Aqui fanaticas y fanaticos de los Jonas Brothers en Venezuela y como en otros paises.. da click y unete al mundo de la diversion Jobromania
 
ÍndicePortalRegistrarseConectarse
¿Quieres participar en la nueva imagen del foro? Ingresa AQUI y deja tu comentario

Comparte | 
 

 DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
Ir a la página : Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6  Siguiente
AutorMensaje
Stephy D' Jonas
Super Fan De Los JoBros!
Super Fan De Los JoBros!


Cantidad de envíos : 3596
Edad : 21
Localización : ¡Donde los sueños me lleven! {Venezuela - Jonasland - Australia}
Fecha de inscripción : 24/11/2009

MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Julio 10th 2010, 12:45

WOOOOOWWW
siguelaaaaaaaaaaaaaaa
estuvo fabuloso
el capiiiiiiiiiiiiiii
siguelaaaaaaa
diosssssss
que pasara¿?
jajajajaj
siempre yo y mis excusas para ver a nicholas
jajajajajajja
siguelaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa
Volver arriba Ir abajo
daniela_n_j
Forista!


Cantidad de envíos : 79
Edad : 24
Fecha de inscripción : 06/06/2010

MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Julio 10th 2010, 13:54

— ¿Es esto lo que estás buscando? —le preguntó ____(tu) mientras le mostraba la cartera—. La encontré en el suelo de mi coche.
—Es exactamente lo que estaba buscando —replicó. Abrió la cartera y sacó una tarjeta con la que abrió la puerta directamente—. Gracias… No, no te marches —añadió, al ver que ella hacía ademán de volver a meterse en el ascensor—. Entra a tomarte una copa conmigo.
—No, no puedo. No he subido para eso.
—Debería haber sido la razón principal —dijo él observándola con intensidad—. ¿Por qué estamos los dos intentando que esto no ocurra?
____(tu) no tuvo que preguntarle a qué se refería porque ya lo sabía. Desde el momento en el que lo vio, sólo había podido pensar en él. Sólo pensar que existía la posibilidad de que jamás volviera a verlo a pesar de que no lo conocía le disgustaba profundamente. Se sentía atraída a él como el hierro al imán y le resultaba imposible hacer nada para contener esa atracción.
— ¡Porque es una locura! —exclamó ____(tu) dando un paso atrás.
Nickolas le agarró la muñeca con una mano y la hizo entrar en su apartamento.
—No quiero permanecer aquí fuera hablando —susurró—. Todos nuestros movimientos están siendo grabados por cámaras de seguridad —explicó.
Encendió las luces del apartamento para iluminar un enorme vestíbulo de suelos de mármol y una hermosa mesa de cristal con una escultura de bronce encima. Lo que veía a su alrededor parecía el interior de una revista de decoración y eso la ponía muy nerviosa.
— ¡Mira cómo vives! —exclamó ella señalando a su alrededor—. Eres banquero. Yo soy una camarera. Es como si fuéramos habitantes de planetas diferentes.
—Tal vez esa novedad sea parte de la atracción y, ¿por qué no? —Dijo él, agarrándole también la otra muñeca—. No quiero que te marches…
Comenzó a frotarle suavemente la muñeca con las yemas de los dedos. Cuando ella lo miró, supo que había cometido un error fatal. Ya no podía pensar y mucho menos respirar. Aunque no quería marcharse, en su vida casi nunca corría riesgos de ninguna clase. Había aprendido que los costes de ser otra cosa que una mujer sensata y cauta eran demasiado altos y dolorosos.
—Me aterroriza sentirme así —confesó.
—Tú me haces sentirme más vivo de lo que me he sentido en años… Eso no es motivo de miedo, sino de celebración…
A ____(tu) le turbó profundamente que él estuviera describiendo exactamente lo que ella también estaba sintiendo. De algún modo, hacía que su reacción para con él resultara más aceptable y esto la ayudaba a dejar de escuchar la voz de su conciencia. La energía sensual se había desatado por completo en ella y le recorría todo el cuerpo, tensándole los pezones y llenándole la entrepierna de un calor líquido en una tormenta de poderosas sensaciones físicas que la volvían completamente loca. Entonces, Nickolas se inclinó sobre ella y la besó apasionadamente.
____(tu) contuvo el aliento. Tanta urgencia era precisamente lo que deseaba su cuerpo. Sintió que él le quitaba el abrigo. Era como si estuviera pegada al musculoso cuerpo de Nickolas . Los senos se aplastaban contra el fuerte tórax y los labios se separaban para dar la bienvenida a los eróticos movimientos de la lengua de él en la boca.
Al notar cómo ella respondía, Nickolas se echó a temblar. Le bajó las manos a las caderas y la levantó hacia él. ____(tu) le rodeó el cuello con los brazos y le devolvió el beso con idéntico fervor.
— ¿No quieres una copa? —le preguntó él.
—No si significa que vas a dejar de besarme —le dijo ____(tu) mientras le hundía los dedos en el cabello para abrazarse a él. Tenía la misma sensación de gozo que cuando creaba un nuevo diseño sobre su torno de ceramista, la misma gloriosa convicción de que lo que estaba haciendo era lo adecuado.
—No puedo parar —gruñó Nickolas deslizándole los labios sobre el esbelto cuello en una serie de rápidos y excitantes besos que hicieron que ella gimiera de placer. Cuando le acarició el paladar con la lengua, ____(tu) tembló violentamente—. Quédate conmigo esta noche…
Al principio, la sorpresa y la desolación se apoderaron de ella. Pudo librarse de la cárcel de la sensualidad el tiempo suficiente como para plantearse rechazar esa invitación. No eran adolescentes besándose en el portal de una casa. Tal vez ella podría ser mucho menos experimentada que muchas jovencitas, pero sabía que lo que ocurriera a continuación era básicamente decisión suya. Pensó en apartarse de él, desearle buenas noches y asumir que, probablemente, no lo volvería a ver. La piel se le heló con ese pensamiento. Lo abrazó con fuerza. Nunca antes se había sentido así con respecto a un hombre y no estaba segura de que le gustara.
—Pero yo sólo soy una camarera…
—No importa. No importa nada… Lo que importa es quién eres cuando estás conmigo.
____(tu) levantó la mirada y se quedó atrapada por una sonrisa que le aceleró el corazón e hizo girar su mundo como si se tratara de un terremoto. De repente, ser sensata y cuidadosa no tenía atracción alguna para ella. Nickolas la hacía querer ser osada, la clase de mujer que inspiraba a los hombres actos de locura…
—Me quedaré…
El la abrazó con fuerza y, por el modo tan apasionado en el que la besó, no dejó ninguna duda de que estaba completamente de acuerdo con su decisión. ____(tu) sintió la erección de Nickolas contra su cuerpo y se echó a temblar. El efecto que tenía sobre él la intimidaba y la excitaba a la vez. Nickolas era tan hombre en comparación con los muchachos a los que ella había estado acostumbrada. La llevó a una habitación que se encontraba iluminada solamente por la luz de la luna. Entonces, se sentó sobre la cama y la colocó a ella entre sus piernas abiertas.
—Ahora estás a mi nivel, por lo que será mucho más fácil besarte —susurró. Le soltó el cabello e hizo que la espesa melena de rizos castaños le cayera sobre los hombros—. Tienes un cabello muy hermoso…
—Es demasiado abundante y, además, está demasiado rizado.
—A mí no me lo parece, querida —musitó él. Comenzó a acariciarle posesivamente el cuerpo. Con los pulgares, le rozó los protuberantes pezones, que se veían a través de la fina blusa de algodón—. Y también tienes un cuerpo muy hermoso…
El intenso deseo que recorría a ____(tu) estaba alcanzando niveles de impaciencia. Se inclinó hacia delante y rozó los labios de él con los suyos de una manera experimental mientras le iba quitando la corbata de seda. Entonces, le miró a los ojos, que estaban oscuros como el ébano por el deseo y tan insoldables como la noche.
—Espero que esto no sea un error —musitó ella, consciente de que estaba arriesgándose mucho con él al arrojar la cautela a los cuatro vientos.
Nickolas se quitó la chaqueta y la besó apasionadamente, hasta dejarla prácticamente sin aliento.
—Nada que es tan bueno como esto podría ser un error —afirmó.
____(tu) se preguntó si él se sentiría del mismo modo por la mañana. También se preguntó cómo se sentiría ella, pero, mientras las hábiles manos de Nickolas la acariciaran le resultaría imposible pensar en el futuro. El le desabrochó la cremallera de la falda y se la bajó. Tras quitársela, comenzó a desabrocharle con idéntica rapidez los botones de la blusa, para despojarla de ella con idéntica rapidez. La facilidad con la que la estaba desnudando sugería un nivel de sofisticación que la ponía nerviosa. Los pechos sobresalían de las copas del sujetador y él se los moldeó con un masculino gruñido de apreciación. Entonces, con los dedos, torturó los pezones y luego pasó a estimularlos con la boca y lengua.
____(tu) se estaba viendo envuelta por una serie de sensaciones tan ajenas a ella que tuvo que contener un gemido de placer. El poder de lo que estaba sintiendo era abrumador. Tenía la piel cubierta de sudor y el corazón le latía tan fuerte como una taladradora. Además, sentía dolor entre las piernas. Se sentía completamente desesperada por poder tocarlo, pero él no le daba la oportunidad. Entonces, la tumbó en la cama y se levantó inmediatamente para terminar de desnudarse…




SIENTO TENER QUE DEJARLA AY PERO E TENIDO UN
PROBLEMA CON EL PC MIL PERDONES…..
BESOSSSS….
Volver arriba Ir abajo
Stephy D' Jonas
Super Fan De Los JoBros!
Super Fan De Los JoBros!


Cantidad de envíos : 3596
Edad : 21
Localización : ¡Donde los sueños me lleven! {Venezuela - Jonasland - Australia}
Fecha de inscripción : 24/11/2009

MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Julio 10th 2010, 14:08

OMG
que capiiiiiiiiiiiii
como la dejas ahiiiiiiiii
quieres morir cierto¿?
porque eso es lo que esta buscando cuando cortas los capiiis
en la parte mas interesante
siguelaaaaaaaaaaaaa
esta buena la novel
la amoooooooo
es demaciado buenaaaaaa
siguelaaaaaaaaaaaa
dios que capiiiiiiiii
plis
plis
plis
plis
plis
siguelaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa
Volver arriba Ir abajo
andreinarg jonas
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1184
Edad : 21
Localización : con nickk y joee para toda la vida hasta que la muerte nos separe
Fecha de inscripción : 19/06/2009

MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Julio 10th 2010, 20:23

siguelaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa
Volver arriba Ir abajo
daniela_n_j
Forista!


Cantidad de envíos : 79
Edad : 24
Fecha de inscripción : 06/06/2010

MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Julio 11th 2010, 14:35

Con la boca seca, ____(tu) observó cómo Nickolas se desnudaba. Jamás había visto un cuerpo de hombre que pudiera aspirar a la belleza del de Nickolas Su constitución física era perfecta, desde el fuerte torso, el liso y duro vientre hasta los largos y poderosos muslos.
También tenía una gran erección. Al verla, los ojos de ____(tu) se abrieron un poco más y el rostro se le cubrió de un intenso rubor, dado que aquella parte del cuerpo de Nickolás era mucho más grande de lo que había esperado. Ese descubrimiento le provocó una ligera incertidumbre por su virginidad. Por primera vez, deseó ser más experimentada.
Nickolas volvió a reunirse en la cama con ella. ____(tu) le colocó las manos sobre los potentes pectorales y acarició los rizos que le cubrían el pecho y que se transformaban en una intrigante línea sobre su vientre.
—Demuéstrame que me deseas —le dijo Nickolas
Envalentonada por aquella petición, ____(tu) comenzó a tocarlo por encima boxers. Con una sonrisa pícara introdujo su pequeña mano dentro. Tocó y acarició la firme longitud del sexo, fascinada por su masculinidad y animada por los gemidos de placer que él emitía
Sin embargo, Nickolas no trató mucho en hacerle desistir de sus esfuerzos y volver a tomarla entre los brazos.
—No puedo soportar mucho de eso, querida —confesó.
Entonces, tomó con los labios un suculento pezón, tan atractivo como el terciopelo de color rosa y dividió su atención entre éste y su gemelo. Mientras tanto, los dedos se ocupaban de la húmeda y caliente feminidad de ella. Nickolas llevo uno de sus dedos a la boca de ella saboreándola. Esa imagen fue puro gozo para ____(tu) que le hizo pensar que no iba a poder soportarlo, pero, inmediatamente, su cuerpo se prendió como si fuera un incendio fuera de control. Oleadas de deseo la envolvían por todas partes. Muy pronto, él encontró el centro más sensible y se lo estimuló, con devastadores efectos. Ella se quedó sin aliento, presa de aquel sensual tormento de sensaciones. No podía hablar por la excitación que sentía en aquellos momentos. El cuerpo se le retorcía como si fuera una marioneta en manos de un tiránico maestro. Tenía una tensión atormentadora e insoportable en la entrepierna de la que ansiaba poder liberarse.
—No puedo esperar más —confesó Nickolas
Se tumbó encima de ella y le inmovilizó las manos contra la cama mientras se deslizaba entre sus muslos. La miró fijamente y decidió que jamás había deseado nada o a nadie tanto como la deseaba a ella en aquellos momentos. Jamás había conocido tal intensidad sexual. Con el cabello castaño extendido sobre la almohada y aquellos ojos chocolate brillándole de placer, unido todo al voluptuoso cuerpo y a los labios hinchados por los besos, le pareció que era irresistible.
____(tu) gritó cuando él la penetró con un único movimiento. Era demasiado potente como para encontrar resistencia, por lo que se abrió paso en el interior de ____(tu)
— ¡Te he hecho daño! —exclamó él tras detenerse en seco.
—No, no importa —protestó ella. Se sentía avergonzada y el dolor ya estaba remitiendo porque su cuerpo ya se había ido acostumbrado lentamente al de él. Era maravilloso tenerlo dentro y la pasión volvió a prenderse dentro de ella—. No pares…
Nickolas se quedó atónito al comprender lo que el comportamiento de ____(tu) le estaba diciendo en combinación con su cuerpo. Frunció el ceño.
— ¡Dios mío! ¿Eres virgen?
—Lo era… —replicó ____(tu) , avergonzada.
—Deberías haberme advertido…
—Me pareció que era un tema demasiado íntimo.
Nickolas la miró con incredulidad y, entonces, soltó una carcajada.
—Me haces reír —dijo él. Entonces, le dio un beso sobre la frente y se movió dentro de ella para recordarle su presencia.
Poco a poco, la pasión y el deseo volvieron a prenderse dentro de ella, haciendo que el cuerpo se adaptara rápidamente al dominio al que él la sometía. Se hundió dentro de ella y volvió a retirarse para repetir una y otra vez el tortuoso círculo hasta que ____(tu) comenzó a temblar. Estaba a punto de volverse loca por el urgente deseo que él había desatado en ella. No importaba nada más que la satisfacción que estaba alcanzando y la delirante excitación del ritmo que él imponía. Unos febriles temblores le recorrieron todo el cuerpo. Cuando por fin alcanzó el orgasmo, fue como si el mundo entero se hubiera detenido y la hubiera hecho saltar por los aires. Oleadas de un placer exquisito la envolvieron, llevándola a un éxtasis de puro abandono. Presa de la misma satisfacción, él se echó a temblar y la penetró una última vez, más profundamente.____(tu) levantó las caderas para recibirlo por completo.
A continuación, ella se quedó en un estado de maravilloso sopor por lo que acababa de aprender sobre la sorprendente capacidad de experimentar placer de su propio cuerpo. Quería permanecer despierta, porque jamás se había sentido tan cercana a otro ser humano y le encantaba aquella sensación de intimidad. Sin embargo, nunca se había sentido tan cansada en toda su vida. Nickolas la besó y musitó algo en español.
—No hablo tu idioma.
—Estoy demasiado cansado para hablar en inglés.
—Entonces, no digas nada y duérmete —____(tu) lo abrazó y se acurrucó contra él.
Nickolas la colocó de costado y, a la luz de la luna, vio algo que le llamó la atención en la base de la espina dorsal. ¿Era una cicatriz? Extendió una mano y vio que se trataba de un tatuaje. Eran unos labios muy rojos. Tras apartar la sábana, vio otro en el tobillo. En esa ocasión, era una pequeña hilera de estrellas. Sonrió. Volvió a taparla con la sábana y la acurrucó contra su cuerpo. ____(tu) era completamente diferente de cualquier otra mujer que hubiera conocido. Eso le gustaba. Decididamente, no tenía madera de duquesa, pero era la perfecta candidata para ser su amante.
¿Por qué no? En la cama, era pura delicia y lo deseaba tanto como él a ella. A Nickolas le gustaba mucho el sexo, pero habían pasado muchos años desde la última vez que había podido dar rienda suelta a su libido. La idea de poder tener unos momentos relajantes con una mujer cálida y dispuesta como ____(tu) al final de un largo día en el banco resultaba muy atrayente. Le gustaba que ella lo tratara como si fuera una persona corriente, no como aquellas mujeres con las que solía acostarse que cuando se enteraban del dinero que poseían querian casarse o hasta le inventaban un hijo con tal de retenerlo. Ell era fresca y novedosa y él estaba dispuesto a liberarse de la red de deberes y responsabilidades que lo tenían atrapado. Sólo por una vez, decidió que iba a hacer exactamente lo que quería sin pensar en las consecuencias.
____(tu) se despertó y vio que estaba en una cama desconocida de una habitación igualmente ajena a ella. Aún estaba oscuro, pero la luz rosada del amanecer ya se iba abriendo paso en el horizonte. Al ver la refinada y cara decoración de la habitación, recordó lo que había ocurrido la noche anterior y se quedó rígida. Se había acostado con un hombre del que ni sabía pronunciar ni mucho menos escribir correctamente su nombre. Cuando trató de levantarse, una mano la agarró con fuerza y la obligó a volver a tumbarse.
—No pienses siquiera en marcharte, querida —susurró él—. Sólo son las siete.
—Me está dando mucha vergüenza de todo esto —musitó ella—. Ni siquiera tengo un cepillo dientes.
Nickolas tuvo que contenerse para no soltar la carcajada ante aquel comentario
Volver arriba Ir abajo
daniela_n_j
Forista!


Cantidad de envíos : 79
Edad : 24
Fecha de inscripción : 06/06/2010

MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Julio 11th 2010, 14:36

—Yo tengo uno de sobra. Pediré el desayuno. Me gustaría hablar de algo contigo.
Lo único que ____(tu) quería era tener una varita mágica que, con sólo agitarla una vez, pudiera transportarla de nuevo a su dormitorio. Vio que su ropa estaba desperdigada por el suelo. «Soy una zorra», pensó, sin poder evitarlo.
Nickolas estaba hablando por teléfono en español a toda velocidad. Parecía alguien acostumbrado a dar órdenes. Sin embargo, ¿qué sabía ella sobre él? ¿Que era guapo? ¿Caballeroso? ¿Fantástico en la cama? ¿Que no le gustaba el frío? ¿Que era viudo? Bueno, ese último detalle sí que revelaba algo sobre su carácter. Había estado preparado para comprometerse con alguien y se había casado a una edad razonablemente temprana, lo que no era muy usual.
—Utilizaré el cuarto de baño de al lado —dijo él.
A ese listado de atributos,____(tu) añadió uno más: el tacto. Sin volver la cabeza, ella esperó hasta que oyó que la puerta se cerraba antes de salir de la cama. Entonces, recogió su ropa y se metió en el cuarto de baño que había dentro del dormitorio.
Tenía el cabello como si hubiera metido los dedos en un enchufe. Lanzó un grito de horror y empezó a buscar por los cajones del armario el cepillo de dientes que él le había prometido. La ducha funcionaba con un programador digital, por lo que ella no pudo averiguar cómo se utilizaba y tuvo que conformarse con lavarse en el lavabo lo mejor que pudo. Mientras se vestía, se dio cuenta de lo mucho que le dolía el cuerpo.
Recordaba vagamente que, durante la noche, se había vuelto a despertar y había vuelto a hacer el amor con Nickolas Ella había empezado, pero él había desplegado inmediata, pero lentamente, sus artes de seducción tan hábilmente que ____(tu) tuvo que gritar su nombre. Mientras trataba de arreglarse el cabello, se arrepintió profundamente de tanta audacia.
Salió del cuarto de baño cuando ya no le quedó más excusa. Sólo sabía una cosa. Si hubiera tenido la oportunidad de dar marcha atrás, habría elegido a pesar de todo quedarse con él y experimentar todo lo ocurrido la noche anterior.
Desde el comedor se disfrutaba de una espléndida vista del Támesis. Allí, había un camarero con un carrito sobre el que llevaba una amplia selección de alimentos. ____(tu) se quedó atónita. Miró a Nickolas que estaba junto a la ventana. Iba vestido con un traje de raya diplomática hecho a medida para él. Estaba muy guapo, aunque su apariencia resultaba fría y distante. ____(tu) experimentó una extraña sensación en el estómago, como si presintiera una amenaza. No sabía cómo comportarse ni qué decirle.
Con un gesto de la cabeza, Nickolas le indicó al camarero que se marchara. ____(tu) se sonrojó y trató por todos los medios de evitar mirarlo a él al rostro. Se secó las manos contra la falda. Resultaba evidente que a él le resultaba muy fácil darle órdenes a la gente. Nunca antes había sido tan consciente de pertenecer a la clase baja como lo fue entonces, ataviada con sus ropas de camarera mientras él ordenaba a otra persona de esa misma profesión que se marchara con un simple movimiento de cabeza.
Como tenía mucha hambre, se sirvió cereales y comprobó que el apartamento era mucho más lujoso de lo que había creído en un primer momento. Se sintió más fuera de lugar que nunca.
—Anoche… —dijo Nickolas , buscando las palabras adecuadas para poder transmitirle a ____(tu) su oferta—… fue fantástico.
—Hmm…
____(tu) tuvo que limitarse a asentir. Tenía la boca demasiado llena para poder hablar. Además, tampoco habría sabido qué responder a ese comentario. Vestido y a plena luz del día, Nickolas resultaba muy intimidante. Casi no se podía creer que hubiera pasado la noche entre sus brazos.
—De hecho, fue tan increíble que quiero que sigas a mi lado, querida.
____(tu) estuvo a punto de atragantarse con los cereales.
— ¿Que siga a tu lado?
—Llevo una vida muy ajetreada en la que raramente tengo tiempo para divertirme, lo que me parece razón más que buena para querer que formes parte de mi vida. Me gusta tu actitud alegre y necesito relajarme más. Los dos tenemos algo que el otro necesita. Sería un intercambio que nos beneficiaría a los dos. Tú disfrutarías de seguridad económica para llevar a cabo tu ambición de ser ceramista y yo estaría encantado de poder ayudarte.
— ¿Qué diablos estás tratando de decirme?
—Que estaría dispuesto a comprarte un lugar adecuado para que pudieras vivir y proporcionarte el dinero suficiente para que éste no fuera nunca más motivo de preocupación para ti. No tendrías que volver a trabajar como camarera. Yo cubriría todos tus gastos. Sería para mí un placer hacerlo.
____(tu) lo miró fijamente. El corazón le latía con tanta fuerza que parecía que lo tenía atrapado en la garganta.
— ¿Y por qué te ofreces a comprarme un lugar donde vivir? ¿Por qué quieres pagar mis facturas? ¿Exactamente qué clase de relación me estás ofreciendo?
—Quiero que seas mi amante y que permanezcas en mi vida como tal. Entre las bambalinas de mi vida en vez de en el escenario, si prefieres expresarlo así. Sin embargo, serías muy importante para mí.
Mientras él le explicaba su objetivo, ____(tu) fue palideciendo poco a poco para luego, de repente, ruborizarse completamente. La ira se apoderó de ella. Los ojos se le llenaron de fiera incredulidad. Dio un golpe sobre la mesa con los puños cerrados y se levantó inmediatamente.
— ¡Eres una rata arrogante y condescendiente! —le espetó—. ¿Tu amante? ¿Qué se supone que fue la noche anterior? ¿La entrevista de prueba para el puesto? ¡Ni siquiera tienes derecho a sugerirme una cosa así!
—No es necesario que insultes para responderme —le censuró Nickolas con gran frialdad—. En mi mundo, este tipo de relaciones entre hombres y mujeres con habituales y están aceptadas por todos.
— ¡En el mío no!
Sabía que, si él se lo hubiera pedido, no habría dudado ni por un instante en volver a verlo. Sin embargo, Nickolas había preferido poner un caro precio a su relación. Ese hecho le había dolido como si le hubiera clavado un cuchillo.
—Es imposible que seas tan ingenua…
Nickolas jamás había estado con una mujer que no quisiera beneficiarse de algún modo por estar con él. Incluso cuando era un adolescente había sido el objetivo de elaboradas estratagemas femeninas diseñadas para atraer su interés y así poder atraparlo. La riqueza era un atractivo muy poderoso. Había aprendido desde muy joven que se le ofrecía el sexo con la esperanza de que el hecho de compartir su cama fuera acompañado de una cierta generosidad económica. Era cierto que había mujeres que no querían su dinero, sino que buscaban un reconocimiento social que conseguirían al casarse con él y poder utilizar su apellido y linaje para acceder al estrato más exclusivo y privilegiado de la sociedad española.
—Escúchame. Yo no necesito a nadie más que a mí misma para poder hacer que mis sueños se hagan realidad. ¡Ciertamente, no necesito que ningún hombre me mantenga ni lo necesitaré jamás! Me las arreglo muy bien sola…
—Eres capaz de ser algo más que una simple camarera… Eres increíble en la cama.
— ¡Y también mucho más que ser simplemente tu amante! Por muy bajo que caiga en la vida, puedes estar seguro de que jamás estaré lo suficientemente desesperada como para tragarme mi orgullo y venderme a ti.
—Si le quitamos el discurso melodramático, ¿significa eso que me estás diciendo que no?
—Así es. Y ahora, creo que es hora de que me vaya de aquí —replicó ella. Tenía la voz entrecortada y los ojos llenos de lágrimas— ¿Cómo has podido humillarme con una oferta tan despreciable como ésa? ¡No tengo ningún interés en ser el oscuro secretillo de tu vida!
—No sería así entre nosotros. Sólo quiero tenerte cerca…
— ¡Y de qué manera! Yo jamás sería tu igual. Te enorgulleces mucho de creerte superior a los demás, ¿verdad? Sin embargo, yo no soy ningún juguete que tú puedas comprar para entretenerte en tu tiempo libre. ¿Cómo has podido atreverte a pensar que podría aceptar algo así?
Afrontado por aquel ataque verbal, Nickolas se puso de pie y la miró con los ojos llenos de ironía.
—Anoche parecías estar muy contenta conmigo. ¿Acaso te traté como a un juguete?
Las mejillas de ____(tu) comenzaron a arder como el fuego.
—Lo de anoche ocurrió anoche. No sabía entonces qué era lo que estabas pensando. Me gustabas hasta que empezaste con esta conversación.
— ¿De verdad? Yo habría dicho que tú me deseabas del mismo modo que yo te deseaba a ti. Aún sigo deseándote. ¿Puedes cambiar tan fácilmente?
Tensa como la cuerda de un arco, ____(tu) se volvió para mirarlo. Sabía que no le resultaría fácil olvidar una pasión que había resultado ser tan adictiva.
—Sí —mintió ella—. Claro que puedo. ¡Y también soy una persona a la que no le resulta fácil perdonar!
s____(tu) e dirigió hacia el vestíbulo donde había visto su abrigo sobre una silla. Acababa de agarrarlo cuando él se lo quitó de las manos y lo extendió cortésmente para que ella se lo pusiera.
—Puedes ser realmente ofensivo en tus comentarios, pero tus modales son exquisitos —le espetó ____(tu) mientras metía los brazos en las mangas y se daba la vuelta para mirarlo. Edward aprovechó aquel momento para meterle una tarjeta en el bolsillo de la blusa blanca que ella llevaba puesta.
—Se trata de mi número de teléfono privado. Para cuando te des cuenta de lo que estás dejando pasar.
—Te aseguro que ese momento no llegará nunca. Estoy escapando de un hombre sacado de la Prehistoria porque sigue pensando que está bien tratar a las mujeres como objetos sexuales.
Nickolas agarró el rostro con una mano y le dio un profundo y sensual beso en los labios, que encendió el fuego dentro de ella y la hizo echarse a temblar.
—Te aseguro que vendrás corriendo a buscarme. No podrás conseguir lo que quieres tú sola, gatita. No te dejaré marchar tan fácilmente. Te lo prometo.
Nickolas no tenía su número de teléfono ni sabía dónde vivía, por lo que no le preocupaba que pudiera ir a buscarla. Se dirigió hacia el ascensor sintiéndose ligeramente a la deriva. No obstante se negó a seguir pensando en lo ocurrido y centró su pensamiento en asuntos mucho más prácticos cuando descubrió que su coche tenía una multa de aparcamiento. Esa clase de multas eran muy elevadas y ella, como siempre, no tenía dinero. Con un profundo sentimiento de frustración, se marchó en su coche.
Nickolas llamó a su equipo de seguridad para que la siguieran. No iba a dejarla escapar tan fácilmente. Cuanto más se resistía ella, más la deseaba. Era única. No iba detrás de su dinero ni de su prestigio social, pero lo deseaba profundamente. Sólo como hombre. De eso no le cabía la menor duda. Sonrió. La recordó en la cama la noche anterior. Lo había despertado con mucho cuidado. Con suave boca había comenzado a besarlo en el hombro y en el pecho para ir bajando poco a poco a lugares más sensibles. Nickolas recordaba el modo en el que se había reído cuando se equivocó y la gloria del placer que ella le había proporcionado cuando él le enseñó cómo hacerlo bien. No iba a dejar que ella se marchara de su vida así como así. ____(tu) era su descubrimiento, su creación.
Sólo cuando ella se hubo marchado y él se dirigía a su limusina para ir al banco se dio cuenta de que la noche anterior había cometido un desliz imperdonable. No había utilizado preservativo con ella y, teniendo en cuenta su falta de experiencia, resultaba poco probable que ____(tu) estuviera utilizando algún tipo de anticonceptivo. Lanzó una maldición en español. No obstante, teniendo en cuenta que había sido incapaz de concebir un hijo durante los cinco años de su matrimonio, era bastante improbable que pudiera haber algún riesgo de que hubiera dejado a ____(tu) embarazada…



ESPERO QUE LES GUSTE Y LO SIGAN..
SI VEO QUE A NADIE LE GUSTA LA CANCELARE..
SI NO SOY BUENA EN ESTO NO SEGIRE..
ESPERO BUESTRA OPINION…

Volver arriba Ir abajo
Stephy D' Jonas
Super Fan De Los JoBros!
Super Fan De Los JoBros!


Cantidad de envíos : 3596
Edad : 21
Localización : ¡Donde los sueños me lleven! {Venezuela - Jonasland - Australia}
Fecha de inscripción : 24/11/2009

MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Julio 11th 2010, 16:09

WOW
sin palabras.....
estuvieron increiblemente fabulosos los caps....
me encantaron....

ni se te ocurra cancelar la novela....
o dalo por hecho que moriras....
jajajajajja
una mentirilla piadosa pero al igual una advertencia de lo que podria ocurrir
siguelaaaaaaa
todo estuvo fabuloso....
nick es un atrevido como me puede pedir que sea su amante...¿?
en que estaba pensando....
pero igual
me seguirira gustando...
jjajjajajajaja
muy masoquista yo
siguelaaaaaaaaaaaaaaa
Volver arriba Ir abajo
K2Mrpresidentedanger
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1289
Localización : ConMi Sepsi! novio Kevo y mis cuñadithos Nicky y Joe ;) :baba:
Fecha de inscripción : 28/06/2010

MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Julio 11th 2010, 16:20



siguelaa siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela
siguelaa siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela
siguelaa siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela
siguelaa siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela
siguelaa siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela
siguelaa siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela
siguelaa siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela
siguelaa siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela
siguelaa siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela
siguelaa siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela
siguelaa siguela siguela siguela siguela siquela siguela siguela siguela siguela siguela


sigu

siguelaa siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela
siguelaa siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela
siguelaa siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela
siguelaa siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela
siguelaa siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela
siguelaa siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela
siguelaa siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela
siguelaa siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela
siguelaa siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela
siguelaa siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela siguela
siguelaa siguela siguela siguela siguela siquela siguela siguela siguela siguela siguela


siguelaa siguela siguela siguela siguela siquela siguela siguela siguela siguela siguela

elaa siguela siguela siguela siguela siquela siguela siguela siguela siguela siguela


Volver arriba Ir abajo
Nick'sFirstLady
Amiga De Los Jobros!


Cantidad de envíos : 479
Edad : 22
Localización : Argentina
Fecha de inscripción : 04/06/2010

MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Julio 11th 2010, 21:10

Me encantoooo!!!!!




Please seguilaaa!!!!



Me muero por saber como sigue!
Volver arriba Ir abajo
paulovenick
Me Gustan Los Jonas!


Cantidad de envíos : 180
Edad : 24
Fecha de inscripción : 02/02/2010

MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Julio 11th 2010, 23:00

nueva lectora ...
demaciado nuena tu nove la ame
me dejaste muy metidaa ahhhh!!!
te juro q eres una de las pocas escritoras que ha llenado
un beso sube rapidooo:D



sigueeeee!!!....
Volver arriba Ir abajo
kary jonas
Comprometida Con...


Cantidad de envíos : 785
Edad : 24
Localización : mexico
Fecha de inscripción : 07/06/2010

MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Julio 12th 2010, 01:13

qe malvado nick
ay nop me qede toda
en shock cuando hizo esa propuesta
jajajajaja
siguela por fa =)
y no la canceles
esta super buena
ni se te ocurra pen
sar
qe no nos gusta
Volver arriba Ir abajo
andreinarg jonas
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1184
Edad : 21
Localización : con nickk y joee para toda la vida hasta que la muerte nos separe
Fecha de inscripción : 19/06/2009

MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Julio 12th 2010, 05:18

siguelaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa
Volver arriba Ir abajo
almustyles
Amiga De Los Jobros!


Cantidad de envíos : 452
Edad : 17
Localización : Enganchada a la boca de Nick y Joe. Madrid,España
Fecha de inscripción : 03/07/2010

MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Julio 12th 2010, 09:49

Es un poco malvado Nick,pero a mi me va ese rollo.
Siguela,xfiiiii.
Me encanta. Es como si fuera mi droga.
Mas bien,Nick es mi droga.
Volver arriba Ir abajo
llollzz
Vecina De Los Jonas!


Cantidad de envíos : 307
Edad : 22
Localización : santo domingo , Rep. dominicana
Fecha de inscripción : 27/12/2009

MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Julio 12th 2010, 11:23

mE Encantahh Tu nove!!!!! Very Happy
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
ShIIIgueeeeLaaaah
Volver arriba Ir abajo
daniela_n_j
Forista!


Cantidad de envíos : 79
Edad : 24
Fecha de inscripción : 06/06/2010

MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Julio 12th 2010, 13:59

Mientras trataba de escuchar el largo discurso de uno de los directivos más antiguos del banco, Nickolas se dejó llevar por una ensoñación erótica.
A medida que el discurso se iba alargando, Nickolas iba añadiendo detalles y más detalles a la fantasía. Se imaginaba a ____(tu) completamente desnuda bajo el cálido sol de España. Sus turgentes y blancos senos coronados por rosados y erectos pezones que brillaban por el champán que él estaba derramando y lamiendo. Estaba recordando el brillo del cabello rizado de ella sobre el vientre de él y la aterciopelada gloria de su boca…
— ¿Señor Miller?
Nickolas apartó inmediatamente aquellas seductoras imágenes que había elaborado una imaginación que él no sabía que poseía. Aunque su cuerpo estaba caliente e incómodo por la necesidad sexual, se olvidó completamente de todo en un abrir y cerrar de ojos y se centró en los negocios.
— ¿Quiere que le dé mi opinión? ¿En un par de palabras? Póngase duro. No acepte ningún tipo de excusas por mala gestión. Despida al equipo de dirección. Han tenido su oportunidad y la han echado a perder. Déle esa oportunidad a empleados más ambiciosos —le aconsejó Nickolas sin dudarlo ni un segundo.
Con eso, dio por terminada la reunión con la eficacia que lo había convertido en una leyenda en círculos financieros.
Seguido de cerca por su pequeño ejército de asistentes y con la cabeza muy alta, Nickolas salió al pasillo. Estaba ardiendo por las ensoñaciones eróticas que se habían atrevido a nublar su concentración en momentos inapropiados de su día laboral. El sexo jamás había sido tan bueno. Nunca. Ni tan salvaje ni tan apasionado. Posiblemente podía ocurrir también que hubiera esperado demasiado para liberar las necesidades naturales de su cuerpo y la energía acumulada durante un año de celibato seguía atormentándolo para que la liberara.
Por ello, decidió utilizar uno de los muchos números de teléfono que le habían dado desde la muerte de Alejandra Salió a cenar con una hermosa divorciada rubia que se había mostrado muy dispuesta siempre que la había visto. Desgraciadamente, descubrió que su libido no se manifestaba adecuadamente frente a los atractivos de la rubia. Seguía deseando a ____(tu) y le parecía que no le serviría ninguna otra mujer.
Decidió no preocuparse por ello. Había tenido a muchas mujeres en el pasado antes de casarse. Lo de sentar la cabeza había terminado para siempre. La vida era muy corta. El sexo era sólo sexo y él era un hombre joven y saludable. No había nada de malo en la búsqueda del placer. Además, tenía la excusa perfecta para buscar de nuevo a ____(tu) : debía comprobar que no había habido consecuencias de la noche que habían pasado juntos.
____(tu) lanzó un gruñido de frustración cuando sacó sus creaciones del horno eléctrico. Se habían pegado varias piezas a la bandeja porque se había excedido con el esmalte. Al intentar retirarlas, las piezas se rompieron. Más roturas innecesarias. En los últimos días, había cometido una buena serie de caros errores mientras trabajaba.
Sus sentimientos seguían corroyéndola por dentro. Aún seguía enfadada consigo misma por haberse acostado con Nickolas . Conocerlo y caer víctima de sus encantos la había obligado a aceptar que tenía más en común con su madre biológica, Annie, de lo que le habría gustado. Su madre se había dejado llevar por sus impulsos con hombres a los que jamás se había tomado la molestia de conocer. Igual que ella.
La actitud de Nickolas a la mañana después había sido la máxima humillación. Le había entregado su cuerpo a un hombre que quería una mujer mansa a la que encerrar en una jaula para tener con ella gratificación sexual siempre que quisiera. Ni la había respetado ni la había apreciado. ¿Acaso podía caer más bajo?
Estaba en la cocina haciendo café cuando sonó el timbre de la puerta. Tras limpiarse las manos sobre el mono que llevaba puesto, fue a abrir.
Al ver a Nickolas en el umbral se quedó completamente atónita. Tampoco pudo hablar. Bañado por el sol de primavera y el maravilloso cabello cobrizo alborotado por la brisa, su hermoso rostro presentaba un aspecto completamente arrebatador.
— ¿Puedo entrar? —le preguntó él. ____(tu) estaba muy pálida. El shock que le había producido la repentina aparición de Nickolas era palpable.
—¿Por qué? ¿Qué es lo que quieres? —le espetó ella.
—Verte. ¿Qué otra cosa podría querer?
____(tu) lo dejó pasar tan sólo porque no quería discutir con él en la puerta de la calle. Nickolas no tenía derecho alguno a acudir a su casa. Se sentía acosada y le resultaba imposible pensar. Cuando vio el imponente coche que había aparcado frente a su casa, se quedó boquiabierta.
— ¿Es tuya esa limusina?
—Sí —respondió él antes de dejarle a ____(tu) en las manos la cubitera que llevaba—. Me pareció que podríamos tomarnos una copa juntos.
Sin saber qué decir, ____(tu) observó la botella que había dentro de la cubitera. Vio que se trataba de un champán muy caro. El mejor.
—Es mediodía.
La miró profundamente a los ojos. Aquel cruce de miradas provocó en ella una extraña sensación en el estómago. Durante un terrible momento, le resultó imposible controlar su cuerpo y los recuerdos que tanto se había esforzado en suprimir de la memoria. Sin embargo, allí estaba él, en persona. De repente, lo único que ella pudo recordar fue el peso de Nickolas sobre ella, el ardor con el que la poseyó y la salvaje excitación de aquel encuentro.
—Te invito a comer, querida.
—No, estoy cociendo… en el horno —replicó ella. Entonces, poseída por un repentino ataque de vanidad, dejó el cubo de hielo sobre el suelo y comenzó a quitarse el mono.
Nickolas cerró la puerta. Ver aquella vivienda tan poco acogedora le había chocado profundamente.
—Así que es aquí donde vives —comentó, señalando el oscuro pasillo, que no era más que un modo de acceder a las habitaciones. Como la ajada fachada, los ajados muebles revelaban una pobreza que él jamás había conocido.
— ¿Cómo demonios has descubierto dónde vivo? —le preguntó .____(tu) Abrió la puerta de su dormitorio y entró, pero sólo porque se sentía atrapada en un espacio tan pequeño como el del pasillo con un hombre tan alto y corpulento como Nickolas . El salón era el espacio privado de Jacob y, además, siempre lo tenía lleno de piezas de motor, de revistas de motos y de latas de cerveza.
Nickolas inmediatamente vio su personalidad en el brillante colorido de la habitación. Un loro de arcilla multicolor adornaba la pared junto a un biombo chino. La cama estaba cubierta con una colcha de seda de color azul brillante. Las tablas del suelo estaban pintadas de blanco. Un jarrón con forma de cebolla y un brillo iridiscente le llamó la atención.
— ¿Lo has hecho tú?
Ella sonrió. Al ver cómo se le iluminaba el rostro con aquel maravilloso gesto de alegría, Nickolas estuvo a punto de tomarla entre sus brazos y besárselos. Respiró profundamente para controlar a su rebelde cuerpo y observó cómo ella se quitaba unas zapatillas planas para ponerse unos zapatos de tacón alto que sólo consiguieron acentuar la excentricidad de su atuendo. Su devoradora mirada volvió a centrarse en las estrellas que ella llevaba tatuadas en un tobillo. Iba ataviada con un vestido floreado ceñido a la cintura con un grueso cinturón. Aunque él jamás habría considerado que aquel atuendo fuera de su gusto, le pareció que ella tenía un aspecto muy sexy.
—Aún no me has dicho cómo has descubierto dónde vivo.
—Es cierto. Hice que te siguieran aquí aquella mañana…
—¿Que hiciste qué?
—Ya te dije que no estaba dispuesto a perderte, gatita.
—¿Y quién me siguió?
—Mi equipo de seguridad.
—¿Tan rico eres? —susurró .____(tu) Estaba asombrada.
—Digamos que no pasaré hambre nunca. Cuando veo cómo vives, siento más deseos que nunca de cuidar de ti.
—Sólo los niños necesitan que se les cuide.
—O las mujeres muy hermosas —replicó él. Extendió las manos y las colocó encima de los hombros de____(tu) para atraerla hacia él.
—Yo no quería volver a verte. Creo que te lo dejé bastante claro.
Nickolas la arrinconó contra la pared. Al sentir la mirada de aquellos ojos, del color de las esmeraldas, ____(tu) notó que le costaba respirar. La masculinidad de Nickolas resultaba abrumadora. Los pezones se le irguieron bajo el vestido y sintió un erótico hormigueo en la entrepierna.
—Dios mío… Eres una pequeña mentirosa. Claro que querías volver a verme y, en estos momentos, estás ardiendo por mí.
—Veo que tienes una opinión muy buena sobre ti.
— ¿Y por qué no? ¿Acaso no me diste buenos motivos aquella noche? —murmuró él contra una de las sienes de ____(tu)
—No quiero hablar de eso…
—Supongo que suponías que nos iba a costar un poco hablar en el dormitorio, ¿verdad, querida?
Entonces, con un gruñido de impaciencia, Nickolas la levantó y aplastó los suaves y rosados labios de ____(tu) con devoradora urgencia. Mientras la rodeaba con sus brazos, ella hizo lo mismo con los suyos. ____(tu) sintió que la respiración se le aceleraba en la garganta y que los latidos del corazón le resonaban en el pecho. Se había olvidado de lo bien que él sabía y de la excitación que podía provocar en ella sólo con introducirle la lengua entre los labios. Hizo ese gesto una y otra vez, incendiándola de deseo y remarcando así su dominación sexual.
A ____(tu) jamás se le pasó por la cabeza negarse a lo que él le estaba ofreciendo. Aquellos embriagadores besos destruían sus defensas y devolvían traicioneramente la vida a su cuerpo. Deseaba más. Se dijo que, al cabo de un par de minutos, le diría que se apartara de ella, que se marchara. «Sólo un minuto más», se decía mientras él le moldeaba los pechos con hábiles manos.
Se sentía frustrada por la barrera que suponían las prendas que ambos llevaban puestas. El deseo que tenía de él era como una llama que la atormentaba por dentro. Tal vez por ello, consciente del deseo que estaba provocando en ella, él le metió la mano por debajo del vestido para acariciarle la entrepierna. ____(tu) contuvo el aliento y luego gimió de placer, para terminar separando los muslos y facilitarle el acceso. El poder de su propia respuesta ante las caricias de Nickolas la devastó por completo.
—Veo que me deseas mucho, gatita —susurró él mirándola apreciativamente—. Y tú me haces desearte a ti de un modo que jamás creí posible…
A ella le ocurría lo mismo. No podía sacárselo de la cabeza, ni de día ni de noche. Era como si hubiera contraído una enfermedad para la que no había cura. Nickolas apretó los labios contra la suave piel de detrás de las orejas e hizo que ____(tu) temblara de gozo mientras luchaba contra las capas de ropa para tocarla donde ella más lo deseaba. ____(tu) arqueó la espalda y soltó un grito de profundo placer cuando él encontró la húmeda y caliente hendidura que la hacía responder de aquella manera. Se sentía desesperada por experimentar las caricias de Nickolas y gemía incansablemente mientras se retorcía y gozaba con los sensuales movimientos de los dedos de él. La excitación se iba acrecentando de tal manera que no la podía controlar. Se sentía por completo a merced de exquisitas sensaciones que la hacían tensarse cada vez más.
—Deja de resistirte —susurró Nickolas observando con gozo la pasión que se reflejaba en los rasgos de su rostro y en el abandono de su excitación.
____(tu) no pudo encontrar voz con la que responderle. Hacía mucho que había perdido el control. Entonces, él introdujo un único dedo en la estrecha entrada de su feminidad. Eso fue lo único que ella necesitó. Estalló en mil pedazos con un grito de éxtasis mientras las oleadas de placer se le iban extendiendo por todo el cuerpo. Un segundo después, se quedó atónita por lo que había permitido que ocurriera.
—Antes de que tome tu hermoso cuerpo, debemos tener una conversación, querida —dijo Nickolas —. Iré por el champán.
Frenéticamente, ____(tu) se colocó la ropa mientras su traicionero cuerpo vibraba de euforia sensual. Estaba convencida de que no volvería a mirar a Nickolas a la cara. Había tenido la intención de echarlo y, en vez de eso, había permitido que él le regalara un arrollador orgasmo. Nickolas había prendido una hoguera en su cuerpo y había aplastado su orgullo.
— ¿Tienes copas? —le preguntó él suavemente cuando apareció para colocar la cubitera sobre la cómoda.
—Sé que te estoy dando mensajes contradictorios con mi actitud —replicó ella—, pero no quiero volver a irme a la cama contigo.
Nickolas la observó con una expresión divertida en el rostro. ____(tu) se había sonrojado como una adolescente. Su falta de sofisticación jamás había sido más evidente o más atractiva.
—No estaba pensando en la cama, querida. Tal y como me siento en estos momentos, me vale en cualquier sitio —dijo él, haciendo que s____(tu) e sonrojara aún más—. ¿Tienes copas?
—No, no tengo copas —repuso ella, apartándose todo lo que pudo de él—. ¿De qué querías hablar conmigo?
Nickolas se tensó y respiró profundamente.
—En la noche en la que nos conocimos, yo no utilicé preservativos cuando hicimos el amor. ¿Utilizas tú algún tipo de método anticonceptivo?
____(tu) lo miró fijamente. Las alarmas comenzaron a saltar a su alrededor al tiempo que lo miraba con una mezcla de ira y desolación en los ojos.
—No —admitió—, pero di por sentado que tú sí.
—Me temo que no, pero creo que es bastante imposible que te hayas quedado embarazada —observó Nickolas con voz tranquila y sosegada, lo que enfureció a ____(tu) aún más—. Supongo que aún no sabes nada al respecto, ¿verdad?
—Supones bien y me alegra ver que no has perdido el sueño sobre los riesgos que corriste con mi cuerpo y con mi futuro —le espetó ella, llena de furia—. Sin embargo, yo no me puedo tomar tan a la ligera el hecho de que haya podido quedarme embarazada o esperar que no haya sido así. ¿Cómo has podido ser tan descuidado?
—Creo que los dos fuimos descuidados —le recordó él.
—Tú tienes mucha más experiencia que yo. Yo me encontraba en una situación poco familiar y no se me ocurrió pensar en eso… ¿Cuál es tu excusa?
—Yo no tengo excusas —replicó él—. Cometí un desliz por el que me disculpo. Si hay un problema, nos enfrentaremos a él juntos y yo te apoyaré plenamente. Sin embargo, dudo mucho que eso vaya a ser necesario.
____(tu) se preguntó por qué él estaba tan seguro de que no habría consecuencias. ¿Acaso su vida era tan perfecta que nada le salía nunca mal? Le había hecho el amor tres veces. ¿Es que no se daba cuenta de que ella era una mujer joven y fértil?
— ¡Yo no quiero estar embarazada! —Exclamó ella con vehemencia—. De hecho, la simple idea de poder estarlo me aterroriza…
—El problema es mío también.
—Pero yo no puedo olvidarme de ello tan fácilmente como aparentemente puedes tú. Tal vez porque sé que el mundo no es muy amable con un niño que nace contra los deseos de otras personas, un niño cuya mera existencia resulta ofensiva…
— ¿Qué demonios…? ¿Qué es lo que estás tratando de decirme?
—Soy hija ilegítima, el resultado de la aventura de mi madre con el esposo de otra mujer —le explicó secamente ____(tu) mientras apretaba con fuerza los puños—. Mi madre murió cuando yo tenía nueve años y mi abuela prefirió quedarse con mi hermana antes que hacerlo conmigo porque ella nació dentro del vínculo del matrimonio. Mi abuela me entregó a los servicios sociales para que alguien me adoptara porque, en lo que a ella se refería, yo era motivo de vergüenza y no debería haber nacido nunca.




ESPERO QUE LES GUSTE..
GRACIAS POR LEERLA..
BESOSSS…
Volver arriba Ir abajo
andreinarg jonas
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1184
Edad : 21
Localización : con nickk y joee para toda la vida hasta que la muerte nos separe
Fecha de inscripción : 19/06/2009

MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Julio 12th 2010, 16:56

siguelaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa
Volver arriba Ir abajo
almustyles
Amiga De Los Jobros!


Cantidad de envíos : 452
Edad : 17
Localización : Enganchada a la boca de Nick y Joe. Madrid,España
Fecha de inscripción : 03/07/2010

MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Julio 12th 2010, 17:53

Siguela.
Me encanto.
Pues yo me kedaria el bebe,xq tengo ganitas de tener uno ya en mi casa. =)
Volver arriba Ir abajo
K2Mrpresidentedanger
Casada Con
Casada Con


Cantidad de envíos : 1289
Localización : ConMi Sepsi! novio Kevo y mis cuñadithos Nicky y Joe ;) :baba:
Fecha de inscripción : 28/06/2010

MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Julio 12th 2010, 21:24

siguelaaaa
me fascino
el kapzzz
pero sigueelalaaaaa
Volver arriba Ir abajo
Stephy D' Jonas
Super Fan De Los JoBros!
Super Fan De Los JoBros!


Cantidad de envíos : 3596
Edad : 21
Localización : ¡Donde los sueños me lleven! {Venezuela - Jonasland - Australia}
Fecha de inscripción : 24/11/2009

MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Julio 12th 2010, 23:42

SIguelaaaaaaaaaaaaaaa
me encantooooooo
estuvo excelente
me dejaste sin palabras
siguelaaaaaaaaaaaaaaaaa
Volver arriba Ir abajo
kary jonas
Comprometida Con...


Cantidad de envíos : 785
Edad : 24
Localización : mexico
Fecha de inscripción : 07/06/2010

MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Julio 12th 2010, 23:52

de vdd nick me impresiona
jajajaja y tu nobela tmb
SI
GUELA
me encanta =)
Volver arriba Ir abajo
More Jonas
Novia De..


Cantidad de envíos : 646
Edad : 21
Localización : Guanare/Portuguesa/Vzla...EN NIJELAND
Fecha de inscripción : 07/11/2009

MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Julio 13th 2010, 01:17

noooooooooooooooooooooooooooooo
holaaa soy new reader

please please siguelaaa
laaaaaaaaaaaa ameeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeee
porfis siguela
Volver arriba Ir abajo
http://www.twitter.com/morelbis_jb
Gaby Silva..Srta.de NickJ
Me Gustan Los Jonas!


Cantidad de envíos : 200
Edad : 20
Localización : Zulia - venezuela
Fecha de inscripción : 16/09/2009

MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Julio 13th 2010, 08:01

Hooolaaaaaaaaa!!!

Bueno aqui New Reader!

wooooww me encanta tu nove!

espero que la sigas pronto!
Volver arriba Ir abajo
daniela_n_j
Forista!


Cantidad de envíos : 79
Edad : 24
Fecha de inscripción : 06/06/2010

MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Julio 13th 2010, 13:53

Nickolas se sintió mucho más afectado de lo que quería por aquella triste historia. Sabía que en su familia también habían ocurrido aquel tipo de cosas, e incluso peores, a lo largo de los siglos pero que se habían ocultado. Sabía también que incluso en la sociedad más liberal de hoy en día, la respetabilidad y la opinión de los demás eran la preocupación más acuciante de su madre. Controlaba muy estrechamente a Dana , temerosa de que demasiada libertad condujera a vergonzosos titulares en los periódicos.
—Siento que tuvieras esa experiencia…
— ¡Tonterías! —replicó ella—. De todas formas, por eso no quiero que ningún hijo mío sufra esa clase de rechazo.
—No habrá hijo alguno. Afrontemos ese asunto cuando llegue el momento, no antes —le aconsejó él.
— ¿Y qué piensas hacer si estoy embarazada?
Se sentía furiosa y desolada a la vez. Sabía que los frágiles cimientos de su seguridad se verían destruidos por completo por la llegada de un bebé. Trabajaba horas perdidas en un trabajo sin perspectiva alguna. No había sitio para todos los cuidados que necesita un niño en su ajustado presupuesto ni disponía de familiares que la ayudaran. Además, sabía demasiado bien lo que suponía criar a un hijo en solitario. Su propia madre había fracasado estrepitosamente en la misma tarea.
—Ya nos ocuparemos del tema cuando ocurra, si es que ocurre. ¿Eres siempre tan pesimista?
— ¿Cómo te atreves? —Replicó ella llena de furia—. Estamos hablando de mi vida, no de la tuya. Por lo tanto, quiero saber qué terreno piso. Estoy segura de que, si se diera el caso, lo más que me ofrecerías sería darme dinero para que abortara.
— ¿Y cómo te atreves tú a realizar esa deducción? —Repuso él con desagrado—. Yo jamás me comportaría así.
—Bien, esperemos entonces que jamás tengamos que llegar a ese punto.
— ¿Cuándo vas a dejar de culparme a mí y a aceptar las responsabilidades de tu propio comportamiento?
—En estos momentos, lo único que deseo es que te marches… —susurró ella muy pálida.
—No te preocupes. Te aseguro que no tengo deseo alguno de quedarme.
Justo en ese momento, la puerta del dormitorio se abrió. En el umbral apareció Jacob. Primero, miró fijamente a ____(tu) para luego centrar su atención en Nickolas .
— ¿Por qué estabas gritando,____(tu) ? ¿Qué es lo que está pasando aquí? —preguntó.
—Nickolas estaba a punto de marcharse —respondió ____(tu)
—Me llamo Jacob . Soy amigo de____(tu) —dijo, dirigiéndose a Nickolas mientras al mismo tiempo se colocaba al lado de ____(tu) como si quisiera protegerla—. Creo que debería hacer lo que ella le ha pedido y marcharse ahora mismo.
Nickolas se quedó bastante sorprendido por la repentina aparición de otro hombre. Se dio cuenta muy rápidamente del gesto de posesión que se reflejaba en el rostro del joven. El, por su parte, sintió enojo y sospechas, dado que no sólo era evidente que Jacob y ____(tu) vivían en la misma casa sino que también tenían mucha familiaridad el uno con el otro.
—Ya sabes cómo ponerte en contacto conmigo si lo necesitas —le dijo a ____(tu)
____(tu) permaneció completamente inmóvil hasta que oyó el portazo que anunciaba la marcha de Nickolas Entonces, se derrumbó y comenzó a llorar. Como jamás la había visto llorar, Jacob la rodeó con sus brazos y la abrazó algo torpemente.
— ¿Quién diablos era ese tipo? —le preguntó cuando ella se hubo calmado un poco—. ¿Qué tiene que ver contigo?
____(tu) le contó toda la historia. Tenía tanto miedo de haberse quedado embarazada que tenía que desahogarse allí mismo. A medida que iba escuchando sus palabras, la expresión del rostro de Jacob iba denotando más reprobación, aunque no dijo nada ni expresó crítica alguna. No obstante, quedaba muy clara la sorpresa que le había producido el comportamiento de____(tu) . Cuando llegó el momento de expresar la opinión que le merecía Nickolas , Jacob se volvió más expresivo.
—Una chica como tú no viaja en limusina —dijo—. Un tipo con ese montón de dinero sólo se relaciona con alguien como tú porque está aburrido de los de su clase.
— ¡Y encima va y me pide que sea su amante! ¿Acaso parezco yo la típica mujer florero?
—Ojala le hubiera dado un buen puñetazo —comentó Jacob. No le había hecho ninguna gracia el comentario de ____(tu) —. Te puedes buscar un hombre mucho mejor que él…
—Si estoy embarazada, no. Si tengo un niño, mi vida entera y mis perspectivas futuras se irán por un precipicio. Jamás dejaré de tener dificultades para sobrevivir.
—Esperemos que no sea así —le aconsejó él. Entonces, guardó silencio durante unos segundos—. ¿Sabes una cosa? Yo siempre pensé que, al final, tú y yo terminaríamos juntos.
____(tu) lo miró llena de asombro. Jamás se le había ocurrido pensar que Jacob podría considerarla algo más que una hermana.
—Pero si somos amigos…
—Sí, bueno… ¿Y por qué no puede ser la amistad el primer paso para algo más? Nos llevamos bien. Nos conocemos bien. No habría sorpresas desagradables. Tendría mucho sentido.
—No sigas por ese camino —le pidió ____(tu) Ella jamás se había parado a pensar en Jacob de ese modo—. Lo único que estás haciendo es recordarme que liarme con Nickolas fue como ceder ante un ataque de locura.
—No hay por qué fustigarse al respecto —replicó Jacob con un tono práctico en la voz—. Eso no va a cambiar nada.
Ese fin de semana, ____(tu) asistió a dos ferias de artesanía. La venta de varias piezas de su cerámica la animó un poco. A medida que iba avanzando la semana siguiente, su estado de ánimo empeoró al ver que no le bajaba el periodo. Estaba trabajando muchas horas y su habitual energía parecía haberla abandonado. Comenzó a sentirse muy cansada y, al mismo tiempo, empezó a sentir náuseas y a mostrarse reacia a ciertos tipos de comida. La ansiedad se apoderó de ella. Comenzó a temerse lo peor y las ojeras comenzaron a profundizársele día a día en el rostro. Estaba pensando en salir a comprar una prueba de embarazo cuando Jacob la convenció para que fuera al médico y éste le proporcionara un diagnóstico más fiable.
Tras examinarla, el médico le aseguró que no había duda alguna de que estaba embarazada. Aunque ____(tu) siempre había creído que estaba preparada para tal eventualidad, se sintió destrozada al ver que se confirmaban sus temores. Jacob la telefoneó desde el taller para preguntarle qué había ocurrido. Ella se lo contó todo con voz apagada mientras se miraba en el espejo del recibidor y trataba de imaginarse cómo sería su esbelto cuerpo cuando el embarazo comenzara a hacerse más evidente.
Un bebé. Un bebé de verdad, viviendo, respirando, llorando… Ese pequeño ser dependería totalmente de ella al cabo de menos de nueve meses. El aborto no era opción para ella. Su propia madre le había dado la oportunidad de vivir en circunstancias igualmente poco prometedoras y lo había hecho lo mejor que lo había podido, aunque no lo hubiera hecho demasiado bien. ¿Acaso no podía hacer ella lo mismo por su propio hijo? Sacó la tarjeta de Nickolas y decidió enviarle un mensaje de texto: Necesito verte URGENTEMENTE.
No podía hablar con él en aquel momento, cuando se habían separado en tan malos términos.
En la sala de conferencias del Banco JONAS donde estaba en medio de una reunión, Nickolas recibió el mensaje. Cuando lo leyó, quedó convencido de que las mayúsculas significaban que ella había descubierto que no estaba embarazada y que quería disculparse con él por haber montado tanto jaleo al respecto. Se dirigió a su despacho para telefonearla.
—Ven a cenar conmigo esta noche —sugirió—. Enviaré un coche a recogerte a las ocho de la tarde.
____(tu) sintió un profundo rechazo ante la idea de darle la noticia durante la cena. Entonces, se recriminó por preocuparse de tal trivialidad. El era tan responsable como ella de lo ocurrido. ¿Por qué tenía que ponerse tan nerviosa ante la perspectiva de contarle lo ocurrido?
Cuando Jacob regresó a casa después de trabajar, se reunió con ella en la cocina.
— ¿Cómo te encuentras? —le preguntó.
—Me apetecería darme de patadas por ser tan estúpida.
— ¿Se lo has dicho ya?
—Se lo voy a decir esta noche, aunque no espero que eso afecte demasiado a mis planes.
— ¿Ya tienes planes?
—Sí. Pienso seguir con mi vida lo mejor que pueda —musitó ____(tu)
Jacob le tomó la mano.
—No tienes por qué hacer esto sola…
— ¿Qué quieres decir? —preguntó ella, mirándolo sin comprender.
Jacob respiró profundamente.
—Lo he pensado mucho desde que tuvimos aquella conversación, por lo que te pido que te tomes un minuto y te lo pienses antes de decirme que no. Estoy dispuesto a casarme contigo y a criar a ese niño como si fuera mío.
____(tu) se quedó atónita ante aquella sugerencia.
—Jake, por el amor de Dios… No podría permitir que te sacrificaras de ese modo…
—Quiero ayudarte, .____(tu) Juntos podríamos formar un buen equipo —le aseguró —. No espero que tú me ames, pero, con el tiempo, estoy seguro de que nos sentiremos más cerca el uno del otro.____(tu)
Los ojos de ____(tu) se llenaron de lágrimas. No podía ni hablar. La generosidad de su amigo le emocionaba. Le agarró ambas manos con las suyas y se las apretó con fuerza para poder expresarle así sus sentimientos. Sin embargo, por primera vez le pareció que no podía decirle a Jacob lo que le gustaría porque ya sabía que él la consideraba algo más que una amiga y que albergaba esperanzas que ella jamás podría cumplir. Lo quería mucho y confiaba plenamente en él, pero no sentía atracción alguna. Sus sentimientos hacia él se reducían a una amistad platónica.
—Eres demasiado bueno —le dijo mientras iba a vestirse. En aquel momento, más que nunca, sintió que su seguridad se resquebrajaba. ¿Cómo podía seguir viviendo en casa de Jake? No sería justo para él. Estaba demasiado implicado en su vida y no sería bueno. Seguramente haría menos esfuerzos por conocer a otras chicas mientras ella siguiera viviendo allí.
A las ocho en punto, un chofer uniformado llamó al timbre para decirle que la limusina estaba esperándola…



SIENTO QUE SEA TAN CORTO PROBLEMAS EN
CASA..
Volver arriba Ir abajo
almustyles
Amiga De Los Jobros!


Cantidad de envíos : 452
Edad : 17
Localización : Enganchada a la boca de Nick y Joe. Madrid,España
Fecha de inscripción : 03/07/2010

MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Julio 13th 2010, 14:45

Tu trankila.
Me a encantado.
Me esta gustando mi amigo Jacob. (No sera Jacob Black verdad?)
Siguelaaaaaaa
Volver arriba Ir abajo
Fe-MaToPaHoSty
Forista!


Cantidad de envíos : 58
Edad : 21
Localización : León, México
Fecha de inscripción : 22/04/2010

MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Julio 13th 2010, 18:29

Nooooooo... Ques lo que pasa después, por favor seguila y pues como verás soy nueva lectora. Esperare con muchas ansias la conti.... pero por favor no tardes y espero que cuando subas conti me puedas avisar.

Espero que tengas en lindo día... Sad

Esta muy buena tu nove. afro
Volver arriba Ir abajo
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)   Hoy a las 20:46

Volver arriba Ir abajo
 
DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 3 de 6.Ir a la página : Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6  Siguiente
 Temas similares
-
» DuQuesa Por Accidente (Nick y Tu)
» Leaving Paradise - Nick y Tu - (Adaptada)
» Setup The Strokes: Nick Valensi y Albert Hammond Jr.
» HA MUERTO NICK CURRAN
» Nick Capaldi - A Shade of Orange (2012)

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Jonas Brothers Venezuela Foro Oficial :: Webnovelas/Fics :: Jonas Brothers: Fan ficts :: DE TODO UN POCO-
Cambiar a: