suspiró.

Con su brazo apoyado sobre el escritorio, y su cabeza sobre la palma de la mano, miraba sin mirar, y sin prestar atención a los requerimientos de su jefe.

Varias veces en la semana Demetria había escuchado al señor Harrington, reprenderla por no hacer el trabajo como lo hacía habitualmente. Luego, volvía a su escritorio y se dejaba caer, sin un atisbo de que le importara su desempeño en el trabajo. "¿Por qué diablos tuve que pasar por esa calle?" Pensaba. "¿Por qué me topé con él¡8 años sin noticias y justo yo lo encuentro!" Suspiraba "______, tú no naciste para ser feliz con los hombres, definitivamente…"

- ¿Qué pasó esta vez ______? – preguntó Demetria, pasándole la mano delante de su cara, y sacándola de sus pensamientos.

- ¡Nada! – dijo desanimada – Sólo redacté mal un informe, que pasaron al ministerio muggle y no sé... El jefe me dijo que la próxima…

- ¡Pero ______! – dijo alarmada – ¿Cómo puedes ser tan descuidada¡Tú no eres así – la miró – Dime qué te sucede. Estás así desde la cita con el misterioso Jerry…- _____ la miró y se le llenaron los ojos de lágrimas.

- No puedo… ¡no puedo ser tan idiota Demi! – cayeron algunas lágrimas y rápidamente las limpió.- ¡Mírame¡Me prometí a mí misma que después de lo de Dean, nadie me haría llorar! – Demetria le pasó la mano por la espalda – ¡Pero él aparece y da vuelta mi mundo! – suspiró – El, el único que podría hacerme perder el control de mi vida.

- ¡______! No es para tanto. Ese Jerry, apenas lo conoces… Y... Yo pensaba que, el único que podría hacerte… bueno en verdad, de él no sabemos nada hace tiempo. – ______ la miró y se secó las lágrimas.

- Es él… – Demetria abrió los ojos sorprendida – Nicholas. Lo encontré de casualidad hace algunas semanas. El me pidió que no les dijera nada… no quiere saber nada del mundo mágico. Demasiado dolor. Creo que aún no supera lo que pasó con... tu sabes quién…

- Si, lo sé, pero yo pensaba que Jerry… - Demetria ató cabos – ¡Claro, Nicholas Jerry…! Y¿cómo está?

- Cada día más guapo, y su cuerpo...

- ¡No me refiero a eso! – dijo, dándole un golpe en el hombro – ¿Cómo está emocionalmente?

- Muerto en vida – dijo triste – no quiere saber nada sobre sentimientos… de ninguna clase. Cree que todo el mundo mágico lo defraudó, aunque realmente sólo haya sido Selena quien lo hizo... Nicholas cree que aquí ya no tiene lugar.

- ¡Pero eso es una idiotez!

- ¡Por Merlín, Demi¡no conoces un corazón destrozado! El se ha creado esa coraza para protegerse.

- Y cómo es que tú…

- Yo pretendí hacer que volviera...- bajó la mirada –Sólo que fui una tonta al involucrarme más de lo que debía. El es frío, distante, no ríe casi nunca y se priva de expresar cualquier signo de debilidad emocional. Pero esa noche… Yo volví a sentir al Nick que conocí en Hogwarts. Ese joven dulce, tierno, apasionado. Pero después volví a la realidad, cuando Nicholas se marchó y me dejó. Desde entonces no he sabido nada de él.

- Vamos¿y no crees que esté arrepentido?

- ¡Claro que lo creo! – bufó – ¡Sí pudieras ver a las mujeres con quienes se relaciona¡Yo soy Scabbers al lado de ellas!

- No lo digo por eso – sonrió – quizás Nick pensó que podía manejarlo, pero no contó con que tú lo tomaras por sorpresa y lo atraparas– ______ torció los ojos –-¡Sí¡Eso puede ser! talvez Nick se sintió demasiado expuesto luego de... estar contigo... y por eso se marchó rápido. Sí... quizás por eso no te ha llamado. ¡No quiere verte para no sucumbir!

- Demi¿has estado leyendo alguna de esas novelas muggles rosas?

- ¡Joe lo hace! - rieron – le parecen de lo más románticas. Toma algunas ideas para cuando estamos…

- ¡Basta! – se levantó – voy a buscar ese maldito reporte, para corregirlo y luego me voy. No tengo ganas de trabajar hoy – y antes de marcharse, agregó – Te pido por favor que no le cuentes a Joe que he visto a Nick. No quiero que se haga ilusiones de verlo, porque talvez Nick desaparezca para siempre – Se fue. Demetria derramó algunas lágrimas. Extrañaba tanto a su amigo de la escuela, a su hermano, que hasta a veces dolía.

Los días siguientes continuaron igual de desoladores para ______, aún más cuando pasaban muy rápido y Nicholas seguía perdido. Por lo que, a pesar de sentir ese poderoso deseo de remover cielo, mar y tierra y de utilizar todos sus contactos en el ministerio muggle, no lo buscaría. El lo había decidido así y ella respetaría su decisión. Al fin y al cabo, le quedaba el consuelo de que al menos una vez, Nicholas había respondido a sus caricias.

Nicholas en cambio, estaba enojado aun más con la vida. ¿Por qué diablos tuvo que pasar por esa calle y encontrarla¿Por qué diablos había decidido llamarla e invitarla a almorzar¿Qué poderosa razón lo había hecho invitarla a la fiesta? Y lo peor de todo... ¿por qué la había pasado tan bien? "Diablos, ______ es una excelente bruja, sabía perfectamente que volar en la escoba bajaría mis defensas. Volar es lo único que extraño del mundo mágico. Arriba soy libre, libre y feliz. Ella lo sabía... por eso lo hizo. Y yo caí como un tonto. No puedo volver a caer en su juego. Tengo que volver a encontrar mi coraza. Tengo que volver a ser el Nicholas muggle. El otro murió." Pero luego sonrió. Sabía perfectamente que el otro Nicholas estaba muy dentro de su ser, y que aquella noche, ______ lo había despertado, y lo había hecho salir a la superficie. Y lo peor para él, es que había disfrutado la sensación de sentirse mágico otra vez.

Se levantó de su escritorio, en el despacho que tenía en su casa y se dirigió a un armario de madera, cerrado con candado. Buscó la llave en su llavero, el candado hizo un leve clic. Lo sacó y tomó aire. Abrió la puerta y sonrió. Dentro estaban todos sus tesoros más preciados. El álbum de fotos que Hagrid le regalara al final de su primer año; la última copa de Quidditch que ganara con su casa Gryffindor; el trofeo al mejor buscador; un par de copas por servicios al colegio; la insignia de capitán, una snitch dorada empotrada en un estuche de terciopelo, la cual había atrapado en el último partido de su séptimo año. La orden de Merlín primera clase que le otorgó el Ministerio, después del último encuentro y destrucción de Voldemort. Y lo que más deseaba ver... en un estuche de cuero negro, que abrió con cuidado. La sacó... 28 centímetros, madera de acebo, centro de pluma de cola de fénix. Su vieja varita vibraba dentro del estuche. La tomó con cuidado, como cuando la comprara hacía ya 14 años, y una luz brillante iluminó la habitación. Recordó el movimiento de un hechizo particular "Swish y fleak" y mirando hacia su escritorio, enfocó sus pensamientos en una silla. "Wingardium leviosa", dijo, y la silla se elevó tambaleante hasta alcanzar una considerable altura. La bajó y sus ojos volvieron a tener el brillo de aquellos días en la escuela. Se sintió pleno, vivo, lleno de energía. Cerró el armario, pero su varita fue a descansar en la manga de su camisa. Después le encontraría un lugar más seguro para llevarla todo el tiempo.

"No quiero, no voy a llamarla" se encontró diciendo al cabo de un rato. "No volverás a caer… no esta vez, Potter… te verá como un idiota del cual burlarse, igual que lo hizo…." De rabia apuntó la varita hacia un cuadro y lo destrozó. "Definitivamente no volverás a pasar por lo mismo". Decidió continuar su trabajo. Sería mejor tener la mente ocupada en los bienes raíces que en la castaña.

Dos días después, Demetria se encontraba sola en su oficina trabajando en los borradores de unas leyes de cooperación mágica en el mundo muggle. _____ estaba reunida con todos los implicados en la reunión del ministro de magia y el otro ministro. La reunión se llevaría a cabo en unos días, y todos estaban algo alterados (sobre todo Joe, quien era el encargado de la seguridad, en ese evento), y querían que no hubiera imprevistos. Demetria, estaba concentrada en su tarea pero pronto su tranquilidad se vio interrumpida por el sonido insistente de un celular. Lo primero que hizo fue chequear el suyo. No era. Después miró para el escritorio de ______ y vio el plateado celular que centellaba una luz azul y que sonaba insistentemente. Rápido lo atendió, pensando que podría ser el secretario del ministro, esperando noticias de la reunión.

- ¿Si?, está hablando con Demetria Granger… digo Weasley ¿Quién habla? – nadie respondió – ¿Bueno¿Señor secretario¿Es usted? mire…

- ¿Está… _____? – dijo una voz algo temblorosa. Demetria se tapó la boca con la mano hecha un puño, para no gritar de la emoción. Había reconocido la voz de su amigo del alma, de Nicholas. – Yo quisiera hablar con ella… si puede ser… - Demetria respiró hondo y decidió seguirle el juego. Después de todo lo había prometido.

- ¿Eres Jerry? – preguntó

- Sí…- dijo vacilante la otra voz – ¿Ella está ocupada? Puedo hablar más tarde…

- ¡NO! – gritó – No, no te apresures… hola soy Demetria, Demetria Weasley, pero me dicen Demi, soy la cuñada de _______. Verás me casé con Joe… Su hermano… ¡Joseph Weasley! Hace dos años. Somos felices¿sabes? – se mordió el labio por lo estúpida que sonaba – Así que eres Jerry… ¡Me alegra escuchar tu voz y conocerte aunque sea por teléfono!

- Si… si... claro. Hola, soy Jerry…

- ¿Jerry qué? – Preguntó ella. Quería corroborarlo, aunque ya lo sabía.

- Jerry… Jerry… - no se le ocurría nada. Hasta que – Jerry Black.

- ¿Black? – dijo y ahogó una risa – Vaya, tienes algo que ver con…

- ¡No conozco a nadie Black! Soy el único de mi familia que vive. – Dijo para no responder más preguntas. Sabía que estaba hablando con la bruja más inteligente de su clase, por lo que si ella seguía preguntando, lo descubriría. – ¿_____ no está? bueno, Demi – La muchacha sintió un dolor en el corazón. El la había llamado como lo hacia en la escuela. – Perdón, Señora Weasley…

- No te alteres, Ni…ni te preocupes.. ¡Jerry! – dijo tapando el error de nombrarlo - de seguro ______ no se refiere a mi como "señora Weasley" cuando está contigo. Puedes llamarme por mi nombre y tratarme de tu, si lo deseas…

- ¡Sí, claro! – suspiró –Bueno dile a ______ que la llamó más tarde...

- Demi¡voy a matar a Joe, esta cada día más idiota! – la voz de ______ sonaba algo ofuscada, mientras entraba a la oficina. Demetria le hacía señas desesperada, y su amiga, no se percataba de nada. Ella miraba un par de pergaminos.

- ¡Espera, aquí está ella, JERRY! – _____ levantó la vista y Demetria le hizo señas con los ojos. Ella preguntó sólo moviendo los labios, y Demetria con una gran sonrisa asintió. La castaña largó al suelo los pergaminos y de un tranco se lanzó sobre el escritorio y trató de tomar el celular. Demetria rió esquivándola, y estuvieron al menos unos segundos forcejeando por el teléfono. Demetria ganó y ______ se revolcó en el suelo. – ¡Espera Jerry! ______ acaba de entrar... ¡fue un placer hablar contigo! Espero que un día de estos podamos vernos. Aunque déjame decirte que ya te aprecio mucho. Me pareces que eres una persona fantástica¡y mira que sólo he escuchado tu voz! – _____ estuvo a punto de golpearla, al ver que Demetria no soltaba el teléfono.

- Si, para mi también ha sido un gusto hablar con usted, señora Weasley...

- ¡Dime Demi! – dijo entusiasmada – Bueno¡nos vemos! Espero que algún día _______ te traiga a casa. Creo que Joe, mi esposo, se llevará de maravilla contigo. El único amigo al que apreciaba, desapareció, así que ahora necesita uno…- ______ le dio un golpe en la cabeza. Del otro lado de la línea no emitieron palabra alguna. Sin duda esa frase le habían llegado. ______ tomó el celular y Demetria comenzó a hacerle morisquetas.

- ¿Si, hola? – dijo nerviosa.

- Hola... – dijo también nervioso.

- ¿Cómo estás? Digo... ¿qué has estado haciendo?- Preguntó ______ indiferente y luchando con Demetria, quien le seguía haciendo caritas y riéndose en silencio – ¡Lárgate! – dijo en voz alta.

- ¿No quieres hablar? – pregunto él.

- No... sí, sólo estaba diciéndole a Demi que se fuera.

- Ah…

- Bueno¿para qué llamas?

- Quiero verte… - hizo una pausa- digo, me gustaria que nos encontraramos...

- ¿Ah… si?

- Sí¿te parece qué almorcemos en el parque¿A las 12:30, hoy?

- No – dijo segura.

- ¿No quieres verme? –Preguntó con un tono afligido en su voz

- ¡No! No es eso, sólo que… tengo… un almuerzo con… el subsecretario del ministro muggle, para ultimar detalles, tú sabes –Demetria, quien aún se encontraba ahí, le decía "mentirosa" en voz baja, ______ sonreía.

- Ah, bueno será mejor que…

- ¡Pero podemos cenar! – dijo alterándose. Demetria le decía "eres una coqueta!" Y ______ no aguantando le tiró una carpeta que le dio en la cabeza.

- ¿Cenar?

- Sí¿quieres venir a mi casa? – y se puso roja. – Podría cocinar algo… -"pero si tú cocinas que apestas!" Dijo Demetria.

- Yo… - Sabía lo que eso implicaba, y dudó un momento…- Está bien – "¡Si!" dijo ____ en voz baja, ahogando un grito de euforia – Pasaré por tu casa… ¿a las 7?

- 6 – dijo - creo que a las seis sería perfecto.

- Bien, a las 6 entonces. - suspiró - tu... ¿tienes mi escoba, no?

- Ahí la dejaste la última vez… – ______ sonrió.

- Si…. Bueno – carraspeó – Hasta las seis entonces.

- Te estaré esperando – Colgó el teléfono y se tiró en el respaldar de su silla – ¡Hoy no te me escapas Potter!

- Eres una… ¡descarada ______! – dijo Demetria

- ¡Mira quién lo dice! – sonrió – la mujer que se puso un vestido súper sexy y encerró a mi hermano dos días en su departamento. ¿Tengo que recordártelo?

- ¡Era una buena causa! – rió su cuñada – El muy idiota no se daba por enterado que lo amaba.

- Esto es lo mismo… y más – ella la miró – Tengo que hacer que Nick vuelva a nuestro mundo y de paso me lo quedo para mí, así mató dos pájaros de un tiro.-

- Y dime gran chef¿qué cocinaras hoy? – ______ se puso blanca – Porque no me dirás que… ¡lo envenenarás, si lo haces tú!

- Le pediré a Dobby que cocine algo – sonrió – después de todo trabaja para mamá, y si sabe que la cena es para su adorado Nicholas Potter, no le costará nada. Si no acepta, siempre me queda el "Servicio de comidas a domicilio". Aunque él no es muy adepto a la comida chatarra. De todas formas para cuando acabe con él, se comerá hasta un gato vivo – Y sonrió.

- Eres de lo peor, amiga, de lo peor.

- ¡En la guerra y en el amor, todo se vale!

______ llegó temprano a su departamento cargada con bolsas de mercado. Estaba decidida a hacer algo decente para cenar, aunque como dijera Demetria, fuera un rotundo fracaso como cocinera "¿Por qué no herede la buena cocina de mi madre?" bufó mientras pelaba un sin fin de papas y cebollas, para hacer la salsa. Pero después de varios intentos y unas cuantas ollas arruinadas, se dio por vencida y tomó la libreta de direcciones. "Estoy segura que puedo encontrar algún restaurante decente, que me traiga comida a casa". Treinta minutos antes de las seis, con la mesa preparada y ella vestida para la ocasión, se dispuso a esperarlo. La comida había llegado a las cinco, así que ella sólo tenia tuvo que calentarla en el horno a microondas. Tan absorta en sus pensamientos estaba, que no escuchó cuando la puerta de entrada se abrió. Luego, escuchó un leve movimiento detrás de ella. Como si nada y aun cantando, tomó la varita que estaba en la mesada y se dio vuelta rápidamente.

- ¡Expelliarmus! – gritó apuntando con la varita.

- ¡Impedimenta! – le respondieron, la varita de ______ voló lejos – ¡cielos, eres buena! – rió.

- ¡No es gracioso Nicholas! – dijo ella enojada – ¡Casi me matas del susto! – él se acercó y le dio un beso indiferente en la mejilla. Ella se extrañó. – ¿Y desde cuándo usas la varita?

- Yo…

- ¿No dijiste que no querías saber nada del mundo mágico?- ______ lo miró.

- Bueno…

- ¡Vaya! Al fin te diste cuenta que con esa actitud no llegabas a nada.

- Si, pero…

- Bueno, llegaste temprano, aún falta media hora para las seis.

- Si, es que…

- No importa, si quieres podemos sentarnos en el sofá a escuchar algo de música…- El se acercó y sin decir nada más le dio un apasionado beso, que la dejó sin aliento. Cuando se separó él le sonrió de una manera que a ______ la llenó de pasión. – O mejor podríamos ir a…

- Eso suena más tentador...– Sobra decir que no cenaron a las seis, como lo habían previsto.

Tirados en la cama, Nicholas acariciaba un mechón castaño del cabello de ______ que caía por su cara. Ella estaba mirándolo sin pestañear, y sonreía. No entendía cómo en tanto poco tiempo, él la hacía sentir de esa manera. Nicholas a su vez, la miraba pensando en cómo esa pequeña mujercita lo hacía sentir vivo. De pronto sonrió. Se acercó lentamente y posó sus labios sobre los de ______, haciéndola temblar. Cuando se separó por fin habló.

- ¡Me muero de hambre! – Ella arqueó una ceja.

- ¿Qué? – preguntó atónita.

- Dije que me muero de hambre – y rió – no he probado bocado desde el desayuno…

- ¿Cómo es eso?

- Vamos a cenar y luego te cuento – Le besó la mano, ella lo tiró hacia su cuerpo – No... _____, tengo hambre en verdad… - la besó.

- Quédate donde estás… – ______ se levantó rápido y se puso su ropa interior y la camisa de Nicholas – Traeré la cena a la cama – Cuando iba por la puerta ______ abrió la boca para hablar.

- ¿Es que nunca comeremos en una mesa, como todo el mundo? – y rió.

- Ja, ja –respondió ella - ¡gracioso! –Media hora más tarde la cena había terminado, ______ acomodó todo en una bandeja y lo llevó a la cocina. Nicholas se recostó en la almohada y cerró los ojos... el perfume de _____ estaba impregnado en las sábanas, aspiró profundamente... rosas y jazmines, adivinó. "¿Por qué ella me hace sentir así?" "No puedo dejar que ella me arrastre hacia su mundo, no puedo… Nicholas debes encontrar tu coraza… debes…" ______ entró al cuarto. Sus piernas desnudas y la piel de su cuerpo que se podía vislumbrar bajo la translúcida camisa, lo hicieron olvidar la última frase que rondaba por su cabeza… y otros fueron los pensamientos que inundaron al joven y le hicieron hervir la sangre. "Sí, definitivamente debo encontrar mi coraza… pero esta noche no será el momento…" y sonrió. Ella llegó a la cama y se sentó. Nicholas la miraba con deseo. ______ lo sabía y sonreía.

- Estuvo bien… - ella lo miró y se sonrojó – La cena, estuvo deliciosa.

- Ah – sólo dijo y se ató el cabello en una coleta.

- Déjalo suelto – suplicó enderezándose y soltando el cabello de ______.- Así puedo oler mejor tu perfume– Se acercó a su cuello y lo besó. _____ sintió su piel erizarse y deseó estar en sus brazos otra vez. Nicholas pareció entender el mensaje que el cuerpo de la castaña emitía, pues en un rápido movimiento estaba sobre la chica. Ella susurraba algo, pero él demasiado ocupado tratando de quitarle la camisa no la oyó.

- Nick… - pudo decir ella más tarde, mientras él atacaba con sus manos la delicada piel de su espalda – Quédate a dormir, por favor…- El la miró. Ella lo sorprendió con un suave beso. Nicholas pareció batallar con sus pensamientos. Qué hacer. El Nicholas muggle le gritaba desesperado que se marchara, que arruinaría todo si se quedaba. Pero el Nick mágico, estaba golpeando al Nicholas muggle para que se callara y lo dejara en paz.

- Está bien – respondió.

- ¿Nick?

- ¿Si? – Preguntó con sus ojos fulminándola, ya no podría aguantar mucho tiempo más…

- Quiero ser tu chica de mayo – El se separó un instante, dejando su cuello. La miró a los ojos y perdiéndose en ellos, asintió, no supo porqué, pero eso en aquel momento, no importó.


Bueno aqui esta el capitulo numero 5!! Aplausos xD Ok no...mm Welcome a las nuevas lectoras!! y gracias por comentar...siento haber subido tan tarde pero esque tengo examenes finales que determinan mi futuro O.o y necesito estudiar...pero lo bueno es que solo me quedan 10 dias y sere libre de la escuela para disfrutar de vacaciones de verano y de subir caps aqui!! ^^
LAS QUIERO!! ATTE: Criss
Volver arriba Ir abajo
Luu_Nick_16
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1151
Edad : 24
Fecha de inscripción : 09/12/2010

MensajeTema: Re: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Junio 8th 2011, 10:43

Ooooooh. Que bonito. Te extrañé. Te pasó algo?

maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33

maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33

maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
Volver arriba Ir abajo
koman
Comprometida Con...


Cantidad de envíos : 756
Edad : 21
Localización : Jonasland
Fecha de inscripción : 22/12/2010

MensajeTema: Re: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Junio 8th 2011, 16:25

HOLAAAAAAAAAAAAAAAA
OYE UN FAVORSOTE AMIGA JONATICA PLISS VOTA Y PASALO JONATICAS ALERTA !! PLISSS VOTEN POR NICK JONAS,DEMI Y JOE VAMOS TIENE QUE GANAR ! http://www.vh1.com/shows/events/do_something_awards/2011/
Volver arriba Ir abajo
Luu_Nick_16
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1151
Edad : 24
Fecha de inscripción : 09/12/2010

MensajeTema: Re: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Junio 9th 2011, 08:08

maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33

maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33

maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
Volver arriba Ir abajo
lovelife.
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1089
Edad : 18
Localización : Todas partes.
Fecha de inscripción : 28/03/2011

MensajeTema: Re: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Julio 5th 2011, 08:26

Capitulo 6 ''Reflexiones''

La mañana lo despertó con el golpeteo insistente de algo contra la ventana. Abrió los ojos lentamente y se encontró en una habitación que no era la de él. Bajó un poco la mirada y sonrió. La espesa melena castaña se encontraba desparramada sobre su pecho, bien cerca suyo. Y un par de delgados brazos lo rodeaban. _______ estaba recostada sobre él. La sensación era realmente buena. Enfocó la vista en la ventana y vio una lechuza rojiza en el alféizar. Algo mareado por las emociones que sentía, se levantó rápidamente y comenzó a vestirse. _______ lentamente salió de su letargo y lo miró. Nicholas no se había dado cuenta que ella había despertado. "Cielos pensó la chica, estoy en el paraíso… él está aquí y yo…"

- ¡Veo que tienes experiencia en vestirte rápido! – dijo sonriendo. El se dio vuelta y la vio envuelta en la sábana, apoyada en su brazo, y mirándolo. Sonrió.

- Yo… tengo que…

- ¿Irte? – preguntó – ya sé…

- Creo que tienes una lechuza… - Nicholas señaló a la ventana. Ella enroscó la sábana alrededor de su cuerpo, y se levantó. Abrió la ventana y sacó el pergamino. Lo leyó rápidamente. – ¿Malas noticias?

- No… es de Joe – él la miró, había estado peleando con el cinturón, y se sobresaltó – Mañana es la reunión con el ministro muggle – se tiró a la cama nuevamente – y hoy tenemos reunión a las 10 – El miró el reloj.

- O sea dentro de una hora y media…

- Diablos… ¡son las ocho treinta! – dijo ella remoloneando en la cama. – ¿Por qué te despiertas tan temprano? – rezongó.

- Yo… tengo…

- Si ya sé¡tienes que irte!- Dijo ella un poco fastidiada. El se sentó en la orilla de la cama para ponerse los zapatos. ______ aprovechó y se lanzó sobre Nicholas besándole insistentemente el cuello – ¿no quieres quedarte a desayunar?– El pareció meditarlo, la oferta era demasiado sugestiva.- Puedo hacer tus tostadas favoritas… y tengo algo de… – Volvió a besarlo – Pastel de melaza – Le ronroneó en el oído. El dio un respingo – ¡creo que es tu favorito!

- Si, tu mamá…

- Le pedí que me hiciera uno…- sonrió coqueta – ¿te quedas?

- No – dijo sécamente y se levantó, enfilando hacia la puerta.

- ¡Nick! – dijo ella con los ojos aguados – ¿Quieres que sea tu chica de mayo? – El la miró sonriendo.

- ¡Ya te dije que sí! – se dio la vuelta – ¿Almorzamos en el parque hoy? – Ella sonrió.

- Depende de lo que tengas pensado almorzar… - lo miró.

- Pizza – y salió de la habitación. Mientras esperaba en el pasillo por el elevador, se sintió realmente estúpido. Tenía un cúmulo de sensaciones que ni siquiera había sentido con… se puso serio "Nicholas, sólo será tu chica de mayo. Nada más." El ascensor llegó rápidamente y alejó de él, cualquier pensamiento perturbador. Pero a medida que descendía, Nicholas se preguntaba lo qué realmente sentía por ______... ¿Amor? No, eso era demasiado... ¿pasión¿lujuria? Sí, eso si. Ella era distinta a esas mujeres insulsas con las que se topaba. Con ella compartía algo, no sabía qué, pero era algo que lo volvía completamente animal, lo hacía perder la razón. Al salir del edificio, le habría encantado desaparecer para llegar rápido a su casa. Pero no. Usar la varita y realizar unos cuantos hechizos estaba bien... aparecerse, era demasiado. Hacerlo, sería aceptar abiertamente que quería volver al mundo mágico, y eso, Nicholas Potter nunca lo iba a demostrar.

- Soy su chica de mayo – se sorprendió diciéndole a Demetria cuando llegó esa mañana a la oficina. Demetria abrió los ojos sorprendida, pero no dijo nada. Decirle a su cuñada que se estaba equivocando no era bueno, al menos no ese día. ______ se veía tan feliz. Y ella no era quien para quitarle esa sonrisa de los labios.

- ¡Wow! – dijo después de un instante – eso es…

- Lo mejor… – dijo _____ en un susurro, pues la reunión estaba por comenzar y todos los asistentes estaban llegando- … es que se quedó a dormir anoche – Demetria la miró – Bueno, no es que hayamos dormido toda la noche – se sonrojó.

- ¿Era lo qué querías, no? – _____ la miró.

- ¿Qué quieres decir?

- Eres su chica de mayo, bien… ¿pero qué pasará cuando mayo termine? Ya estamos a diez, sólo te quedan 21 días de sexo y pasión. ¿Qué pasará cuando llegue junio? – ______ la miró sin saber qué responder. La realidad era, que la sensación de estar con Nicholas la había hecho olvidarse de ello. ¿Qué pasaría cuando mayo terminara? Sus ojos se aguaron nuevamente y dejó caer una lágrima - Yo… soy una estupida _____ - dijo Demetria abrazándola – Tú vienes y me cuentas lo maravilloso que la has pasado, y yo…

- Tienes razón – dijo y se pasó la mano por la mejilla. Joe se acercaba y no quería preguntas molestas por parte de su hermano. A él no sabría qué contestarle. – Pero debo disfrutar el día a día – suspiró – con él las cosas deben ser así. – De pronto su celular sonó. Era Nicholas preguntando, sí estaría libre para el almuerzo. _____ le envió un mensaje respondiendo que sí, y que se encontrarían en el parque, a la hora de siempre.

Los días pasaban lentamente para mayor placer de la castaña. Almorzaban juntos y dormían juntos por la noche. Nicholas ya ni siquiera se molestaba en preguntar si se quedaba o no. Lo hacía y _____ lo dejaba. Era una especie de ritual, en que todos los días por la mañana, él se marchaba y ella feliz, lo despedía. A veces Nicholas se perdía por un día o dos, y no la llamaba, y aunque esto la angustiaba, sabía que tarde o temprano él daba señales de vida.

Demetria, en cambio analizaba la situación más fríamente. En su opinión, su cuñada se estaba tirando a un mar plagado de tiburones. Y no sabía si de ahí saldría entera o con los vestigios de ser devorada, por una relación tormentosa... ni siquiera tenía idea de cómo iba a hacer para levantar a su amiga una vez que Nicholas la desechara cuando el mes finalizara. Porque aun extrañándolo y queriéndolo como lo quería, Demetria estaba escéptica del cambio de Nicholas. Ella lo vio destruido que había quedado después que Selena Gomez lo engañó, y sí lo que ______ decía resultaba ser cierto, sería muy difícil que esa relación terminara con un final feliz.

Uno de los días en los cuales _____ se encontraría con Nicholas en el parque de siempre, el celular de ella sonó. Y aunque se encontraba en su oficina, enfrascada en una discusión sobre el encuentro pasado entre los ministros, rápidamente tomó el teléfono, dejando al subsecretario del ministro muggle con la palabra en la boca. Ocurría siempre, cada vez que él llamaba, no quería hacerlo esperar mucho.

- ¿Hola?

- Hola ______ – La voz de Nicholas sonaba suave y sensual del otro lado del auricular– ¿Estás ocupada?

- Sí, tengo algo de prisa, verás estoy en una reunión…

- Bien – dijo cambiando el tono de voz a uno parco - No te molestaré mucho entonces… - ella dejo de sonreír. Algo en el tono en que Nicholas le hablaba, la hizo angustiar.

- ¿Sucede algo?

- Sí - suspiró- mira, sé que habíamos quedado en comer juntos en el parque - _____ bufó - pero... yo... acabo de darme cuenta que tengo anotado en mi agenda, un almuerzo hoy en casa de los MC Cormac...

- ¿Y?

- Y no podré almorzar contigo – dijo secamente.

- Bueno¿algo más? – dijo ella inexpresiva.

- No te molesta¿verdad?

- Claro que no… – chasqueó la lengua – si en verdad no estaba pensando en ti y en ese almuerzo.. – agregó sarcásticamente, aunque Nicholas no lo notara - mira tengo que cortar, la reunión ya sabes… llámame luego…

- Pero déjame que… - _______ colgó. Estaba furiosa, seguramente allí se encontraría con la tonta y escultural mujer que era Emma, "La chica de abril", y él se quedaría toda la tarde... o quizá toda la noche...

- Señorita Weasley – dijo el subsecretario del ministro muggle. Ella lo miró. Era un joven de tez clara y cabello castaño que la miraba insistentemente – Tengo que hacer un acta sobre nuestra reunión, debemos llegar a un acuerdo.

- Entiendo Terrence – dijo ella amargamente.

- O, si lo desea, podemos almorzar... en el lugar que usted escoja – Ella lo miró. Realmente podría ser una buena idea. El teléfono sonó otra vez. ______ volvió a mirar a Terrence y viendo que su anterior cita se había ido por un caño, aceptó la invitación. El sonrió abiertamente.

- Hola – dijo secamente.

- Soy yo, otra vez… – dijo Nicholas – ¿se puede saber por qué me cortaste el teléfono?

- Te lo dije – suspiró – tengo un cita con Terrence, el subsecretario del ministro muggle¿por qué no me escuchas cuando te hablo?

- ¿Y es tan importante esa reunión que me atiendes así? – su voz sonó realmente molesta.

- En realidad... sí – sonrió – Terrence me acaba de invitar a almorzar, y como tú estás ocupado, bueno él es un joven muy…

- ¿Vas a almorzar con él? – dijo y su tono de voz se agudizó al final de la frase.

- ¡Por supuesto que lo haré¿Tienes algún problema? – no respondieron del otro lado –bien, como te dije, tengo cosas qué hacer, adiós – colgó nuevamente, y miro a su interlocutor, tratando que no se le notase el cabreo que tenía – disculpa Terrence es que algunas personas no comprenden que… - El celular sonó nuevamente y ______ se puso roja de la rabia – ¡¿Y ahora, qué quieres?¡ – casi gritó.

- ¡Qué anotes una dirección! – gritaron del otro lado.

- ¿Por qué?

- ¡Porque necesito que la anotes!

- Te dije que estoy ocupada¿Acaso no entiendes?

- No te tomara mucho tiempo

- ¿De dónde es y para qué quieres que la anote?

- ¡Quiero que vayas a cenar esta noche… conmigo!

- ¿No estarás ocupado con tus grandes amigos? – silencio – Digo, quizás, se te pase el tiempo y no llegues a esta supuesta cena… o quizás se te olvide que tienes algo mas importante que yo, anotado en tu agenda…

- Solo quiero que anotes una dirección, para que cenemos juntos… ¿Es mucho pedir?

- ¡Yo no voy a cenar a restaurantes caros!

- ¡No es un restaurante _______! – dijo Nicholas ya desorbitado.

- ¿Ah no? – preguntó ella – ¿y entonces de dónde es?

- ¿Vas a notar o no?

- Sí no me dices…

- ¡Anótalo u olvídalo! – ______ tomó un talonario y pluma y esperó.

- ¿Y¿no vas a decirme la dirección? – Escribió rápidamente y arqueó una ceja - ¿Y qué hay allí?

- Mi casa… - _____ abrió los ojos y casi suelta el teléfono que sostenía con su oreja apoyada en el hombro.

- ¿Tú… casa? – preguntó escéptica.

- Te espero a cenar ahí a las seis – dijo parco – se puntual… ¡sí es que Terrence no te tiene muy ocupada! – y colgó. ______ no podía creerlo. NicholasHarry Potter el enemigo público número uno de las citas en casa¡la invitaba a ella a cenar!… ¡y en su propia casa¡"el mundo está realmente loco!" pensó sonriendo.

El almuerzo con Terrence fue demasiado aburrido. El subsecretario del ministro muggle, no entendió razones cuando ______ lo llevó a cenar a un puesto de comidas callejero, y se enfadó bastante con ella, cuando su hermosa corbata, de diseñador francés, se había manchado con mostaza. Pero a decir verdad, ella no tenía la cabeza para reuniones protocolares entre los dos mundos. ______, había puesto a trabajar toda la maquinaria cerebral tratando de entender la actitud de Nicholas. Por un instante, se puso contenta, por el cambio de planes. Que él la invitara a cenar a su casa, cosa que nunca antes, de acuerdo a su propio testimonio, había hecho con ninguna mujer, era esperanzador. Pero, si debía ser honesta, no confiaba mucho en un cambio y en la manera demasiado rápida en que este se había dado. Nicholas no era una persona tan simplista. Su personalidad era compleja. Tenía que entender que el duro revés sentimental, que había tenido hace años, aún hacía mella en su corazón. El engaño de Selena había hecho mas que dejarlo mal parado en toda la comunidad mágica. Pero a pesar de que _____ sufriera tanto cuando Nicholas convirtió a Selena en su novia oficial, en ese momento entendió que no podía culparla por haberlo dejado por otro. ¿Acaso era culpable por no quererlo? _____ arrugó la frente al pensar en la antigua novia de Nicholas. "¿Es que no puede haberse equivocado¿Acaso esa mujer no puede enamorarse de otro hombre que no sea Nick¿Por que culparla de algo que quizás ella no buscó, pero que se dio, así¿Era culpable de haberse enamorado o sentirse atraída por el enemigo de su novio? Y en el caso de que ella no lo haya hecho con la intención de herir a Nick… ¿Por qué culparla y tratarla como escoria por seguir a su corazón" Mientras devoraba su sándwich, y miraba sin prestarle atención a su compañero de almuerzo, ella entendió, que Selena no podía ser tan mala… ella no tenía la culpa de no querer a Nicholas. Quizás se equivocó de proceder… tendría que haber terminado con Nicholas para dar rienda suelta a lo que vivía clandestinamente con Draco Malfoy. Entendió que a pesar de todo, no debía ser ley que todas las chicas con las que Nicholas se relacionó debían estar perdidamente enamoradas de él, solo porque ella lo estaba… solo porque _____ nunca pudo superar, eso que sintió desde el primer instante en que sus ojos castaños se cruzaron con esa mirada color dafé, profunda, triste, de aquel niño tímido, en la estación King Cross. Salió de su mundo de cavilaciones para observar que Terrence la miraba, con detenimiento y preocupación. Sonrió sin darse cuenta, y el joven suspiró aliviado.

- Por un momento pensé que le había dado un sincope – dijo, tratando de beber la gaseosa por un sorbete. – o que se hubiera atorado con el sándwich…

- Lo siento – dijo ella limpiándose la boca con una servilleta descartable. – es que me quedé pensando…

- En qué, si puedo saber…

- Bueno… - lo miró. ¿Debía decirle la verdad…? confesarle que no habia estado tan atenta a su conversación¿Podría ese joven ser lo suficientemente discreto para que ella, le contara intimidades de su vida? Se tomó un minuto para responder – en la reunión… no quisiera que el secretario del ministro, me pida otra demostración de magia – rieron.

- No se preocupe ______… - dijo él- creo que la transformación que le hiciste a ese crío maleducado de su hijo, lo hará pensar dos veces en cometer esa falta de ubicación. – sonrieron.

- ¿No te parece que soy demasiado joven para que me trates de usted?

- Bueno… no quiero ser grosero…

- No lo eres, y nunca lo serías – sonrió – Al menos no conmigo… – agregó tomando un poco de gaseosa - si alguna vez quisieras propasarte conmigo, siempre recuerda que le pasó al hijo del secretario – Terrence se puso blanco. Ella lo miró y no aguantó la carcajada.

- Muy graciosa… – otra mancha de mostaza terminó por arruinar la corbata Cristian Dior. – ¡Vaya! Creo que tendré que pasar esto como gasto protocolar.

- Lamento no haber comentado que odio comer en lugares cerrados. Siempre como en estos carritos de comida rápida.

- Dime ______… ¿tu novio no se queja?

- Eh… - midió bien las palabras antes de contestar – no tengo novio… estoy saliendo con alguien, pero nada serio. ¿Y tu?

- Yo… - suspiró – soy casado

- No lo imaginaba... ¡digo, eres joven!

- Bueno… cuando me di cuenta que era la indicada – rio – no quise que se me escapara…

- Brindo por ti y tu felicidad – chocaron las latas de gaseosa.

- Y esa relación no seria que tienes… ¿llegará a buen puerto algún día?

- No, lo sé – dijo errática – en verdad, él ha tenido malas experiencias, y no cree en las relaciones formales… y a largo plazo – suspiró.

- En todo caso… - la miró – Se que apenas nos conocemos y que quizás me creas un completo desubicado, pero… ¿puedo darte un consejo? – _____ asintió - disfruta lo mas que puedas… uno nunca sabe cuando esas relaciones se transforman, de "De vez en cuando" a "Para siempre…"

- ¡Ojala Merlín te escuchara! – dijo riendo. –

- De todas maneras… si puedo darte otro consejo, no presiones mucho. Si el hombre con el que estás, ha sufrido una decepción muy grande… debes darle el tiempo para que él confíe nuevamente… y se convenza, que tú no eres como las otras… las que lo engañaron.

- El problema – dijo ______ perdiendo la mirada en la lata de gaseosa – el problema es que él me dé tiempo, para hacérselo ver…

- Bueno… las mujeres son buenas para eso… - sonrió – Ustedes saben como hacer que un hombre cambie su manera de pensar.

- Bien – dijo______ levantándose – ya te he destruido la corbata, he almorzado contigo, nos hemos puesto de acuerdo en lo referido a las dos comunidades – se acercó y le dio la mano – y me has dado unos buenos consejos sobre cómo manejar mi problema sentimental. Gracias Terrence, fue grato almorzar contigo.

- No tienes por qué… ¡para mi también fue muy divertido! – dijo mostrando la corbata – ¡Y te mandaré la cuenta de la tintorería! – rieron.

- Haré algo mejor… - miró para todos lados, y cerciorándose de que nadie la viera, saco la varita e hizo el hechizo para limpiar – Bien… ahora esta mejor… aunque te compraré una nueva.

- ¡Mira que es cara!

- ¿Ey, para que están los gastos extraprotocolares? – dijo guiñándole un ojo. Terrence se fue caminando por el sendero y ella se quedó un segundo mirándolo. Si, con Nicholas era necesario pensar cada paso, antes de darlo… Era cierto que el calendario estaba en su contra… de mayo quedaban menos de tres semanas, y si Dios creo el mundo en seis días, y el séptimo descansó… Claro que ella no era Dios… sonrió. Pero era ______ Weasley, y un Weasley nunca abandona la pelea, antes de dar todo de si...


Buena aqui otro capi!! Ahora voy a subir otro...creo que por lo menos voy a asubir hasta el 10...y si no es hasta el 10 por lo menos subire unos cuantos Smile Como una especie de MARATÓN Wink
Volver arriba Ir abajo
lovelife.
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1089
Edad : 18
Localización : Todas partes.
Fecha de inscripción : 28/03/2011

MensajeTema: Re: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Julio 5th 2011, 08:48

Capitulo 7 ''En tu casa?''

Luego del revelador almuerzo con el subsecretario del ministro muggle, ______ llegó a su casa, para prepararse para la cena de la noche. Se preguntaba por qué Nicholas había decidido romper con la regla número uno de su manual de supervivencia: no llevar a ninguna mujer a su casa. "De seguro, no le gusta la mía" pensó, pero decidió no darle largas al asunto y se metió al baño. Aproximadamente media hora antes de las seis, ya preparada, salió a la calle. De buena gana hubiera preferido aparecerse, pero pensó que si Nicholas había vivido ocho años al estilo muggle, de seguro tendría empleados en su casa que no sabrían de su condición (entiéndase mago) y que se asustarían de verla aparecerse de la nada. Tomó un taxi, algo nerviosa. Estar en su casa significaba para su esperanzado corazón adelantar un paso la relación, pero no quería hacerse ilusiones. Con este Nicholas no podía darse esos lujos. Cuando el taxi llegó a la dirección, ______ bajó rápidamente y se paró frente a la casa con la boca abierta. Era una mansión, muy elegante, ubicada en uno de las calles más exclusivas de Londres. Subió los escalones de la entrada y apretó el botón del timbre. Al cabo de unos minutos, abrió la puerta un hombre de cabellos grises y ojos saltones. El hombre la miró de arriba abajo y arqueando una ceja, le dirigió la palabra.

- Buenos tardes, jovencita, ¿En qué puedo serle útil?

- Yo… - ______ lo miró desconcertada – Vengo a ver al señor Nicholas Potter…

- ¿Por qué asunto? – Ella ya se estaba poniendo nerviosa.

- Asunto personal…- Contestó parcamente.

- Disculpe usted, pero el señor Potter, jamás atiende sus asuntos "personales" en su casa. Siempre está ocupado para darse esos lujos – y alzó la ceja desdeñosamente, mirándola de arriba a abajo, que hizo a ______ casi montar en cólera.

- Escúcheme, él me invitó… así por que no va a llamarlo y preguntarle por mi, si no es mucha molestia para usted – agregó con sarcasmo. El hombre, solo frunció la boca - ¿entiende?

- Si señora… – el mayordomo se fue, dejando la puerta entreabierta. _____, que ya estaba con un humor de perros, pero que era demasiado curiosa, en vez de quedarse parada en la puerta, aprovechó para deslizarse adentro. Cuando llegó al hall de entrada, quedó maravillada. La mejor casa, mejor decorada y con estilo, que seguramente hubiera visto en una revista muggle de decoración, se quedaba corta con esta. Simplemente era fenomenal.

- Señor Potter, mil disculpas por interrumpirlo, señor – dijo el mayordomo.

- Elías, pasa… - Dijo serio Nicholas, que estaba hojeando unos papeles en su despacho.

- Allá afuera hay una señorita que pregunta por usted…

- ¿Nombre? – dijo aún con el ceño fruncido, leyendo uno de los documentos que tenía en la mano.

- No me lo dijo señor…

- ¿Cómo es? Digo, puedes describirla ¿no?

- Por supuesto, señor – dijo pomposamente - No es muy alta, bonita, y de cabello castaño largo – Nicholas que había estado absorto con sus negocios, se fijó la hora en su reloj pulsera y sonrió.

- ¿______ está aquí?

- Oh, mil perdones señor – agregó apenado.- No se me ocurrió pedirle que se identificara… ¿Debo preguntarlo?

- Deja Elías, yo voy a recibirla – el mayordomo se quedó parado como no sabiendo si quedarse o seguirlo. Después de un instante, optó por lo segundo. HNicholas atravesó la estancia rápidamente y cuando llegó a la sala se detuvo. Allí estaba la mujer que había encontrado por casualidad en aquella calle y que no sabía por qué oscura razón, ahora estaba en su casa. Ella miraba fascinada la arquitectura de la propiedad y no se dio cuenta de que estaba siendo observada. Para ojos de Nicholas estaba deliciosamente hermosa. Levaba un vestido azul, strappless, cuya falda tenía pequeñas flores en color dorado. El cabello estaba atado en una simple coleta, revelando su delgado cuello, demasiado expuesto, y demasiado tentador para el animal de caza en que se había convertido Nicholas con solo mirarla. En sus pies, tenía sandalias el mismo color de los detalles del vestido. Lentamente Nicholas se acercó a la chica y la tomó de atrás, posando su nariz en su cuello y aspirando el dulce perfume de su piel. ______ sólo atinó a cerrar los ojos y disfrutar. El mayordomo se quedó pasmado por la escena. Nunca en los años que llevaba trabajando para Nicholas Potter lo había visto actuar de esa manera. Como si tuviera sentimientos. Nicholas la tomó de la cintura, la hizo girar y sin decir nada le dio un suave beso en los labios. Ella se separó bruscamente, aunque se derretía por el gesto, debía demostrarle que estaba enojada por como la había tratado por teléfono. Nicholas la miró sin entender.

- ¿Estuvo ameno el almuerzo Nick? – y seria se sentó en un espacioso sofá. El la siguió con la mirada, luego de salir del shock hormonal que le causó ver las delgadas piernas de ______, la siguió y se sentó a su lado.

- ¡Lo mismo puedo preguntarte yo! – dijo y su voz noto enfado. _____ lo miro. – supongo que tu queridoTerrence estuvo demasiado atento ante semejante acompañante… - agregó mordaz.

- Bueno, sabes que odio comer sola…

- ¿Y por eso tenias que aceptar ir a comer con cualquier idiota?

- ¿Que es eso Potter, noto algo de celos en tus palabras? – El chasqueó la lengua

- Ni lo sueñes, linda… Los celos son algo que murieron en mi… no siento amor, por lo tanto no siento celos de nada,- la miró- ni de nadie… - se levanto. ______ se sintió desilusionada al escuchar esta declaración – ¿Quieres algo de beber? Elías! – el mayordomo se acercó rápidamente.

- ¿Desea algo señor? – ______ lo miró.

- Si, tráenos algo de beber – la miro – ¿qué quieres?

- Por mi no te molestes… - dijo ella indiferente mirando una amplia vitrina llena de objetos de arte. Nicholas bufó.

- Tráeme un Whisky – el mayordomo salió y volvió al rato con la bebida – Gracias puedes retirarte.

- La cena será servida cuando el señor disponga – Nicholas asintió y el mayordomo se fue.

- No me contestaste – ella se dio vuelta para verlo – Estuvo ameno tu almuerzo con ese… con ese con el que almorzaste?

- Si… - dijo suspirando. HNicholas tensó la boca – bueno, tu sabes… nos la pasamos charlando de cualquier cosa, menos del trabajo

- Me lo imagino… - dijo serio.

- Lo hicimos, y punto…

- ¿Qué hiciste? – dijo alarmado

- ¡Almorzar! – lo miró – ¿qué pensaste? – preguntó divertida.

- Nada – dijo mirando su vaso de Whisky.

- ¿Creíste que me iba a acostar con un desconocido?

- ¿Por qué no ibas a hacerlo?

- Porque soy tu chica de mayo…- dijo sonriendo. – cuando doy mi palabra, la cumplo.

- No tienes obligación…

- Es linda… la casa – Dijo ella para cambiar de tema. Él la miró y bebió un trago.

- Gracias. En realidad yo no tuve nada que ver con la construcción ni la decoración… Solo le pedí a la compañía constructora que refaccionara esta vieja propiedad, la decorara, y me vine a vivir…

- Todo es impersonal en ti, veo… - sentenció ella.

- La gente se apega demasiado a las cosas… al igual que con las personas. – argumentó él – Ese tipo de gente pierde demasiado tiempo y esfuerzo, en tomarle cariño a los objetos que se rompen y luego ocupan un lugar en el espacio y no te sirven para nada. Lo mismo pasa con las personas, pones todo de ti, para que una relación funcione, pones toda tu ilusión en una persona que indefectiblemente terminará… - Iba a decir "traicionándote" pero callo de repente – en fin, por eso es bueno usar las cosas y cuando no las necesitas, las tiras…

- ¿Como tu a tus mujeres? – dijo ella con un ligero tono de angustia

- No deberías sorprenderte… - dijo él aun mirando su vaso. Por alguna razón, se sentía expuesto ante esa mujercita, y no le gustaba para nada. Ella solo estaba ahí para el sexo, y no para que lo escuchara… odiaba a los tipos que relataban sus penas de amor… él no era de esos, y mucho menos lo haría con ella… no especialmente con ella. – Es algo que estaba claro desde el principio – Ella asintió.

- ¿Por qué el cambio? – lo miró. El se puso algo rojo – ¿Digo esto no rompe las reglas? Tus condiciones, claro…

- No te entiendo….

- Que una mujer venga a tu casa… y duerma aquí…- él sonrió

- ¿Acaso quieres dormir? – ella se puso roja y él aprovechó para romper la tensión. La tomó de la cintura y la besó, ella olvidándose de la discusión anterior, puso las manos en la oscura cabellera y respondió con la misma intensidad, en que sus labios eran atacados. Lo amaba, pero a veces él la exasperaba. – Ven te mostraré la casa…

- No quiero ver la casa… – dijo ella ronroneando. Nicholas entendió. Y sin mediar más palabras la llevó a conocer su habitación.

De la cena no hubo ni noticias, pues casi todo el tiempo en que _____ estuvo en la lujosa mansión solo conoció el cuarto de Nicholas. Y no era porque él no hubiera querido mostrársela. Pero ______ pensaba que ya tendría tiempo de recorrerla, ahora lo importante era aprovechar cada minuto con él. Los días pasaban y el mínimo momento que pudiera disfrutarlo, contaba. La habitación, para ______ reflejaba la absoluta masculinidad de HNicholas. Las cortinas eran oscuras, y todo el mobiliario era de un roble lustroso, que contrastaba con las paredes azules, al igual que la mullida alfombra. A una mujer cualquiera, le hubiera resultado demasiado tétrico, pero a _______ esa fascinación por la oscuridad, fiel reflejo del ánimo del dueño de casa, le parecía lo mas sexy. Suspirando, y mirando hacia todos lados, se ilusionó pensando que algún día ella podría cambiar la decoración de esa parte de la casa. Por su parte, Nicholas estaba recostado a su lado mirando el techo de su habitación. Tenía una sonrisa que a ______ se le hizo ridícula. Ella lo miro y le dio con un almohadón para que se le quitara. El reaccionó y la atrapó con sus brazos dándole un sonoro beso que la hizo reír.

- ¡Déjame! – intentó protestar.

- ¿Por que me lo pides, si no es lo que quieres? – rió él.

- Vamos Nick, ¿qué pensara tu empleado? No hemos bajado a cenar… - él la miró.

- ¿Tienes hambre?

- No… solo que el pobre hombre estará ya dormido parado, esperando a que bajemos….

- Elías sabe… - le acarició el cabello – si yo no lo llamo, no me molesta…

- ¡Lo tienes bien entrenado! – rió. Luego acarició la amplia cama, y las sábanas de seda – ¡Cielos Nicholas esta cama es genial!

- ¿Te gusta?

- ¡Claro, yo quisiera tener una así! ¡Es tan cómoda, y parece que durmieras en una nube!

- ¿Eres exagerada, sabías Weasley? Es una cama como cualquier cosa… le das demasiada importancia a las cosas… deberías entender que son cosas, que cuando no sirven se desechan…

- ¡Si! Pero eso no quita de que la cama sea genial… y sí, le tomo demasiado cariño a mis cosas… - lo miró – porque a mi me cuestan demasiado para poder tenerlas… - él relajó el semblante.

- La tuya tampoco es mala.

- ¡Pero no es esta! – Suspiró – ¡debe valer una fortuna! Apuesto a que yo debería gastar varios sueldos, si quiero tener una así…

- Creo que si – dijo y acomodó la almohada para dormir.

- ¿Que haces? – le preguntó

- Tengo sueño, he tenido un día demasiado agotador y quiero dormir… – él la miró.

- Okay… - solo respondió y acto seguido, sin decir palabra alguna, se levantó y comenzó a vestirse. Nicholas se quedó pasmado y no pudo decir nada, hasta que la vio subiendo rápidamente el cierre del vestido y buscando las sandalias debajo de la cama. – ah! ¡Aquí están bandidas! – dijo agachándose y sacándolas con algo de esfuerzo. Se sentó en la cama y se dedicó a ponérselas, sin mirar aun a su acompañante.

- ¿Qué se supone que haces? – Sólo pudo preguntar.

- ¡Que no es obvio, me visto! – dijo sonriendo.

- ¡Eso ya lo veo! – contestó ofuscado – ¿no vas a quedarte a dormir?

- Bueno Nick… – subió a la cama y le dio un corto beso – eso esta en una de mis reglas. – sonrió. El la miró sin entender – Nunca duermo en la casa de un hombre. – Tomando su varita, y sin decir mas desapareció, dejándolo sentado solo y mirando hacia el sitio donde ella había estado segundos antes.

______ apareció en su casa riendo. Jamás en su vida se hubiera imaginado la cara de Nicholas al escuchar esa frase. "Tómate una cucharada de tu propia sopa cariño" Rápidamente se sacó el vestido, las sandalias volaron de sus pies, mientras caminaba, se puso el pijama, y cuando estuvo a punto de acostarse, un fuerte "Crack" la sobresaltó y la figura de Nicholas apareció a los pies de la cama. ______ no sabía si reír o preocuparse de la imágen que veía. Nicholas visiblemente despeinado, con el torso desnudo, se había puesto rápidamente los pantalones sin tiempo a abotonarlos y descalzo, la miraba con ganas de matarla. Ella se hizo la indiferente y se acostó como si nada. El con las manos en la cintura del pantalón para que no se cayeran al suelo, chasqueó la lengua.

- ¿Y bien? – dijo al cabo de un minuto – ¿qué se supone que haces ______?

- ¡Nick! – dijo haciéndose la sorprendida – ¿qué haces aquí?

- ¿Qué… qué hago aquí? – se acercó por un costado – ¿qué haces tu aquí? Esa es la pregunta correcta…

- ¿Yo? – rió – ¡esta es mi casa, aquí duermo!

- ¡Pero se supone que estabas en la mía! – gritó – ¡y que ibas a dormir en mi cama!

- Ya te dije que esa es una de mis reglas… no duermo en la casa de un hombre…

- Pero creí que si yo rompo algunas de mis reglas, ¡tu podrías romper algunas de las tuyas! – agregó exasperado. Ella solo se dedicó a acomodar los pliegues de la sabana- ¿Y bien? – lo miro.

- ¿Me lo pediste?

- ¿Eh? – dijo el torciendo los ojos.

- Que si me pediste que durmiera contigo, que me quedara en tu casa…

- ¡Eso se sobrentendía, cariño! – A ______ le dio un vuelco el corazón, por primera vez él le había nombrado cariñosamente. Ya antes le había dicho princesa, pero cariño, nunca; eso significaba para ella algún rastro de sentimientos en el joven – ¿acaso ahora te comió la lengua un ratón?

- ¿Qué? – preguntó aun algo atontada, por el efecto de ese calificativo que le dijera Nicholas.

- ¿Por que te fuiste?- se sentó, algo mas calmado.

- Ya te lo dije, no suelo dormir en casa de un hombre…

- ¡Pero si tienes sexo! – dijo sarcásticamente.

- ¿Vas a tardar? – él la miró, y bufó.

- ¡Eres el colmo! – El se quitó el pantalón y se acostó – Hiciste todo esto para que yo…

- Bueno, tu cama es espectacular… - lo abrazó y lo atrajo hacia su cuerpo, dándole un sugerente beso, que Nicholas aceptó mas que gustoso – pero extraño la mía.

El primer rayo de luz de la mañana dió de lleno en la cara de ______, dejando ver todas sus pecas. Nicholas se había despertado unos minutos antes y se dedicaba a contemplarla. Ella era realmente distinta a todas. No hacía preguntas, no lo molestaba constantemente, y no pedía más de lo que él podía darle. Y a veces se preguntaba por qué. Por qué ella era así. "Quizás porque se siente tan sola como yo. Quizás porque Dean le rompió el corazón como Selena lo hizo conmigo. Quizás porque ella también tenga prohibido el amor". Un movimiento de la castaña lo hizo salir del trance y mirarla. Era una tentación constante hacerlo. Ella se había dado vuelta, y había quedado boca abajo, dejando su espalda desnuda, aunque su cabello tapaba parte de esta. El sintió el deseo de sentir su piel y lentamente se acercó al cuerpo de la joven y comenzó a recorrer la espalda con sus labios, desde la cintura hacia arriba. Ella sintió como si una corriente eléctrica le recorriera por toda la columna, se despertó, y comprobó que eran los labios de Nicholas quienes le producían esa sensación. Rió seductoramente.

- Es una bonita manera de despertar Nick – dijo algo excitada.

- Buenos días, hermosa – dijo él sin dejar de besarla – ¿dormiste bien? – ella asintió con los ojos cerrados, estaba disfrutando plenamente el momento. De pronto él corrió el pelo de la joven para dedicarse a besar la parte más sensible de _______, y observar detenidamente su parte favorita, su cuello. Era gracioso para él, le encantaba besar esa parte de su cuerpo, pero nunca se había detenido a verlo… Y fue cuando dio un respingo y dejó de acariciarla.

- No te detengas…

- ¿Qué diablos es lo que tienes en la nuca ______?
Volver arriba Ir abajo
lovelife.
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1089
Edad : 18
Localización : Todas partes.
Fecha de inscripción : 28/03/2011

MensajeTema: Re: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Julio 5th 2011, 09:25

Capitulo 8 ''Confesiones… confusiones''

- ¡Mierda! – masculló en voz baja la chica, al tiempo que rápidamente se sentaba y soltaba su cabello para tapar lo que tenía en la nuca. El se había quedado de rodillas en la cama con una expresión de terror.

- ¿_____ qué es?

- Es un… es un… ¡es un tatuaje Nick! – dijo ella tomando su camiseta y poniéndosela.

- ¡Sé lo que es! – dijo aun sorprendido - … pero es… es…

- ¡Deja de tartamudear! ¿Qué, acaso nunca has visto un tatuaje?

- Si… – tragó saliva- pero no… es mi… ¿cicatriz? – ella se puso roja

- ¡Claro! ¡Es un símbolo de nuestro mundo! – se puso el pantalón pijama – es el símbolo de la caída del mal… Personalmente creo que no debe ser exclusiva tuya.- El la miró sorprendido.

- ¿Y que me dices de la frase? – ahí se quedó muda, y el color de su cara había tomado un color carmesí – Porque que te hayas tatuado la cicatriz… está bien, pero que diga… "Hecha para Nicholas Potter" – ella se sentó en la cama y lo miró. El se apoyó en la almohada como esperando una explicación. Ella entendió que debía darla, pero no sabía como empezar. Y optó por la verdad.

- Bueno… - carraspeó – todo fue muy confuso – él la miraba atento, cosa que a ella la ponía nerviosa. Sus ojos cafés ni pestañeaban para no perderse ni un detalle de lo que tenía que decir – Cuando cumplí los diecisiete… yo… mis amigos me hicieron una fiesta… estábamos en verano y el alcohol…

- Te emborrachaste – ella asintió – pero aun no entiendo.

- La culpable fue Luna… - él rió burlonamente – Ella sabía que yo estuve enamorada de ti, durante… mucho tiempo – De repente, la sonrisa de Nicholas se borró de su cara – pero que ya no era así… - "Bravo ______, sigue mintiendo" se decía – Entonces me retó a una competencia de alcohol…

- ¿Y aceptaste?

- ¡Por supuesto! – se defendió – un Weasley nunca teme a las pruebas – él sonrió – la verdad es que la que perdía debía hacer algo que el otro quisiera… y perdí.

- ¿Que tiene que ver el tatuaje y más, la frase?

- Ese fue el desafió que ella me puso, que me hiciera un tatuaje y que ella elegiría el modelo.

- Entonces…

- Yo estaba tan borracha que ni siquiera me di cuenta cual era la prueba. Luna, pensando que yo… tu sabes, ideó este tatuaje… y eso es todo…- lo miró avergonzada. El no dijo nada un instante y luego la miró.

- ¿Por eso, Dean Thomas te dejó?

- Si… - y su voz tembló. Nicholas entendió que ese temblor significaba que ella aun quería a Dean, y sin saber por que sintió como un golpe furioso de sangre le inundaba la cabeza.

- ¿Y no le explicaste que fue una tontería? – le preguntó mas molesto por lo que acababa de sentir, que por la actitud de Dean Thomas… de quien pensó que era un imbecil sin remedio…

- No – lo miró – porque en el fondo era verdad… – él la miró con los ojos abiertos. – Yo en el fondo de mi corazón siempre supe que el tatuaje decía la verdad… que yo - suspiró –estaba hecha para ti… que yo…

- ______… – dijo con temor – no te atrevas a decirlo – Ella se acercó pero él se levantó rápidamente, dejándola sola en la cama. Buscó el pantalón nervioso.

- ¿Por que te vas? ¿Temes escucharlo?

- No lo digas… yo…

- Te amo Nick – El bajó los hombros y cerró los ojos. Ella se acercó lentamente – Yo, he sido una tonta. Todos estos años me he estado engañando, pensando que fuiste una fantasía adolescente… pero ahora que estoy contigo, no puedo seguir fingiendo que esto es solo…

- ¡No lo digas! – él se dio vuelta y la miró – Yo nunca… no podría… ¡tu sabes! ¡Esto es temporal! ¡Yo no voy a cambiar mi opinión cuando mayo termine ______!

- Eso lo se perfectamente - respondió tercamente - ¿Que diablos importa si te amo o no? – lo tomó del brazo, y suavizó su voz – Sé que esto acabara cuando mayo termine, que no volveré a verte, ¿Que puede molestarte, si te amo?

- Eso hace diferente las cosas… - trató de zafar, ella no lo dejó.

- ¿Acaso no fue lo mismo con las demás? – él la miró – ¿acaso te importaron los sentimientos de las otras mujeres con las que estuviste a la hora de dejarlas?

- ¡Yo no quiero tener esa carga contigo!

- ¡Yo no te la pido! – gritó furiosa – solo quiero estar contigo, mayo, solo un mes, y seré feliz el resto de mi vida. ¿Qué tengo de especial para que tú no quieras que te ame?

- No… no tienes nada de especial, entiendelo. Sólo que yo… no quiero toparme contigo y sentir culpa.

- ¿Acaso planeas volver al mundo mágico? Porque es la única forma en que podamos encontrarnos… – "Diablos, por qué lo haces _____, por qué tienes siempre que ser tan directa" pensó Nicholas – ¿tienes intenciones de hacerlo?

- Yo no planeo volver… me voy… no sé… yo no quiero que tu te hagas falsas ilusiones… - y diciendo esto último desapareció

- Contigo nunca me haré ilusiones Nicholas Potter. Eres como un cometa, cuando crees alcanzarlo, cierras el puño para atraparlo y solo tienes partículas en suspensión. Contigo nunca llegaré al núcleo. Moriré congelada antes de llegar a tu frío corazón.- Y con una enorme desesperanza se recostó en su cama.

/

Temía ver a su cuñada a los ojos, porque si lo hacía, vería la expresión "te lo dije" impreso en ellos. Demetria no le dijo nada, conciente de que su amiga ya de por si sufría, por el idiota de Nicholas, que ahora venirle con una cantaleta, que la harían sufrir mas. Joe no entendía qué pasaba. Cuando ellas hablaban en susurros, él apenas podía agarrar una frase, y esto lo molestaba. Porque era evidente que a su hermana le sucedía algo y que su mujer lo sabía. Pero lo peor, era que sabía que Demetria nunca se lo contaría, porque ella sabía esconder secretos.

______ se sentía devastada… no podía entender por qué Nicholas no quería seguir con lo pactado… ¿por qué ahora tenía remordimientos? Y solo podía sacar en claro que los hombres son para las mujeres como esas máquinas muggles con las que se desplazan, los automóviles… ¡imposibles de entender como funcionan! Lo peor de todo, era que lo extrañaba horrores, y su trabajo en el ministerio no la ayudaba a olvidar… todo la hacía recordarlo… si leía el diario y veía los resultados del torneo de Quidditch… ahí estaba Nicholas, en sus recuerdos, montando espectacularmente su escoba tras la escurridiza snitch. Si su celular sonaba, sus ojos brillaban de ilusión pensando que era él, invitándola a almorzar en el parque… y eso era lo peor, ir al parque sin él, sola. Ya no disfrutaba de los súper deliciosos hot dogs, del señor del carrito, porque Nicholas no estaba a su lado.

Suspiró… habían pasado cinco días de la huída de Nicholas y ella estaba sumida en la desesperación… desesperación por sentir nuevamente su cuerpo cerca, volver a ser suya… aunque sea lo poco que quedaba de mayo… pero él no daba señales de querer lo mismo. Cansada de esperar, se resignó… no volvería a verlo, aunque doliera… El lo había decidido así, y ella no podía hacer nada para hacerlo cambiar de opinión. Todavía estaba en el ministerio, cuando una voz la hizo salir de su mundo de pensamientos negativos… miró hacia arriba y vio a una pálida Demetria que le hablaba rápidamente. Ella estaba como en una especie de cámara a prueba de ruidos porque no la escuchaba. Sacudió su cabeza y al fin pudo entender el por que de la mirada de su cuñada.

- Dean… - _____ se sobresaltó – está afuera y quiere hablar contigo.

- ¡No! – dijo ella alarmada – no quiero verlo… él no puede… no quiero…

- Dice que quiere arreglar las cosas contigo… que se equivocó…

- ¿Que se equivocó? – dijo ella furiosa – cuantas veces… ¿cuántas veces se hubiera equivocado, si yo no lo hubiera dejado a la primera…?– jadeó – dile que se aleje… ¡no puede acercarse a mi! Llama a Joe…

- ______, se que aun te duele…

- Aun me duele… - se levantó – no tienes idea cuanto me duele… cada vez que me acuerdo… – su rostro se puso pálido – no quiero volver a verlo Demi… lo que tenga que decir… que se lo diga a Joe… yo con él no quiero ni cruzar una mirada – Demetria salió por la puerta y entró al cabo de varios minutos.

- Menos mal que entendió…

- No puede hacerse el loco aquí… sabe lo que le espera…

- De todas maneras… no te dejará en paz… quiere hablar contigo a como dé lugar…

- ¿Si? pues que espere sentado – Fue hacia el perchero y tomó su abrigo – me voy… no tengo ganas de trabajar hoy.

- _____, has estado así una semana… cuando superaras lo de Ni…

- ¡Cállate! – la miró furiosa – no lo nombres… él no existe aquí… así que…- sus ojos se aguaron – por favor… no he podido superarlo en años y sólo era el amigo de mi hermano – sonrió – ¿crees que podré superar en días lo que pasó estas ultimas semanas entre él y yo? – la abrazó – nunca, compréndelo.

- Algún día tendrás que empezar a vivir sin él…

- Ya lo hice una vez… – la miró – y Dean es el resultado de eso… ¿Crees que tengo ganas de vivir otra vez así?

- _____…

- Adiós Demi… salúdame a Joe… - y sin decir nada mas, dejando a su cuñada preocupada salió de su despacho.

/

Ya había pasado… ella lo había dicho y él había escapado como una rata. ¿Pero qué tenia diferente esta vez de las anteriores? Nada. Todas las mujeres con las que había estado, terminaban enamorándose de el… y él sin ningún tipo de remordimientos, las dejaba… y lo peor es que con la mayoría interactuaba a menudo… y menos culpa tenía. ¿Por qué con ella era diferente? Aún recostado en su cama, trataba de encontrarle una razón a su actitud. Tenía a Elías preocupado… tanto, que el mayordomo le preguntaba qué le pasaba, que estaba en cama desde hace días, sin ir a trabajar.

- Elías… ¿es que no puedo quedarme en casa?

- No es eso señor – se excusaba el hombre – la verdad es que usted me tiene algo… preocupado – Nicholas lo miraba sin entender – Nunca falta a trabajar, siempre está tan arreglado… y ahora lo veo un tanto… demacrado – él sonrió.

- ¿Tu lo crees?

- Si… hasta me atrevo a decir que usted… está algo cambiado.

- ¡No! – dijo serio – no, soy el mismo de antes…

- El Señor Potter de antes, no se dejaría estar… si me permite…

- No te lo permito – dijo serio – Yo estoy bien… sólo necesito algo de descanso… eso es todo.

- La señorita castaña no ha venido por aquí… - él lo miró. "Y justo tenías que referirte a ella."

- No tiene por qué hacerlo… - dijo parco.

- Es que yo pensé que usted quizás…

- No te pago por pensar… – dijo duramente. El hombre bajó la cabeza...

- Si, en verdad… lo siento si me he metido en algo que no me incumbe…

- No. Yo lo siento Elías… - dijo apenado – aunque te hayas metido en algo que no te interesa, no debo contestarte así… de verdad lo siento…

- Quizás caminar por el parque le haga bien.

- ¿El parque? – dijo arqueando la ceja.

- Es que últimamente usted disfrutaba del parque…

- ¡No! – dijo él – definitivamente el parque, no…- El mayordomo se encogió de hombros y comenzó a ordenar el cuarto. Nicholas lo dejó hacer sus quehaceres y se perdió en sus pensamientos. "el parque… ir ahí, significaría admitir que me importa" De pronto, recordó el extraño tatuaje en su cuello. "Hecha para Nicholas Potter" Sonrió picaramente. No pudo dejar de comparar esa frase con las que tienen la mayoría de las muñecas en el mismo lugar del cuerpo. Solo que ______ no era una simple muñeca de plástico, y no tenía la frase "Made in Taiwán", en su nuca… La tatuada en el cuerpo de la castaña era mas personal, mas íntima mas sensual, y aunque aborrecía pensar eso, la frase lo excitaba de una manera inusual. "En verdad ella parece hecha para mi… me imagino la cara de Dean cuando lo vio… aunque a ella le afectó que yo lo nombrara… ¿qué estoy haciendo? admito que quiero estar con ella… admito que me muero por besar su cuello… admito que estoy desesperado por hacerle el amor… admito que…

- Señor… debería levantarse un rato… debo cambiar las sábanas. – él salió de la cama sin objetar, y se sentó en un sillón cerca de la ventana. El día estaba soleado, pero hacía algo de frío… a pesar de que era primavera.

- ¿Londres es tan enigmática, no crees Elías? – el mayordomo no respondió. El miró hacia Elías, que estaba estirando las sábanas. "¡Cielos Nick esta cama es genial!" recordó las palabras de _____ – le gustaba mi cama… – dijo sonriendo, en voz alta.

- Perdón señor, ¿dijo algo? – él, rojo, negó con la cabeza.

- Yo… ¡digo que mi cama es genial!

- Si, ya lo creo… aunque es demasiado presuntuosa… - Nicholas asintió y volvió a recordarla "¡Claro, yo quisiera tener una así! ¡Es tan cómoda, parece que durmieras en una nube!". Sonrió.

- Si… - se escuchó nuevamente en voz alta – ¿Por qué no?

- ¿Señor?

- No pongas esas sábanas Elías… Mejor pon las de satén negro…- El mayordomo lo miró con picardía.

- ¿Espera a alguien señor?

- No… creo que… sólo ponlas, ¿si? – y se levantó de su asiento – Voy a salir… antes de seguir con la cama, por favor, prepara el baño. Debo mejorar este aspecto de vagabundo que tengo.

- Bien dicho señor.

/

______ había decidido dar una vuelta por el parque… se sentía abrumada. Estaba claro que por esta situación, estaba perdiendo muchas cosas. Lo principal era que su rendimiento en el ministerio estaba siendo seriamente afectado. Aunque odiaba admitirlo, Demetria tenía razón. Debía dar un paso hacia adelante y olvidar, aunque el proceso fuera lento y doloroso, pero debía hacerlo. Ya Nicholas una vez había desaparecido de su vida, hace años, y ahora no era diferente… aunque en sus brazos había sido por primera vez mujer, aun teniendo experiencia, ella sentía que con Nicholas, fue su primera vez… Emitió un largo suspiro, y caminando decidió regresar a su casa. Sus piernas la llevaban como si supieran el camino de memoria. Si por ella y su mente fueran, se hubiera quedado sin reacción en el parque. Levantó la mirada, y se vio parada en el mismo lugar en que lo vio por primera vez después de años… Sonrió. "Maldito destino" dijo entre dientes y siguió caminando. De pronto una mano la tomó del brazo con fuerza. Ella salió de su "mundo Nick", miró quien la tomaba y palideció. De todos los lugares donde pensaba encontrarlo, nunca pensó que fuera ahí...

- ¡Hasta que por fin te encuentro! – dijo la voz fría.

- Suéltame… no tienes por qué…

- ¿Vives por este vecindario?

- Dean… - dijo ella nerviosa – sabes que no puedes… ¡aléjate!

- ¡No, esta vez no voy a dejarte escapar! – dijo levantando su voz – Tengo que hablar contigo… siento que las cosas no quedaron claras entre nosotros.

- No tienes nada que aclarar… – ella retrocedía, mientras el joven trataba de acercarse – Ya todo quedó dicho ese día. ¿O tengo que recordarte cuan claras me quedaron?

- No, no puedes… tienes que entender que mi actitud estuvo justificada…

- ¡Nada! ¡Nada en el mundo justifica lo que hiciste!

- Vamos, entremos a tu casa… ¿vives por aquí no? Te he seguido… no debes estar lejos… - la tomó nuevamente, pero ______ de un tiró de soltó de esa garra que le lastimaba el brazo.

- ¡Aléjate de mí!

- No entiendes… ¡YO QUIERO ESTAR CONTIGO! – dijo levantando mas la voz y acercándose amenazante – es algo que debemos resolver ahora… y creo que tu y yo lo haremos – intentó asirla nuevamente – ¡llévame a tu casa!

- ¡Déjame en paz! – ella sacó la varita – ya no soy la idiota que se deja llevar por tu carácter… te largas, ¡o te juro que me pagarás todas las que me hiciste!

- ¿Yo te hice? ¿Y que hay de ti? Tenías sexo conmigo y lo nombrabas… ¿crees que pude soportar eso? Y sin mencionar tu asqueroso tatuaje…

- Déjame en paz, lo nuestro terminó… ya di vuelta la página de esa historia de terror que viví a tu lado… y vivo mi vida…

- ¡Pero yo aun no la termino!

- ¡Yo si! – y sin decir mas desapareció. Estaba tan nerviosa que había olvidado quitar las barreras antiaparición, por lo que se vio parada frente a la puerta de entrada de su departamento. Suspiró aliviada y agradeció que ninguno de sus vecinos anduviera por el pasillo. Buscó la llave y antes de que pudiera ponerla en la puerta, esta se abrió. El pánico la atacó nuevamente. No supo por qué pensó que Dean… Tomó su varita y entró sigilosamente… Al poner un pie en el piso del living, un camino de velas se encendió. Ella aun con la varita en la mano, decidió seguirlo. Estaba alterada y confusa… primero encontrarse con el infeliz de Dean… y obligarse a recordar todo lo que pasó, para no volver a cometer el mismo error… y ahora esto… "Dean me las vas a pagar caro, si te metes en mi vida de nuevo!" Pensó. El camino moría en la puerta de su cuarto. Abrió la puerta, entró cautelosamente y una vez frente a la cama quedó estupefacta. No era la suya… esta era demasiado grande, el doble de la anterior, y era tremendamente familiar. Estaba rodeada por candelabros de diferentes tamaños e infinidad de velas, grandes, chicas, redondas, blancas, rojas, todas desprendían diferentes perfumes e iluminaban el cuarto dando un ambiente romántico… Miró nuevamente la cama, y de inmediato la reconoció. Era la cama de…

- Nick… - susurró, e inmediatamente después se vio envuelta en esos fuertes brazos y sintió la nariz del joven rozar su cuello y aspirar su perfume.- Nick… - volvió a decir.

- Pensé que si la traía aquí… y yo llevaba la tuya a mi casa… – le besó el cuello – podrías contemplar la posibilidad de quedarte de vez en cuando a dormir allí… - la hizo girar dejándola de frente. El la miraba a los ojos – ¿no te importa?

- Claro que no… – dijo ella y sus ojos se aguaron – Nick no sabes lo… - él la interrumpió poniendo los dedos en sus labios.

- No te engañes… – la besó. Ella pasó sus brazos alrededor del cuello y se dejó besar – sólo será mayo… no me pidas mas.

- No te exijo mas de lo que puedes darme, Nick – atacó nuevamente sus labios. El la alzó y la llevó a la cama, dejándola a merced de su cuerpo y sus manos que la recorrían con desesperación… - Solo quiero poder decirte que te amo – él jadeó – Solo eso…

- No podré corresponderte nunca… - dijo en un susurro - solo quiero que lo entiendas…

- Sólo lo que tengas para darme… - comenzó a mordisquear el lóbulo de la oreja provocando en Nicholas una sensación de angustia y deseo de morir en ese momento… de total y completa excitación.- Te amo Nick… - no pudo continuar. El decidido, había callado su voz con un beso ardiente, su lengua acompañaba la acción haciendo que ______ se sintiera en el paraíso. Las manos de Nicholas recorrían su cuerpo y trataban de hacer caer las defensas inexistentes de ______. Es que ella deliberadamente había decidido dejarlo avanzar… es mas, estaba esperando el momento de que lo hiciera. Atrás quedaba el angustiante encuentro con su exnovio Dean. Ahora todos sus sentidos los ocupaba ese joven de cabello castaño oscuro, que peleaba por desabrocharle la falda. Ella rió coqueta y él la miro. Sus ojos cafés la fulminaban de deseo… ella sin dejar de mirarlo, desabrochó la falda y le sonrió.

- Gracias – dijo y se perdió en su cuello. Ella decidió hacer lo mismo, y sin delicadeza, le abrió la camisa, haciendo que todos los botones volaran hacia cualquier lado. – ¿estás algo apurada, no?- rió.

- Tú me provocas esto y mucho mas… - dijo ella, levantó levemente su cabeza para besar el cuello de su amante. El levantó la suya, para facilitarle la tarea, y cerró los ojos. Estaba disfrutando como nunca de una mujer… pero a pesar de esas nuevas sensaciones, tenía miedo… miedo de que esto fuera más que pasión. Cuando _______ mordisqueo con suavidad la nuez de Adán, se convenció de que debía dejarse llevar. De pronto sintió como sus delicadas manos, bajaban decididas por el torso, para luego apoderarse de su cinturón y lo desabrochaban, mientras él le quitaba el resto de su ropa. Instantes después, sin dejar de besar sus pectorales, ella se encargaba de abrir su pantalón y meter su mano por entre…

- ¡No lo hagas! – dijo en un gemido ahogado – diablos eres… - bajó la mirada para ver sus ojos castaños, encendidos. Rápidamente se separó para quitarse la poca ropa que le quedaba encima. Ella estaba completamente desnuda. Se veía tan sensual, su blanca piel, y su cabello castaño, contrastaban con el negro satén de las sábanas… era una imágen digna de una obra de arte… y esa noche sólo él iba a disfrutarla – eres hermosa ______… – dijo dándole un suave y profundo beso. Ella enroscó sus piernas alrededor de su cintura. Fue su manera de decirle que estaba lista para recibirlo… y él no se hizo esperar…

Nicholas despertó sobresaltado, al amanecer. Había estirado su brazo para atraerla hacia su cuerpo y ella no estaba. Se sentó algo confundido… había pasado la mejor noche de su vida… Le hizo el amor varias veces esa noche… con una sola no bastaba para disfrutarla plenamente. Había dormido relajadamente, abrazado a ese cuerpo cálido y suave, y ahora que se despertaba, ella no estaba. Se sintió vacío. Solo fue un instante, porque cuando sintió esa sensación de angustia o de perdida en su estomago, ella entro a la habitación… y Nicholas sonrió aliviado, verla fue ver salir el sol… Tenía puesta su camisa y unas bragas de color blanco… no tenia sostén… El la miró extasiado. Su camisa apenas tenía unos botones… los demás vaya a saber donde diablos habían ido a parar, en el fragor de la noche. Sonrió. Ella traía una enorme bandeja. Recién entonces, se dio cuenta que se moría de hambre. ______ llegó a la cama y él se sentó recibiendo la bandeja. Estaba desnudo, solo cubierto hasta la cintura, por la sábana. Ella se acercó y lo besó. El casi deja caer la bandeja de las ganas que le tenía… Ella sonrió.

- ¡Buenos días! – dijo en una voz cantarina. Tomó una tostada, la untó con mantequilla y se la ofreció. El se había recostado apoyado en un codo. Sus abdominales se marcaban haciendo que _____ suspirara. Ese hombre era realmente perfecto, pensaba la chica. Mordía la tostada con ganas – pensé que dormirías un poco mas… - lo miró.

- No… yo... – "no te atrevas a decirle que extrañabas su cuerpo" – tuve frío – ella sonrió.

- ¿Pensaste que me había escapado? – rió coqueta. El la miro serio – ¡es solo una broma, tontito! – se acercó y le dio un corto beso en la comisura del labio. – ¿qué tienes que hacer hoy?

- Debo ir a trabajar…. Antes debo llegar a casa y cambiarme… obvio que antes me bañaré, porque…

- ¿Hueles a sexo? – él se puso rojo y asintió – será que a mi me encanta como hueles después de… - tomó un sorbo de té. Nicholas estaba poniéndose rojo, no estaba acostumbrado a esta clase de intimidad - yo tengo que trabajar… sabes, el ministerio...

- ¿Quién pensaste que era anoche? – ella se sobresaltó.

- No sé de que hablas… – y perdió el color. Nicholas lo notó enseguida, dejó la taza y le tomó las manos que temblaban.

- Vamos… tu sabes todo acerca de mi vida con… - se calló – tu sabes quien… Pero yo no sé nada de tu vida. – le acaricio la helada mano – Estabas algo molesta anoche cuando llegaste… además tenías la varita en la mano… te note con algo de miedo, cuando te abracé… ¿Quieres contarme algo de tu vida?

- ¿Es que acaso te importa? – dijo ella mirándolo a los ojos.

- No… tienes razón… solo que te vi algo…

- Dean – dijo ella y él la miró. No supo por qué sus músculos se tensaron.

- ¿Qué pasó?

- El… las cosas no quedaron bien entre él y yo… - suspiró – yo no quiero volver a saber de él… me cambié de casa para que no me molestara… pero, de alguna manera se enteró, o me siguió y me encaro donde nos vimos por primera vez, ¿recuerdas?

- ¿A la vuelta de tu calle? – ella asintió - ¿Pero tu le hiciste entender…?

- Claro, pero él estaba algo… obsesivo – él le soltó las manos y tomó la taza para seguir desayunando. Ella puso su mirada en la taza. "Nick no debe saber la verdad… nunca".

- ¿Entendió al fin? – dijo ofuscado.

- Yo le dije, pero él…

- Supongo que no le habrás puesto tanto énfasis en tus palabras… al fin y al cabo… - se levantó de golpe y comenzó a vestirse…-

- Nick – ella se levantó.

- Me tengo que ir… - se dio cuenta que ella llevaba su camisa – Bueno, me aparezco en mi casa.

- Nick, no pienses…- ella trató de acariciarle el cabello, pero el estaba enojado… no entendía por que súbitamente había tenido esa sensación de rabia, de querer romper cosas, de romperle la cara a Dean; le quitó la mano casi violentamente. Ella instintivamente se tapó la cara, con temor.

- _____… - la miró sorprendido por su reacción – ¿no voy a golpearte sabes?

- Yo creí que… Nick no te enojes conmigo, yo soy la que no quiere estar con Dean… estoy contigo, no lo olvides...

- No te pido explicaciones – dijo algo extrañado y confundido. Se acercó y le dio un beso – Nos vemos luego… te llamo, ¿si?

- ¿Como quedamos? - dijo

- Hasta que mayo termine…

- Está bien… pero debes saber que me debes algunos días…– sonrió coqueta – Creo que hasta mitad de junio… sería un trato justo.

- De eso hablaremos más tarde – y desapareció. Ella se tiró a la cama y sonrió. Lo notó diferente… le hizo el amor de manera diferente… y aun así, se juró no hacerse ilusiones. Si eso pasaba, y Nicholas se iba, el golpe en el suelo sería realmente duro.
Volver arriba Ir abajo
lovelife.
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1089
Edad : 18
Localización : Todas partes.
Fecha de inscripción : 28/03/2011

MensajeTema: Re: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Julio 5th 2011, 09:29

Bueno ahi tienen 3 capis...siento no poner mas, pero el 9 es larguisimo...y he decidido ponerlo mañana si puedo Smile BUENO COMENTEN!!!
Volver arriba Ir abajo
Luu_Nick_16
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1151
Edad : 24
Fecha de inscripción : 09/12/2010

MensajeTema: Re: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Julio 6th 2011, 03:25

Uaaaaaaaaaaaaah.
Te he dicho que amo tu noveela. Es belliiiiiisimaaaa Very Happy
La adorooo
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33

maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33

maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
[b][i][u]maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33

maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
[/i][/b][/u]
Volver arriba Ir abajo
Luu_Nick_16
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1151
Edad : 24
Fecha de inscripción : 09/12/2010

MensajeTema: Re: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Julio 6th 2011, 03:29

maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33

maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33 maas. <33
Volver arriba Ir abajo
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*   Hoy a las 17:27

Volver arriba Ir abajo
 
Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 4.Ir a la página : 1, 2, 3, 4  Siguiente
 Temas similares
-
» Porque me amaste...Nick y tu (un poco hot) [Adaptación] *TERMINADA*
» Patito Feo [Nick y tú] Adaptación -Terminada-
» Te conoci por internet y me enamore de ti (nick y tu) un poco hot
» ENAMORADA DE MI TUTOR (NICK Y TU) ADAPTADA!!HOT,DE TODO UN POCO TERMINADA!!!
» Que daria porque me vieras (Nick & tu) TERMINADA

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Jonas Brothers Venezuela Foro Oficial :: Webnovelas/Fics :: Jonas Brothers: Fan ficts :: HOT-
Cambiar a: